sábado, 17 de noviembre de 2018

BEATRIZ DE MAJO, LA BUENA HORA DE GUSTAVO PETRO. COLOMBIA EN CÁPSULAS


Una importante transformación se ha producido en el seno del grupo revolucionario que acompaña a Gustavo Petro en medio de la campaña sin cuartel que este libra por hacerse de la Presidencia colombiana cuando a Ivan Duque le toque entregar la banda presidencial.

Posibilidades ciertas de convertirse en huésped del Palacio de Nariño tiene, por variadas razones. La primera es que la votación obtenida por esta ficha de las izquierdas colombianas fue muy significativa en la segunda vuelta de las elecciones presidenciales. Apenas 4 puntos menos que Duque y con una cifra porcentual muy elevada que se acercaba peligrosamente a la mitad de los votos.

Con esta capital político dentro de su morral, Petro no ha dejado pasar ocasión para ponerle palitos entre las ruedas al ahora mandatario colombiano y el juego no le está resultando tan complicado. Es muy cuesta arriba tratar de robarle popularidad a cualquier Presidente recién electo con el favor popular y con el ánimo del electorado a favor de los cambios que promete.

Pero la cuesta a escalar por parte de Ivan Duque al inicio de su mandato ha sido harto empinada. Por un lado la avalancha de refugiados venezolanos que se ha acentuado desde su llegada al poder ha requerido de una atención dedicada del gobierno a resolver los problemas de más de millón y medio de refugiados, todo ello en medio de la debilidad económica y social que Colombia traía ya a cuestas. En ese terreno, luego de trescientos días del inicio de periodo presidencial, aun no hay soluciones eficientes para abordar y resolver el drama de la afluencia y la atención a millones y medio de seres hambreados en busca de ocupación y vivienda. Dentro del mismo tema, el gobierno, a pesar de haber estado muy activo en el terreno multilateral, no ha logrado armar un plan coherente de la comunidad internacional para detener las atrocidades que se gestan dentro de la dictadura venezolana y que son las que provocan el éxodo masivo.

El llamado de Duque en la capital de Europa a un “consenso global para una acción multilateral” aun no cobra forma. Por todo ello, nada hace pensar que la solución a estos dramas que impactan al país y al gobierno tenga pronta resolución. De lo que se habla, más bien, es de una desestabilización de Colombia.

A Petro también le están dando alas otras equivocaciones del gobierno de turno. El todo el territorio nacional se están gestando marchas contra las políticas de Duque que aparecen como impopulares y ellas serán impulsadas por las izquierdas hasta obtener algún genero de satisfacción que se materialice en planes que contengan medidas contundentes a favor de las clases más necesitadas.

El caso es que el aumento de los impuestos a los empleados de medianos ingresos , la falta de presupuesto para la educación y las universidades, la ausencia falta de una política útil a la generación de empleos y el pobre manejo de la economía en términos generales mantienen a Duque con una desaprobación de más del 70 %. Pues bien, Gustavo Petro tiene el ambiente a favor para pescar en medio de este rio revuelto.

Y lo está favoreciendo otro elemento inesperado: sus desaveniencias con personeros de la “ Revolucion Bolivariana” del otro lado de la frontera, un tema que muchos ven con buenos ojos en Colombia y a los que se les ha dado amplia publicidad. No le han

faltado los insultos al excandidato presidencial de parte de Diosdado Cabello frente a las cámaras de televisión.

Las molestias por los desatinos tan visibles de parte del gobierno de Nicolás Maduro y sus adláteres que han llevado a un país rico a la ruina, los altos niveles de corrupción asociados a la gestión de gobierno, el favorecimiento de la implantación del ELN y de bandas criminales en suelo venezolano , la connivencia con el tráfico de drogas, la comandita activa compartida por los militares venezolanos los eyectados de las FARC y las BACRIM , son compartidas por toda Colombia, no solo por los simpatizantes con el gobierno.

De esta manera un poco de sagacidad política es todo lo que le hace falta al representante de Colombia Humana para mantenerse en la cresta de la ola

Beatriz De Majo

bdemajo@gmail.com
@beatrizdemajo1

LUIS "BALO" FARÍAS, “EL PUEBLO DECIDE”


 Proclama del Táchira para Venezuela y el Mundo

Desde el Táchira, gentilicio pionero de insignes iniciativas nacionales, proclamamos, a los venezolanos dentro y fuera del país y al mundo, nuestro  irrevocable propósito constitucional, de luchar por el rescate de la libertad y la democracia de Venezuela y convocarnos para emprender esta magna gesta liberadora, ante quienes traicionan y esclavizan nuestra patria bajo el yugo de la opresión  a un pueblo noble y generoso, pionero de libertad.

El grave problema nacional trascendió al mundo y en especial a la comunidad latinoamericana que preocupada, atiende nuestros desplazados, busca y propone formulas diversas para solventar lo que ya es una grave amenaza a la estabilidad política y paz social de la región.

Esta situación  obliga a una solución constitucional, revestida de la fuerza y contundencia ética,  plural y justa, que da la fuente de la libertad y la democracia: El Ciudadano; el ciudadano en ejercicio de la Soberanía Popular, su Poder Originario y el principio de Libre Determinación de los Pueblos.

Que hacer y cómo hacerlo: A la fuerza del régimen, opresora y violadora de derechos. Opongamos la fuerza soberana, constitucional y democrática del pueblo venezolano. Por ello,  La Sociedad Civil Tachirense,  de reconocida tradición democrática, fundamentada  en sus diferentes organizaciones e instituciones, propone ante la dramática situación de caos que vive la Nación, la realización de una Consulta Popular Nacional mediante la cual EL PUEBLO DECIDE: la Convocatoria de una Asamblea Constituyente Originaria por Iniciativa Popular y a través de ella designar el 19 de Abril de 2019 un Gobierno de Transición de Unidad Nacional y la ejecución del Proyecto País: Venezuela Reconciliada…Vía Constituyente .

La Propuesta, integra esfuerzos con visión y trascendencia nacional, con la finalidad de transitar hacia la solución de la tragedia, aplicando la Constitución y que, frente a la dispersión ideológica   y la división social, es imperativo: El Pueblo Decide, en Consulta Popular, sobre los objetivos superiores referidos al presente y futuro de la nación en ejercicio de la soberanía y poder originario, en quien reside y es titular: Reestablecer el sistema democrático. Propugnar la Reconciliación en Justicia, Reconstrucción de la República e Impulsar su desarrollo integral, en Democracia y Libertad.

La Propuesta promueve frente a este caos cruento e inmerecido, la unidad de la República; siendo trascendentales, en estos aspectos, las conclusiones coincidentes de la Conferencia Episcopal Venezolana, manifestada el pasado, 13 Enero 2018, del cual se extrae lo sguiente:

“…Realidad de tragedia y sufrimiento… Éxodo... Implantación de un proyecto político totalitario… Asamblea Nacional Constituyente inconstitucional e ilegítima... Presos Políticos y torturas. Y exhortan a  Que la Sociedad Civil, adelante una consulta para señalar el rumbo (Art 70, Constitucional)…y se presente un proyecto de país creíble y realizable…”

Corresponde al pueblo soberano,  por derecho natural y constitucional, dar el mandato y solución al grave mal que aqueja la nación y  ser el árbitro social supremo, para decidir en convocatoria, aspectos para el funcionamiento normal de la República, dentro del Estado de Derecho. Aspectos claves para solucionar, en la coyuntura caótica  el vacío de poder existente, máxime, después del 10 de Enero 2019, es formalizar Constitucionalmente, la sustitución del actual Presidente Nicolás Maduro, exigir a las FAN respeto absoluto a la Constitución y rechazo popular contra  la denominada “Asamblea Constituyente”, no originaria. Artilugio engendrado por el sector oficial, no reconocido por las mayorías nacionales e internacionales.

Desde el Táchira reiteramos al  país la convocatoria para consultar al pueblo soberano, como instancia superior  de poder y de gobierno inapelable, consulta que ratifique la realizada el 16 de Julio del 2017, cuyo mandato no fue acatado a satisfacción por los convocantes; Igualmente  proponemos, que de manera acordada y concertada asuma la Comunidad Internacional esta exigencia de acudir a la voluntad de los ciudadanos como solución, utilizando los mecanismos legítimos disuasivos que posee, para garantizar,  con su apoyo, presencia y supervisión técnica y logística, que libremente los venezolanos expresemos nuestra voluntad, dentro y fuera de Venezuela y que decidamos el presente y porvenir del país, en ejercicio de la soberanía popular y poder originario, en concordancia con los artículos 1, 2, 3, 5, 6, 7, 19, 23, 25, 62, 70, 139, 233, 328, 333, 335, 347 y 350  constitucionales.

Los ciudadanos, debemos asumir el compromiso de liberarnos, e iniciar la refundación de la república en el marco de un Nuevo Proyecto de País y Nuevo Pacto Social, producto de una autentica y originaria Asamblea Nacional Constituyente, convocada por iniciativa popular,  organizada por un ente Electoral Independiente para darnos un nuevo modelo político, y administrativo, verdaderamente descentralizado y sea posible con nuestro esfuerzo y potencialidades regionales del país y su gente, proyectarnos con certeza hacia un futuro seguro, en el cual prive la Justicia, la Reconciliación y la Paz entre hermanos.

Desde el Táchira convocamos las regiones del país, a asumir la responsabilidad histórica de liberar a Venezuela  y concretar la propuesta planteada en esta proclama. Convocamos a la Sociedad Civil representada en las organizaciones políticas, gremiales, eclesiásticas, académicas, universitarias, estudiantiles, empresariales y laborales, para asumir concertadamente con la Comunidad Internacional, la ruta del rescate de la nación. Es urgente y perentorio acudir al ciudadano para que de manera  contundente asuma lo que le es propio: DECIDIR EN CONSULTA EL PRESENTE Y FUTURO DEL PAIS, para acometer su refundación y decidida marcha hacia el progreso y desarrollo. Venezuela sufre  una inédita crisis que requiere de una inédita solución constitucional, participativa y electoral. Hagámosla con el orgullo de ser venezolanos: definitivamente  libre e imprescindiblemente democrática.

“En una palabra, mi querido general, yo no conozco más partido de salud, que el de devolver al pueblo su soberanía primitiva para que rehaga su pacto social. Vd. dirá que esto no es legítimo: y yo, a la verdad, no entiendo qué delito se comete en ocurrir a la fuente de las leyes para que remedie un mal que es del pueblo y que sólo el pueblo conoce. Digo francamente que si esto no es legítimo, será necesario a lo menos, y, por lo mismo, superior a toda ley: pero más que todo es eminentemente popular, y, por lo mismo, muy propio de una república eminentemente democrática.”  Simón Bolívar. Carta dirigida a Santander,  Octubre de 1826.                                                                    

 “No habrá una verdadera solución de los problemas del país hasta tanto el pueblo no recupere totalmente el ejercicio de su poder”… “Urge consolidar un gran movimiento democrático nacional que permita al soberano decidir él mismo, y no ya a través de individualidades o grupos, qué quiere para este país”…Mons. Ovidio Pérez Morales. Emérito Obispo tachirense

Gloria al bravo pueblo que al yugo lanzo, la ley respetando la virtud y honor… Abajo cadenas…¡EL PUEBLO DECIDE!.

Luis "Balo" Farias

balofarias@gmail.com
@LuisBaloFarias

SOLEDAD MORILLO BELLOSO, DEJEN DE MIRARSE EL OMBLIGO


Todavía no he leído ni escuchado ni un solo argumento de peso que me convenza que sin negociación vamos a llegar a parte alguna. Y miren que lo busco por todas partes. Yo leo a todos, escucho a todos.

Lo voy a decir sin medias palabras: tenemos que presionar a políticos, organizaciones, influenciadores, consultores y ciudadanos para que entiendan y acepten que, unidos, en bloque, hay que iniciar un proceso de negociación. No de diálogo, no de intercambio de ideas, no de tertulia o conversadera. Negociación

Cada día que pasa sin que se emprenda un proceso de negociación, el país y la ciudadanía de cualquier color político (si acaso quedan colores aún) se perjudican más y más y el gobierno se atrinchera y atornilla más. El gobierno (o régimen), en una estrategia costosa y desgastante para él, hace lo que le da la gana, la mayor sarta de errores y estupideces imaginables, porque no necesita de mayor cosa para atrincherarse.

Todavía no he leído ni escuchado ni un solo argumento de peso que me convenza que sin negociación vamos a llegar a parte alguna. Y miren que lo busco por todas partes. Yo leo a todos, escucho a todos. Al gobierno, a los revolucionarios, a las oposiciones, a los analistas, a los liderazgos de todas las tendencias. Los sigo muy de cerca en sus declaraciones. Radio, televisión, Facebook, Twitter, páginas web, blogs. Analizó discursos, intervenciones, planteamientos, opiniones. Quiero que me persuadan. Nadie me ha ofrecido razones lo suficientemente sensatas para suponer que existe otro camino salvo el de la negociación para darle un parao al desastre que ya, está clarísimo, tiene todas las características de rumbo al colapso. 

Ya no es cuestión de lo que queremos oír, de lo que nos gustaría. Estamos mucho más allá de largas o cortas letanías. No se trata de recitar deseos como si fuera una carta al Niño Jesús, y menos de decir lo que la gente en su desesperación quiere oír. Es entender lo que está pasando (horroroso) y lo que puede pasar (todo se puede poner mucho peor). Y a los que se lanzan a distribuir por todos los medios promesas edulcoradas y maquilladas de colorinches heroicos, de esas que despiertan esperanzas vanas, hay que preguntarles, así, directamente, sin ambages, qué día, a qué hora, integrada por quiénes, con qué y cómo va a venir una fuerza liberadora internacional al rescate de Venezuela.

Maduro está metido en un pozo de impopularidad. Es cierto. Tiene el rechazo más alto que ha contabilizado presidente de Venezuela alguno. Pero no está ni derrocado ni derrotado. Cada semana se atrinchera más y nos hunde más. Y ha entendido que no necesita ser popular o tener aplauso internacional para seguir pegado como garrapata en el sillón de Miraflores. No le importa en lo absoluto el costo que para el país supone su gobierno. Y eso tampoco le importa a quienes le garantizan que siga ahí, porque esos, pocos pero muy poderosos, también están muy bien en medio del desastre. Pero hay más. La estrategia de dividir a la oposición ha sido extraordinariamente efectiva, eficiente y eficaz y fue ejecutada con precisión. Hoy la percepción y la sensación del país de a pie es que los dirigentes de oposición se dividen en inútiles, oportunistas, colaboracionistas y mangasmeás. No hay un solo líder que llegue a números de apoyo popular que siquiera se asemejen a los que llegaron a tener. El gobierno instaló una molienda y le dijo al país que la usara para destruir a la oposición. Y la ciudadanía siguió la pauta, con el coro de muchos que creyeron que así se hacían de prestigio o que pensaron que era una estrategia correcta y productiva.

¿Estamos a tiempo de evitar que el colapso se convierta en destrucción total? Sí, mil veces sí. Pero se requiere coraje, no ridícula gritadera. Es imprescindible "cantarle" las verdades al país y dejar de "llorarse las mentiras". Y es imperativo dejar la narrativa idiota de etiquetas políticas y económicas que, a los ojos de los millones que sufren, no hacen sino pintar de banalidad y frivolidad el debate. Pero si bien estamos a tiempo, hay que apurarse. El país no aguanta mucho más. Dejen de mirarse el ombligo
.
Soledad Morillo Belloso
Soledadmorillobelloso@gmail.com
@solmorillob

EDUARDO RIVEROS QUIROZ, LOS ESCUDEROS VENEZOLANOS DE BOLSONARO


La irrupción de Jair Bolsonaro ha generado múltiples reacciones en Venezuela, desde la euforia hasta el susto, distancia y miedo de factores ligados al poder, algunos de gobierno y otros de “oposición”. 

Pero el fenómeno Bolsonaro también tuvo protagonistas a venezolanos, nos referimos a Eduardo Bittar y Roderick Navarro, líderes del movimiento Rumbo Libertad, quienes incluso fueron recibidos horas después por el mismo ganador de las elecciones de Brasil en su casa, que más que una anécdota es una señal fuerte del reconocimiento del nuevo líder del gigante amazónico hacia estos jóvenes quienes han sido el rostro de la lucha venezolana en Brasil.

Propuesta “Renacer”

En efecto, estos jóvenes dirigentes políticos tienen una relación estrecha con el primer anillo político de Bolsonaro, es más, Eduardo Bolsonaro, hijo del próximo presidente y diputado, ha sido explícito en reconocer al movimiento Rumbo Libertad como los interlocutores válidos de la oposición, en detrimento de la tradicional oposición venezolana ligada a la Mesa de la Unidad que está conformado casi en su totalidad por partidos pertenecientes a la izquierda venezolana.

“Que en Venezuela no existe el verdadero socialismo”, “que Maduro no es de izquierda”, esas frases no están en el vocabulario de Rumbo Libertad, ya que ellos se definen como un grupo de derecha, que aboga por la disminución del Estado, el libre comercio y el respeto a la propiedad privada, y su propuesta de transición se llama Renacer el cual tiene como eje recomponer el Estado venezolano y adecuarlos a los paradigmas de la libertad. 

Afinidad ideológica

Razones sobran para entender la simbiosis entre Rumbo Libertad y el equipo que respalda ideológicamente a Bolsonaro, en especial cuando el programa económico brasileño está diseñado por un economista de la Universidad de Chicago y que Eduardo Bolsonaro es un público partidario de la escuela austríaca de economía (graduado en economía liberal en el instituto Mises de Brasil), en especial de Ludwig Von Mises y también es reconocido su conocimiento en criptomonedas, develando coincidencias ideológicas con Hayek, quien en su libro La desnacionalización del dinero ya profetizaba la circulación de monedas privadas (al igual que Milton Friedman), y en términos de seguridad y la lucha contra la corrupción son ejes que los hacen coincidir. 

Brasil y la oposición venezolana

Mientras casi la totalidad de la oposición venezolana ligada a los partidos tradicionales lloraba la muerte de su líder ideológico, Teodoro Petkoff, tanto Bittar como Navarro estaban delineando su trabajo político en especial la nueva estrategia para enfrentar al gobierno de Maduro; en ese sentido es válido que ellos serán la puerta de entrada tanto desde el mundo de las ideas como la parte política con los Bolsonaro, lo que será un cambio radical en la relación Brasil-Venezuela, donde nombres tradicionales de la oposición, como Timoteo Zambrano o Luis Florido, es muy difícil que participen en comisiones o mesas de diálogo, ya que tomando en cuenta la cosmovisión de la nueva administración brasileña ellos son del pensamiento de que se extinga el Foro de Sao Paulo y sus satélites, donde tienen el valioso apoyo de la administración Trump, quien fue categórico en apoyar públicamente al nuevo líder de Brasil. 

Gobierno venezolano y Rumbo Libertad

Si el silencio e indiferencia ha sido el sello de la oposición, incluyendo políticos e intelectuales, hacia Rumbo Libertad, imaginen qué estarán pensando en la sala situacional del gobierno por la irrupción de este movimiento como “embajadores” de Venezuela ante el próximo gobierno de Bolsonaro, en primer lugar porque ellos se declaran partidarios de la libertad, antisocialistas y anticomunistas, donde símbolos político-culturales como Pompeyo Márquez o Alí Primera están totalmente desacreditados por este movimiento, y también porque tanto Bittar como Navarro han sido frontales contra el gobierno venezolano, así que sorpresas como posiciones ambiguas frente a la partida de nacimiento de Maduro, reconocimientos democráticos que buscan legitimación o faltas de quórum en casos emblemáticos, como Odebrecht, no serán parte del discurso de este dueto político; al contrario, ellos serán claros y directos, espada y escudo de Bolsonaro, hermanados en la lucha por renacer a Venezuela y en una nueva alianza con Brasil, bajo los caminos de la libertad empresarial, seguridad jurídica y propiedad privada que plasmen en los hechos los nuevos vientos de prosperidad, más cuando se tiene la anuencia del gobierno de Estados Unidos en la búsqueda de la liberación total… ¿ se aproxima la peor pesadilla para el gobierno venezolano y sus aliados?

Eduardo Riveros Quiroz
visionbionica@gmail.com
@eduardoriverosq

JOSÉ ANTONIO GIL YEPES, CONDICIONES PARA NEGOCIAR


Una vez más, al gobierno le interesa dialogar con la oposición para comprar tiempo e imagen; sin que nada cambie. Se trata de una estrategia para legitimar la juramentación de Nicolás Maduro, el 10-01-2019, ante unos 50 países que no reconocieron su elección. Pero, las derrotas que sufrió la oposición en los diálogos de 2016 y 2018 le inclinan a no dialogar. Sin embargo, las estadísticas mundiales muestran que las prácticas más comunes en los procesos de cambio de regímenes autoritarios son la participación electoral y la negociación. Entonces la oposición no puede escapar a este reto y necesita re encuadrarse psicológicamente bajo esta perspectiva y completarla exigiendo un proceso de negociación que le convenga y una agenda que sea justa. 

El proceso conveniente. Referirse a “Negociación“,nunca a “Diálogo”. Escoger el lugar; Venezuela. Acompañarse por países amigos y enemigos para facilitar la divulgación de la experiencia. Fijar la fecha lo antes posible para poder pararse a tiempo de la mesa antes del 10 de enero, si el gobierno no acepta una agenda justa. 

La agenda justa. Empieza por rechazar la agenda anterior y por reconocer que repetir la elección no tiene bases sólidas. Maduro la ganó; se la regalaron los abstencionistas. Además, lo más probable es que los países que no han reconocido la elección de Maduro lo hagan porque en Venezuela hay demasiados recursos. La agenda justa contiene los siguientes puntos incuestionables: Renovación de los 13 Magistrados express, de los rectores vencidos en el Consejo Nacional Electoral, del Fiscal, Contralor y Defensor, todos inconstitucionales, por la Asamblea Nacional; eliminación de la Asamblea Nacional Constituyente y la juramentación del Presidente ante dicha AN. 

Con esta agenda, la oposición siempre gana: Si el gobierno no la acepta, quedaría expuesto como no democrático y a mayores sanciones. Si la acepta, sería el principio del fin de su autocracia hegemónica. En este caso, los opositores necesitarían volver a re encuadrarse psicológicamente pues el gobierno sólo aceptaría repartir su poder a cambio de “garantías” o, en términos de Robert Dahl, “de que le bajen el costo al reparto porque, si no, no reparte.”

José Antonio Gil Yepes

Directivo Datanalisis
@joseagilyepes


JOSÉ LOMBARDI, SÍNDROME DE VICTIMISMO

Dedicado a Sarita

No hay dudas que los venezolanos sin excepción hemos y seguimos estando sometidos a una presión emocional terrible, vivir en una sociedad en donde la vida cotidiana transcurre entre malas noticias e inestabilidad permanente, ponen a prueba nuestra salud mental, planificar cualquier actividad es una tarea difícil, el denominador común es la incertidumbre, nadie sabe que podrá ocurrir en la hora siguiente, una vida en suspenso que se agrava cuando la situación económica particular es mala, un cuadro realmente enloquecedor.

La esperanza nace de la desesperanza, al igual que la luz del día es consecuencia de la noche oscura, la felicidad derrota a la tristeza y así miles de situaciones opuestas que no son más que los equilibrios de la vida determinados por Dios, quizás son estas contraposiciones las que ponen a prueba nuestra fortaleza espiritual, no es casual que el Papa Francisco en la puerta de entrada de su habitación en el vaticano tenga un aviso de advertencia con letras grandes y rojas, tal como si fuera un aviso de emergencia, con la frase: “Prohibido Quejarse” seguido de la siguiente explicación: “los transgresores son sujetos a un síntoma de victimismo con la consecuente disminución del tono del humor y de la capacidad de resolver problemas” y finalmente cierra el aviso con la siguiente frase: “la sanción es doble si la violación es cometida ante la presencia de niños. Para volverse el mejor de uno mismo hay que concentrarse en las propias potencialidades y no en los propios límites, por lo tanto: Deja de quejarte y actúa para hacer mejor tu vida”

La solución a los problemas empieza por identificarlos y aceptarlos, después de eso se abre un abanico de soluciones espontáneas que debemos identificar y luego trabajar de forma positiva hasta lograr superar el problema que nos aqueja, en algunos casos la actitud positiva y paciente es suficiente para superar un problema que en principio creemos que es grave pero luego con el transcurrir del tiempo nos enteramos de que no lo era. 

El convertirnos en víctima de todo lo malo que nos sucede es un atentado hacia nuestra propia integridad, es inaceptable que teniendo la capacidad de razonar no seamos capaces de liberarnos de un síndrome tan destructivo como el victimismo que además de perjudicarnos de forma individual termina por contaminar a toda la sociedad.

Los ciudadanos que por cierto es una tarea pendiente para los venezolanos, tenemos el compromiso de generar un clima agradable de convivencia y respeto hacia los demás, el ciudadano moderno participa y se involucra en lo público como si se tratara de su esfera privada, procura generar propuestas positivas para resolver problemas y sobre todo debe ser un fiel cumplidor de las leyes. 

Nos dice el psicólogo Salvo Noe que los lamentos son como una mecedora, te entretienen pero no te llevan a ningún lado, de tal manera que el reto que tenemos los venezolanos en la época difícil que nos ha tocado vivir es ser luz guía, tal como nos lo recuerda el Papa Francisco: “el núcleo de la Fe cristiana es la resurrección de Jesús, por eso el cristiano no puede ser un profeta de desgracias…ninguna noche oscura es eterna”

Jose Lombardi
jjlombardiboscan@gmail.com
@lombardijose

NOEL ÁLVAREZ, CRISIS POLÍTICA O POLÍTICA EN CRISIS


Antiguamente se consideraba que la vida política era un género exclusivo, que iba acompañado de una excelsa educación, debido a lo cual, solo las personas buenas y preparadas podían tener acceso a esta forma de actuación. Desde esta perspectiva, cuando alguien aprendía a vivir políticamente, se convertía de inmediato, en dueño y señor de su conducta y actuaba siempre en razón del bien común y no de individualidad o grupo en particular.



Auscultando el derrotero que actualmente lleva la política en nuestro país, fácilmente se puede concluir que, en nuestros días, para acceder a un cargo, es más importante ser amigo o protegido del jefe del partido, agrupación política o facción de gobierno, que demostrar algún grado de preparación, combinada con principios morales y valores éticos. Esto me recuerda una anécdota que leí: siendo presidente, a Juan Domingo Perón, se le ocurrió realizar una consulta entre sus más estrechos colaboradores, sobre la conveniencia, o no, de nombrar a un compañero justicialista, Ministro de Comunicaciones. El rechazo a la moción fue generalizado, argumentaron, que no era sindicalista, ni técnico, mucho menos profesional graduado, ante lo cual, Perón remató la consulta con esta lapidaria frase: ¡El cargo habilita Che!

En la antigua Grecia pensaban de forma radicalmente diferente porque a las personas que lograban gran reconocimiento y decoro eran considerados “Hombres Ley”. Reconociendo que son los hombres quienes dan forma a las leyes y a las instituciones y no al contrario. Igualmente, también a la persona que formara parte de la administración pública y actuara con principios éticos, podía llegar a ser considerado un “Hombre Institución”. Marco Aurelio escribió: “en la constitución del hombre, el deber preponderante es el bien común; el segundo es no ceder ante las pasiones corporales, porque es propio del movimiento racional e inteligente marcar sus confines y no dejarse vencer por el movimiento sensorial o impulsivo”.


Cualquier mejora en la operación de las instituciones públicas, y por tanto, en la credibilidad en éstas, solo será posible si se eleva la conducta moral de los individuos que las integran, mediante una adecuada formación ética. La importancia de poner atención en la conducta de los hombres públicos la resaltó Douglas North al decir: “las instituciones son una creación humana, evolucionan y son alteradas por humanos. Por consiguiente, para mejorarlas se debe empezar por mejorar a las personas”.

Para lograr buenos resultados en la política y en la gestión pública se requiere contar con gobernantes y funcionarios que hayan interiorizado valores y posean una conducta íntegra. Son estos servidores públicos quienes marcan las directrices y operan las instituciones. Una de las causas que ha provocado la desconfianza en las instituciones públicas es la ausencia de principios y valores, lo que da pie al incremento de actitudes antiéticas o vicios, tales como la corrupción, el abuso de autoridad y el tráfico de influencias. Estas aberraciones impiden el alcance de las metas y objetivos institucionales.

La catástrofe que vivimos actualmente los venezolanos, según mi criterio, más que una crisis política, es una crisis de la política. Definiendo la primera como: la circunstancia cuando en una sociedad, se rompe el equilibrio de fuerzas del cual depende la estabilidad política, sin que por ello se destruya la idea, ni la misión de la política. Una crisis de la política se produce cuando, esta actividad humana fundamental, necesaria para que una sociedad crezca y se desarrolle, pierde sentido y deja de ser esencial.


Con la política en crisis sobreviene el peligroso fenómeno de la antipolítica, terreno fértil para el cultivo de los “outsiders” de la política, camino ya transitado por nuestro país a finales de la década de los 90s. Sobre ese lunar de la historia venezolana, un consultor político me comentó: el poder político andaba regado por las calles o flotando por el aire, un demagogo muy habilidoso interpretó el fenómeno correctamente, conectó un cable a tierra y se apropió de él. Después de tanta sangre corrida, hogares destrozados y sinsabores degustados, espero que jamás repitamos esa experiencia.

En todo caso, la crisis de la política venezolana hinca sus raíces en la ausencia de diálogo entre gente seria, coherente, honesta y con sólidos principios éticos y morales, que sea capaz de llevar adelante una comunicación efectiva y garantizar el cumplimiento de los acuerdos alcanzados. Heidegger decía: “somos un diálogo desde que el tiempo es. Desde que el tiempo surgió y se hizo estable, desde entonces somos históricos. Ser en diálogo y ser histórico, son igualmente antiguo antiguos, se pertenecen mutuamente y son lo mismo”.


Noel Alvarez
noelalvarez14@gmail.com
Noelalvarez10@gmail.com
“Gente” Generación Independiente
@alvareznv 

ERNESTO GARCÍA MAC GREGOR, CUERDA DE BANDIDOS

Dos noticias de prensa tomadas al azar la semana pasada atestiguan la magnitud de la corrupción existente en la dirigencia chavista. La primera se refiere a los 38 mil millones de dólares gastados desde 1999 hasta 2016 en los dos planes de desarrollo eléctrico nacional, cuyos resultados negativos están a la vista de todos, aparte del sobreprecio calculado en 23 mil millones de dólares.

Eso significa que el 61 % del dinero invertido en 15 años se lo robaron. La noticia es pertinente porque el ex viceministro de Chávez, Nervis Villalobos (2001-2006) fue detenido por segunda vez el miércoles pasado en España, por blanqueo de capitales. Le decomisaron la pequeña bicoca de 72 millones de euros.

El segundo ejemplo es la misión Agro Venezuela, que tenía previsto la siembra de millones de hectáreas para triplicar la producción agrícola, de pollos, huevos, carne y pescado según proyectos presentados. Para lograr este fin expropiaron granjas (de donde procedía el 50% del pollo y huevos que consumíamos), procesadoras de leche (Lácteos Los Andes), decenas de hatos donde se producía el 40% del consumo nacional de carne. Se adquirió maquinarias, vehículos, barcos de pesca, equipos e implementos de todo tipo por el orden de los 50 mil millones de dólares mediante créditos en bolívares y dólares preferenciales.

Hoy no se produce ni el 15% de lo que producían estas empresas cuando eran privadas. Sólo quedaron una cantidad de plantas, equipos, galpones, muelles, instalaciones a lo largo del país que no lograron arrancar ni producir aunque fuera una mínima parte de lo previsto. Es así como la Planta Procesadora de Soya por ejemplo, hoy está abandonada y sus instalaciones y equipos irrecuperables, mientras que miles de hectáreas están abandonadas.

Todo lo cual demuestra, que desde el principio de este comunismo, los ladrones de la dictadura se han estado robando, y lo siguen haciendo descaradamente, el dinero de los venezolanos, al tiempo que destruyen sistemáticamente al país.

La idea es robar y dejar robar para que se embadurne todo el mundo dejando una estela de complicidad que compromete desde el ambicioso magnate, pasando por el sinvergüenza sindicalista hasta el inútil obrero que nunca ha trabajado en su perra vida. Que oiga quien tiene oídos

Ernesto Garcia Macgregorgarciamacgregor@gmail.com@garciamacgregor

OMAR ÁVILA, RESCATEMOS LA RAZON

Hoy en día la realidad es que hay 3 formas de “salir” de Maduro: Que renuncie, que se negocie una salida con él o con otros factores de poder en el chavismo, o expulsarlo por la fuerza como proponen los radicales; esta última descartada por antidemocrática. La primera irreal. La segunda es la única factible.

Lo que logró la posición radical fue empoderar el discurso y la agenda de Maduro, además de “darle” la razón a Diosdado Cabello y compañía cuando dicen que la Asamblea Nacional es ineficaz. Y lo peor, usando el mismo lenguaje soez que usa el madurismo.

La recesión va para su quinto año y todo apunta a que seguirá peor en el 2019. Y es esta la razón principal por la cual hay una diáspora que ya pasa largo de los 3 millones de compatriotas, de acuerdo a números de la ONU, (10% de venezolanos que se han ido huyendo no solo de la hiperinflación, sino también de la violencia, escasez de alimentos y medicinas), cifra solo superada por Siria, - sin estar formalmente en “guerra” o haber sufrido una catástrofe natural- Y es que ¿cómo sobrevives en un país con un salario de 6 dólares, cuando necesitas 300 para poder adquirir lo básico? Moneda que ha subido 93.000.000 % desde que llegó Nicolás Maduro a Miraflores.

Urge darle un parao a esa crítica salvaje de los radicales porque no nos conduce a ninguna parte. Desde twitterzuela y en las distintas redes sociales, se hace toda una alharaca para que la gente crea que la mayoría piensa como ellos. Pero la realidad es que, ciertamente, el 80% de los venezolanos queremos cambio, pero en paz y en democracia como lo manifiestan casi 9 de cada 10 venezolanos de acuerdo a las encuestas.

Hay que rescatar la razón, no podemos seguir permitiendo que el chantaje y la manipulación sean los motores que impulsen las decisiones políticas.

De seguir así, vendrán situaciones como declarar persona non grata al presidente de Colombia por decir que los venezolanos debemos resolver nuestros problemas y que no habrá intervención militar, o quizás la agarren con la Liga Venezolana de Béisbol Profesional y pidan su suspensión, o que pidan ahora un voto de censura contra todo aquel que celebre la navidad. ¿O se nos ha olvidado que ninguna de las medidas fantasiosas propuestas por este grupo no han llegado a ninguna parte, desde la hora cero, la abstención tanto en la ANC, como el pasado 20M, y como lo será ahora el 10E.  De seguir la línea de estos, seguiremos dándole cada vez mayor frustración a nuestro pueblo.

Hay que unirnos para combatir, democráticamente, a nuestros enemigos comunes: la corrupción, la ineficiencia,  la inseguridad, el peor de los sistemas económicos y políticos entre otros que nos afectan a diario.

Hoy, a pesar de que estamos entre los tres países que no crecerán económicamente en el 2018, de los 194 evaluados; y que la hiperinflación anualizada es sesenta veces mayor a la de Brasil, Perú, Ecuador, Uruguay, Paraguay, Bolivia, Colombia y Chile juntos, estamos convencidos de que podremos superar y salir airosos de esta situación.  Naciones como Alemania, Japón y Corea del Sur, superaron sus crisis y hoy, incluso, son potencias. Trabajemos juntos para lograr esto. 

Se nos presenta una nueva oportunidad en el Congreso Venezuela Libre, donde todos los venezolanos dentro y fuera del país podemos inscribirnos en el mismo, y así acordar y poder construir entre todos, la salida a esta crisis. No te quedes por fuera. Participa. Dinos como es el país que quieres, que propones. 

Dip. Omar Ávila
Twitter e Instagram:
@OmarAvilaVzla

RUBÉN CONTRERAS, VARGAS NECESITA GOBERNANTES QUE LO QUIERAN


Los seres humanos normalmente podemos pensar que cuando un ciudadano asciende a posiciones de importancia y pasa a dirigir una corporación o una entidad gubernamental, trata de hacer lo mejor para trascender en el tiempo. Cuesta creer que la gestión realizada propenda a lo negativo o lo quiere hacer de una manera contraria al interés nacional.

Una muestra de ello fue el prólogo escrito por Teodoro Petkoff, del libro de Rafael Caldera de Carabobo a Punto Fijo, en el cual, el exguerrillero trasmutado en demócrata y estadista, hace un reconocimiento a la labor excepcional realizada por el fundador del humanismo cristiano en Venezuela, basada en la amistad y vivencias construida por ambos, tanto en lo político como en su condición de conductor del solio presidencial.

Nosotros los varguenses quisiéramos hablar bien de nuestros gobernantes, no escribir de temas escatológicos, como el escrito anterior acerca de que Vargas es una cloaca a cielo abierto, pero lo acontecido durante los últimos 20 años en nuestra región, nos da pie a pensar acerca de lo malévolo y pendenciero que han sido los gobernantes chavistas en nuestra entidad regional.

Obviamente que cuando se transita por la principal arteria vial del estado y observamos las obras de la plaza Bolívar y el terminal de pasajeros de La Guayra, los relojes de la plaza El Cónsul y el Trébol, ambos inservibles; luego la plaza Bolívar y el terminal de Pasajeros de Catia La Mar, así como las jardineras con sus palmeras, lo cual resulta un bochorno por su estética, pero que han resultado un tremendo negocio para la familia gobernante, algunos pensaran que este gobierno ha mejorado el ornato de la región.

Hay otras acciones como la desarrollada con las canteras, calizas, piedras y arenas, lo que resulta una incógnita para el ciudadano común que no sabe a quién o a dónde van los recursos que generan dichas canteras. Pero lo paradójico del caso, es que, en esta materia, el gobierno regional actúa de la misma manera que el nacional al saquear el arco minero.
Las obras en las parroquias rurales como Carayaca, Caruao y lo realizado con el teleférico en Galipán es para tomar palco, dadas las informaciones suministradas por los patriotas cooperantes, acerca de los negocios realizados por las cuantiosas comisiones logradas a través de los mosqueteros del gobernador sin importarles las violaciones a la ley orgánica, así como a la penal del ambiente, ya que este gobierno regional, al igual que el nacional,
aduciendo la soberanía bolivariana, transgrede de una manera contumaz la constitución nacional, sin importar las consecuencias que ello acarree para el ciudadano común así como para el estado de derecho.

Una cosa muy concisa, es que todas estas obras aparte de su función pública han tenido una motivación especial dentro del plan gubernativo, y han sido las ingentes y cuantiosas comisiones que le han deparado al equipo y familia gobernante.

Lo que hemos expresado es la realidad, visualmente esas obras adornan la geografía, pero podemos decir lo mismo en cuanto al funcionamiento de los servicios públicos, que son los que permiten el disfrute de la calidad de vida. Que dice el ciudadano común en cuanto a la dotación de agua, la atención y prestación de los centros de salud, del transporte, de educación, la adquisición de alimentos, lo común que resultan ahora las calles inundadas de aguas negras, entre tantos servicios.

Porque el gobierno regional no pone el mismo empeño en solucionar el problema del transporte y busca reparar los cientos de autobuses Yutong que están pudriéndose en Camurí Chico. Será que no dejan la misma ganancia que la suntuosa y faraónica Cinta Costera de Punta de Mulatos a Macuto, la cual va resultar agradable para los caminadores, pero lo lamentable para ellos es cuando lleguen al seguro social de La Guayra, lo encuentren desasistido de servicios y de medicinas, como todos los centros dispensadores de salud de la región. Pero eso no importa, lo medular para el ciudadano gobernador es satisfacer su ego gubernamental y narcisista de disfrutar de dicha cinta y de su pirámide de agua.

Van 20 años de gobierno del socialismo del siglo XXI, cuya finalidad es imponer ideológicamente el plan de la patria, durante los cuales no se ha incrementado la dotación de agua para el estado, más bien se le ha quitado, debido a que la aducción que nos venía del Tuy III, se desvió para Ciudad Caribia y el gobernador se hizo la vista gorda, como todo lo relativo a servicios públicos y ni siquiera alzó su voz en la reuniones del consejo federal de gobierno, en la cuales ha logrado constantemente los recursos para las obras suntuosas que le interesan a él y su combo de mosqueteros.

Eso no es lo queremos para nuestro estado. Vargas ha tenido la mala fortuna de estar al lado de Caracas, éramos y seguimos siendo un valor agregado para la capital, somos el desahogo de las intemperancias de sus habitantes, quienes nos vistan los fines de semana para reducir sus stress y ahora con esta peste militar dirigiéndolo no apreciamos ningún viso de acción que incida a buscar mejores condiciones de vida, de progreso y de desarrollo para los varguenses.

Es momento de pensar, recapacitar, que hacemos nosotros los ciudadanos demócratas desgastándonos en intrigas internas, como lo acontecido con la discusión en torno del mercenario de Zapatero, quienes lo ven con buenos ojos y no lo rechazan, suponemos que están jugando con él y algo cobraron. Es que acaso el estado de indigencia que está viviendo la ciudadanía que no accesa a bienes y alimentos le importa a quienes detentan el poder y a los que ayudan a Zapatero. Ese es un problema vital para nuestro país, el cual, de acuerdo a la última evaluación realizada por la CEPAL, acerca de la situación económica latinoamericana nos coloca al lado de Haití en cuanto a pobreza y marginalidad.

Ese es un problema vital que hay que revertir y a él debemos dedicarnos los demócratas, trabajar mancomunadamente para hacerle entender a la ciudadanía lo pernicioso y nefasto que ha resultado la gestión de la bota militar, tanto a nivel nacional como regional. Vargas requiere gobernantes que la quieran, que se preocupen por sus ciudadanos, y eso se demuestra con amor, porque regalar el dinero del estado a través de bonos no es ninguna solución, si con el mismo no se puede comprar un kilo de carne. Lo ideal es que el gobierno se ocupe de ingeniar políticas que le permitan al productor, empresario y emprendedor, incrementar la productividad en su especialidad y el ciudadano tenga acceso a dichos bienes y mejore su ingesta alimentaria, así como cuando abra el grifo salga agua para sus necesidades vitales.

Por ello los demócratas pensamos en políticas públicas, lo básico para una gestión de gobierno y en ello debemos actuar y diseñar para cuando salgamos de este pésimo gobierno, que de acuerdo a los vientos que otean el horizonte, parece que está llegando a su fin, y al salir de esto, no incurramos ni practiquemos los errores ya cometidos.

Rubén G. Contreras G.
rubencontrerasg@gmail.com
@RubenContreras