viernes, 30 de noviembre de 2018

ACTUALIZACIÓN HOY VIERNES 30-11-2018, EL REPUBLICANO LIBERAL

  ********ACTUALIZACIÓN HOY VIERNES 30-11-2018 ********             
EL REPUBLICANO LIBERAL 
DIARIO DE OPINIÓN
Promoción  mediante mail list, twitter y Facebook
http://elrepublicanoliberalii.blogspot.com/
Al retwittear  aumentas tu número de lectores
"Hay dos maneras de difundir la luz, ser la lámpara que la emite, o el espejo que la refleja”
UN RECONOCIMIENTO MUY ESPECIAL A QUIENES NOS ENVÍAN  SUS DECIDORES ARTÍCULOS A NUESTRAS REDES, A LOS QUE NOS ESTÁN APOYANDO ECONÓMICAMENTE Y A LOS LECTORES QUE NOS RETWITTEAN
PARA SU VOLUNTARIO  APORTE FINANCIERO COMUNICARSE CON carpa.carpa@outlook.es 

TRINO MÁRQUEZ, EL TSJ CONTRA LOS ESTUDIANTES Y EL VOTO


La sentencia de la Sala Electoral del TSJ con la cual intenta imponer a Jéssica Bello, candidata perdedora, como presidente de la FCU de la Universidad de Carabobo, forma parte de la estrategia adoptada por el régimen hace rato: utilizar las elecciones para destruir la democracia y desalentar a los ciudadanos con relación a la importancia de los comicios como escenario de lucha y del voto en cuanto instrumento de combate.

A pocos días de concretarse los comicios municipales, a menos de dos meses del fatídico 10 de enero y en medio de un ambiente donde aumenta la presión internacional con el fin de obligar al gobierno a buscar una salida negociada a la crisis nacional, que debería pasar por unas nuevas elecciones del Presidente de la República, Maduro les ordenó a los magistrados de esa Sala desconocer la elección de Marlon Díaz como legítimo presidente de la FCU. 

Se trata, obviamente, de una violación de la autonomía del  movimiento estudiantil, sector independiente de la sociedad civil, y de la autonomía universitaria; y, además, una maniobra dirigida a estimular la división entre los opositores, algunos de los cuales reflotarán el bizantino debate de si tiene algún  sentido participar en las citas electorales convocadas por el régimen.

La consulta en la UC se produjo después de once años de haber sido suspendidas por la misma Sala Electoral. Ya aparecieron las voces que denuncian a los “ingenuos” que creen en la importancia de acudir el próximo 9 de diciembre a los centros de votación para elegir los miembros de los concejos municipales. Los más radicales acusan a los promotores de esta opción de “colaboracionistas” o de farsantes.

Maduro disfruta con esas tremenduras. Radicaliza las posiciones, distrae la atención de los problemas centrales del país y atomiza a la oposición. El país continúa su marcha indetenible hacia el abismo, sin que el responsable fundamental de la tragedia pague en ningún terreno los costos de su indolencia.

La actuación de la sala Electoral hay que entenderla como lo que es: una provocación en el más estricto sentido de la palabra. Se provoca a los estudiantes y a las autoridades rectorales, a quienes se les pretende imponer en el Consejo Universitario a una estudiante que recibió una felpa en las votaciones (el estudiante que preside la FCU de una universidad autónoma tiene el derecho de asistir con voz, pero sin voto, a las sesiones del CU, máximo organismo del cogobierno universitario).

El movimiento estudiantil tendrá que decidir cuáles acciones  emprenderá para impedir que el fraude se concrete y los usurpadores impongan su voluntad desde el poder central, controlado de forma abusiva por Maduro. Los estudiantes cuentan con una inmensa simpatía en el país. Junto a la Iglesia Católica y las universidades, forman parte de ese pequeño grupo de sectores e instituciones que disfrutan del afecto y respeto de la opinión pública. Tendrán que valerse de ese prestigio para frenar la vocación servil del TSJ, uno de los órganos peor evaluados de la nación. 

Esas acciones de resistencia hay que emprenderlas porque Carabobo representa un globo de ensayo. Si se impone el capricho del régimen en la UC, luego podría convocar procesos electorales en las otras universidades nacionales y actuar del mismo modo o, aún peor: no le haría falta apelar al fraude o a la imposición judicial,  porque esas consultas se realizarían dentro de un clima marcado por la  abstención. El gobierno ganaría con facilitad. Tomaría los centros de representación estudiantil sin violencia e, incluso, con la complicidad de los abstencionistas. En Carabobo está jugándose el futuro inmediato de la resistencia universitaria.

Con relación al significado del voto, no conviene realizar proyecciones lineales a partir de la decisión de la Sala Electoral. La dictadura está aprovechando un momento de  fragmentación, debilidad y confusión enormes del sector opositor, con la finalidad de destruir la confianza en las elecciones y en el sufragio popular. De ese modo taimado operan los regímenes autoritarios obligados por la nueva legalidad internacional a convocar periódicamente consultas comiciales. Con ellas tratan de darles un brochazo de legalidad a sus modelos.

A los demócratas nos corresponde aprovechar cada uno de esos escenarios para denunciar la ineptitud, el abuso, la corrupción y el fracaso generalizado de la gestión del gobierno. En medio de ese teatro de lucha hay que exigir condiciones electorales más equitativas y transparentes. La conquista de esos equilibrios no precede a las elecciones. Generalmente, son el resultado de confrontaciones tensas que se dan también en el campo de batalla electoral.

Las elecciones del 9 de diciembre no cambiarán el panorama nacional, pero le permitirán al alcalde de su preferencia desempeñarse con un concejo municipal que lo respalde. Así es que, anímese y vaya a votar si le parece que debe hacerlo.

Trino Márquez
@trinomarquezc

CARLOS PADILLA, LIBERTAD Y BIENESTAR


Por encima de cualquier ideología un pais lo que necesita es libertad y bienestar conceptos que no son de la práctica de los gobiernos motivados por el Foro de Sao Paulo.

Los gobiernos que se han originado de la conspiración internacional montada por el mencionado Foro, nueva cara del comunismo, se han caracterizado precisamente por negar la posibilidad de que los pueblos que subyugan  tengan libertad y  bienestar ello para garantizarse diabólicamente un conglomerado dependiente de las dadivas populistas que le garanticen su permanencia en el poder a costa del sufrimiento de los pueblos y en beneficio de la oligarquía gobernante que hace desaparecer a la democracia, generando control militar, escases y la manipulación del lenguaje.

La naturaleza humana es contraria a la ingeniería social que pretende igualarnos por la fuerza a un nivel de salarios de subsistencia por el Estado omnipotente y centralizado de un pais en el cual la miseria es la reivindicación de los iguales empobrecidos a los cuales se les ha negado su libre albedrio y la posibilidad de ascender mediante la meritocracia.

La libertad, distinta al libertinaje, tiene el límite de la libertad de nuestro semejante garantizada por un Estado de Derecho que nos haga iguales ante la ley posibilitando el ascenso social mediante la educación y los equilibrios producto de las diferencias individuales bajo la máxima de que el respeto al derecho ajeno es la paz. 

Ya en El Quijote Cervantes afirmaba: “La libertad, Sancho, es uno de los más preciosos dones que a los hombres dieron los cielos; con ella no pueden igualarse los tesoros que encierra la tierra ni el mar encubre; por la libertad, así como por la honra se puede y debe aventurar la vida, y, por el contrario, el cautiverio es el mayor mal que puede venir a los hombres.”

La libertad es un valor moral Valor Moral que implica la facultad que tiene el ser humano de obrar según su criterio, es un valor humano, pero también es un derecho que se relaciona con varios aspectos que pueden regir la vida del hombre.

El bienestar hace referencia al conjunto de aquellas cosas que se necesitan para vivir bien. Dinero para satisfacer las necesidades materiales, salud, tiempo para el ocio y relaciones afectivas sanas son algunas de las cuestiones que hacen al bienestar de una persona.  Asi que es una situación relacionada con el buen funcionamiento de la actividad corporal y psíquica. Es sentirse satisfecho en lo económico, social, laborar, psicológico y biológico teniendo el derecho individual de tratar de aumentar esos estados en su beneficio lo que es una cuestión subjetiva pues cada quien puede tener una forma particular de percibor una particular situación de bienestar.

No obstante, el bienestar es un estado subjetivo ya que el ser humano al ser tan diverso y diferente posee distintas formas de percibir cual puede ser una situación de bienestar, lo que quiere decir que lo que para una persona podría ser una situación de bienestar para otra podría no serlo, por lo cual dependerá de cada uno diferenciar si se siente en un estado beneficioso o no.

Por ello la unidad de los demócratas debe aglutinarse en la búsqueda de la libertad y del bienestar por encima de cualquier consideración de índole personal o grupal que por los momentos deben aplazarse para el logro del objetivo estratégico que perseguimos que no es otro que el rescate de la democracia.

Carlos Padilla
@carpa1301

ELIDES J. ROJAS L., Y LLEGÓ EL MOMENTO


Finalmente, después de las menguadas hallacas y el chorrito de ron y algún toque de cocuy, pues no hay para más, llegamos al 10 de enero de 2019, fecha en la cual el mar se abrirá en dos y pasarán por la arena húmeda que deja a modo de pasillo glorioso montañas de libertad, democracia y buen vivir. Uno escucha esto en la calle, más o menos así, y no queda otra que tratar de descifrar lo que realmente va a ocurrir. Lo intentaremos. Pero nada más lejos de la escena creada por la febril imaginación de los venezolanos. Veamos varios pedazos de la mesa.

Y llegaron los gringos. El Grupo de Lima fue el primero en saltar. Maduro es ilegítimo de toda ilegitimidad. Rompen relaciones de inmediato con el régimen chavista y retiran embajadores a la carrera. Más tarde, la Unión Europea hizo lo mismo. Cuatro países individualmente se unieron a la decisión. Y, para rematar, Estados Unidos, además de meterle candado a la representación diplomática, se fue por todo el medio y prohibió relaciones comerciales con el castrochavismo. Maduro salió en cadena de radio y TV rodeado de militares en horas de la tarde y rechazó enérgicamente lo que calificó como una campaña internacional para derrocarlo, aunque mucha gente todavía busca cómo llegó a esa conclusión tan complicada. Hasta ahora un gran escándalo mundial, pero pura tinta y bulla.

El 14 de enero, en horas de la madrugada, se produjo un apagón que llenó de espantos y fantasmas a todo el país. El chavismo pensó que era lo normal. No hay luz en Venezuela, gran cosa. Ocurre todos los días. Pues esta vez se equivocaron. La invasión había comenzado. Apenas cortaron dos cables y el país se apagó. Cuatro portaviones se apostaron frente a las costas caribeñas y miles de paracaídas se abrieron en el cielo de apenas cuatro ciudades importantes, además de Caracas. La invasión terminó en tres días. Juicios, negociaciones, acuerdos y elecciones en dos años. Gobierno amplio de transición y medidas urgentes para rectificar la economía dejaron todo preparado para que la oposición busque candidato. Todavía están en eso. Lo que quedó del chavismo lidera las encuestas con un solo aspirante, un militar para variar. La oposición acusa a la otra oposición de colaboracionistas por aceptar ir a elecciones contra un chavista que debería estar preso. Llaman a abstenerse. Gana el chavista solo. Y la historia vuelve a repetirse.

Negociación y acuerdo. Estados Unidos, la Unión Europea y el Grupo de Lima, más otros países anti chavismo, lo dicen con claridad. Es ilegítimo, pero Maduro es el que contesta el teléfono en Miraflores. Así que hay que negociar. Pero primero la oposición con la oposición y cuando finalmente estén de acuerdo nos llaman. Ya estamos en el 2021 y no hay acuerdo. Las negociaciones terminaron a insultos en Twitter, mentadas en Facebook aderezadas con historias falsas desde Miami. De hecho ya Trump no es presidente del imperio.

No pasa nada. Este escenario es el más probable. Lo único que lo puede alterar es lo terrible que debe estar el hambre y las necesidades de los venezolanos para enero y febrero del próximo año. Ya Maduro, apoyado en Rusia y China y otros amigos, encontrará la manera de vender pedazos de Venezuela para seguir en el poder y mantener la limosna suprema y eterna a Cuba. La oposición, dividida, discute la nueva directiva de la Asamblea Nacional y asoma el plan para ejecutar el referendo revocatorio por ahí en el 2022.

Y pendientes: llegó la harina a Guaicaipuro y la leche a San Martín. Vaya rápido que se acaba.

elidesr@gmail.com
@ejrl

MARIO JAVIER PACHECO, MARCHAS DESCEREBRADAS


Los militares se entrenan para la guerra de las armas, pero no para la guerra político-doctrinal, y este nuevo viejo frente de batalla, que intensificó su acción en el período Santos, disparando consignas en vez de balas, los está horadando, nos agrede a todos y con nosotros al Estado.

La táctica es deslegitimar la acción del gobierno y de las FFAA mediante una estrategia de desprestigio basada en la mentira; en la descalificación personal y profesional de los funcionarios y en la infiltración en las instituciones del Estado, para carcomerlas ideológicamente, en especial la educación, el arte y la justicia, con el arma más letal de todas que se engatilla en la semántica; impacta en el cerebro y multiplica enemigos: la palabra.

Desocupa el cerebro de la gente al punto que si los estudiantes piden plata y Duque se las da, siguen protestando; si la asigna a los cafeteros y al campo, los campesinos apoyan la protesta; si concierta políticas salariales y laborales con los trabajadores, estos se aborregan ante sus sindicatos y se unen a la protesta y si destina recursos para mejorar las vías, los camioneros quieren sumarse al paro, porque lo que les interesa es el caos y no la superación personal, ni el desarrollo del país; es propiciar la ingobernabilidad, como dijo el senador Bolívar, para desacreditar a Duque y tener argumentos para un cambio de sistema en 2022 , sin que la gente descerebrada perciba el populismo en el discurso de los desestabilizadores.

Cuando el Presidente Iván Duque llega a un municipio, nombra un funcionario o toma una determinación en favor de las comunidades, se activa el mecanismo de oposición y cuando tropas y policías llegan a los pueblos, no los reciben como protectores, sino como violadores, abusadores y culpables de desapariciones forzadas. Es el efecto de la guerra de distorsión del pensamiento, que convierte lo malo en bueno y lo bueno en malo. Fecode adoctrinó estudiantes para que salgan a babosear consignas y las centrales obreras a los trabajadores, todos pagos por el Estado, picando y queriendo destruir la fuente que les da la vida educativa, laboral y jurídica.

El 28 de octubre el presidente instaló en Ocaña la Fuerza de Despliegue Rápido, FUDRA, indispensable para la seguridad y el progreso del abandonado Catatumbo, y ya el 4 de noviembre circulaba entre petristas y profarianos el libro “Catatumbo, memorias de vida y dignidad”  del Centro Nacional de Memoria Histórica, que hasta la página 280 hace apología a la guerrilla como organizador social de las comunidades del Catatumbo y muy poco de sus horrores, mientras  resalta desde la página 293 los crímenes y brutalidad del paramilitarismo, que se muestran en complicidad con la Fuerza Pública, como agresora y culpable de los males de la región.

Este libro, que se está usando para que los habitantes del Catatumbo reciban con hostilidad al ejército, se presenta hoy con acto ceremonial en Ocaña, para que los “intelectuales” del Catatumbo puedan despotricar argumentalmente contra el presidente y las FFAA, mientras el ELN, hace circular un panfleto en el cual previene que las brigadas odontológicas, médicas, etc., del ejército, son en verdad avanzadas de la nueva violencia de Estado.

Durante 8 años Santos dio vía libre al adoctrinamiento general y dejó al pueblo en disposición de respaldar a Petro, cuya victoria no hubiera significado la simple transición en el gobierno entre un partido democrático y otro, sino la suplantación de la democracia por un Estado totalitario, con experiencias fatales en la Latinoamérica de Castro, Lula, Ortega y otros apologistas de la violencia, que vendieron una fachada socialista, para fungir ellos mismos como Estado y succionar sus recursos hasta arruinarlo.

Era la suerte que esperaba a Colombia y que se frustró con la victoria del presidente Iván Duque.

Ahora que tenemos la posibilidad de un futuro promisorio, con la conducción de un estadista de verdad, no podemos permitir que lo arruinen los partidarios de la polarización, de la rabia y del interés de quienes abanderan ideologías violentas y arcaicas.

Las marchas y las protestas contra un gobierno que inicia y que está dispuesto al diálogo nacional, no tienen otro fundamento que la imbecilidad

Mario Javier Pacheco

@mariojpachecog




PEDRO CORZO, EL CASTRISMO Y SUS TUMORES MALIGNOS


Misterioso, pero las metástasis dictatoriales de la dinastía cubana, Venezuela, Nicaragua y Bolivia, atraen más repudio y rechazo internacional que el cáncer matriz radicado en La Habana hace 60 años. Las críticas más severas contra la tiranía castrista no son  consecuencias de los crímenes cometidos contra los isleños, sino porque asiste, con sus esbirros especializados en espionaje y represión, a esos regímenes.

Tal parece que el desastre humano y material provocado en Cuba por el totalitarismo castrista es irrelevante para la mayoría de los líderes políticos latinoamericanos. Exceptuando la Venezuela de Rómulo Betancourt  y  la generalidad de los gobiernos de Estados Unidos, los cubanos han contado con muy poco apoyo en sus esfuerzos por instaurar una sociedad democrática en su país.

Causa vergüenza ajena recordar que algunos de los presidentes con mayores credenciales democráticas invitaban al decano de los dictadores, Fidel Castro, a la inauguración de sus gobiernos, en momentos en que en la isla cientos eran fusilados, miles se consumían en las cárceles y centenares se ahogaban en el mar, mientras, el hambre y la miseria se extendían por toda Cuba.

La estulticia de tantos dirigentes de Las Américas coincidía con la voluntad castrista de subvertir el orden continental para situar a sus títeres al frente de los gobiernos. Sabían que el castrismo entrenaba y preparaba a los subversivos, que numerosos académicos, periodistas, sindicalistas y políticos contaban con el respaldo económico y asesoría de la dictadura insular, no obstante, se apretaban voluntariamente la soga que tenían al cuello y eran incapaces de facilitar a los que luchaban en la isla recursos para que combatieran la tiranía que los asfixiaba a pesar de que los Castro si entrenaban y armaban a quienes intentaban derrocarlos. Tampoco, cuando la desesperanza cundió en Cuba, estuvieron dispuestos a abrir sus fronteras a los que huían, como sí hicieron Venezuela y Estados Unidos.

Lo paradójico del encanto del castrismo es que ni  los gobiernos más identificados con la derecha política, incluidas las dictaduras militares de Argentina, Chile, Brasil y Paraguay, aunque fuera por elemental sobrevivencia,  mostraron disposición a orquestar directa o indirectamente una conspiración que atacara el centro desde el cual se fomentaba el derrocamiento de todos.

Pero lo insólito fue que dirigentes democráticos decidieran no ver que el entramado de odio y sectarismo que gestó el castrismo era el nutriente fundamental  de las propuestas de Hugo Chávez, quien con los recursos de la nación venezolana y la falsa imagen de redentor de Luis Inacio Lula da Silva, más la logística del régimen cubano, reinventaron el socialismo real haciéndolo parecer para los incautos menos carnívoro.

El Foro de Sao Paulo, bajo el comando de Fidel Castro, Hugo Chávez, Lula da Silva,  Néstor y Cristina Kirchner, Daniel Ortega y Rafael Correa, fue el principal promotor del también fracasado Socialismo del Siglo XXI, lo que no hubiera sido posible si muchos líderes políticos y sociales, como los de la Concertación de Chile junto a otros dirigentes de la progresía y presidentes legítimamente electos, no hubieran optado por un silencio cómplice ante las tropelías de los hermanos Castro y Hugo Chávez.

La constitución de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños, Celac, y la Unión de Naciones Suramericanas, Unasur, fue consecuencia directa de los planes hegemónicos del castrochavismo que procuraban en el menor tiempo posible extender su control para manipular el hemisferio a su antojo. Los mandatarios genuinamente democráticos debieron haberse opuesto a esas propuestas, pero la corrección política de la unidad latinoamericana y disentir de Estados Unidos, determinaron su conducta.

Venezuela vive una profunda crisis humanitaria con un claro origen político, trance al que se incorporó Nicaragua y es de esperar la Bolivia de Evo Morales,  si este sigue empecinado en perpetuarse en el poder a pesar del plebiscito en el que la mayoría de la población rechazó otra postulación suya.

Sin embargo, estas tres autocracias no pasan de ser siervos de la gleba del Castrismo, en consecuencia, lo apropiado es una gestión colectiva de hombres libres que en asociación con la oposición interna de cada país, instrumenten una estrategia que termine con el tumor central y sus metástasis.

Pedro Corzo
@PedroCorzo43

ROMÁN IBARRA, CADENA PERPETUA


Al haberse declarado culpable de recibir sobornos por mil millones de dólares, y siendo el soborno un delito que compromete, no sólo al sobornado, sino también a quien soborna, no hay dudas de que estamos en presencia de un par de delincuentes de alta gama; Alejandro Andrade y Raúl Gorrín.

El primero acaba de ser sentenciado en una Corte del Sur de la Florida al cumplimiento de una pena de diez años, bajo un esquema de colaboración con la justicia norteamericana para denunciar a otros cómplices y autores de más casos de corrupción en nuestro país, a cambio de recibir una sentencia menos fuerte, o larga en términos de duración.

En cuanto al segundo, se sabe que vive en Venezuela, que es prófugo de la justicia norteamericana, pero contra quien el Fiscal impuesto por la ANC, no ha movido un dedo hasta el presente, esto es, no se conoce ninguna averiguación en su contra, a sabiendas de que es dueño de un canal de televisión, así como de bancos y empresas de seguro.
Vale la pena advertir que los sujetos de marras han tenido vinculación con la más grande corrupción conocida en el mundo, gracias a que una estructura corporativa criminal dirigida por Chávez-Maduro, lo ha permitido.

Es decir, el gobierno de los últimos 20 años en nuestro país, a nombre del tramposo socialismo del siglo XXI, estructuró toda una banda para asaltar las arcas de la República, como en efecto ha ocurrido; y extenuadas éstas, dar manos libres para la participación en cualquier tipo de negocios, entre los cuales se cuentan: tráfico de armas; contrabando de gasolina; extracción de oro y otros minerales; protección a la guerrilla colombiana en nuestro territorio; financiamiento del terrorismo, y hasta narcotráfico, todo en perfecto conocimiento y con la connivencia de la cúpula militar, también comprometida hasta los huesos en la corrupción y la entrega de nuestro país para ser colonizado por la dictadura cubana.

Pero volviendo a la sentencia contra Andrade, uno puede comprender que el sistema estadounidense permita reducir las penas de manera considerable a quienes colaboren con una investigación de mayor envergadura que pueda dar alcance a los demás miembros de la trama corrupta. No obstante, nos permitimos diferir de la sentencia en cuestión, por cuanto en primer lugar el delincuente convicto y confeso Andrade, ya había engañado a las autoridades norteamericanas al no decir toda la verdad, lo cual, lo hace reo de perjurio.

De otro lado, el juez de la Corte ha debido tomar en cuenta que junto a la comisión de este delito, se cometieron  otros como la violación de los derechos humanos de los venezolanos, hoy impedidos de acceder a hospitales de calidad; a comida suficiente; a servicios de transporte público, entre otros servicios, en virtud de que delincuentes vinculados al gobierno, se combinaron para estafar los recursos que tenían que ser utilizados en el bienestar y desarrollo de nuestros ciudadanos.

Los jueces en su misión de buscar la verdad, deben concluir que este tipo de delitos tienen conexión directa con la inviabilidad de la vida de los ciudadanos venezolanos, por lo cual, esta pena de 10 años, con la posibilidad de reducirla a la mitad, o a un tercio, termina siendo doblemente mala porque ofende la dignidad humana, y deja impune la violación de derechos humanos fundamentales.

Basta con ver las cifras de muertos entre niños, mujeres, ancianos, y demás ciudadanos por la imposibilidad de acceder a alimentos, medicinas, hospitales, educación, empleo, entre otros derechos consagrados en la Constitución.

Entendemos, pero no compartimos la sentencia. Merecen cadena perpetua en EEUU!

Román Ibarra
@romanibarra