martes, 11 de diciembre de 2018

ACTUALIZACIÓN MARTES 11-12-2018, EL REPUBLICANO LIBERAL

JESÚS ALEXIS GONZáLEZ, VENEZUELA OTRA NAVIDAD BAJO EL DESMEMBRAMIENTO FAMILIAR

EL REPUBLICANO LIBERAL en EL REPUBLICANO LIBERAL II - Hace 6 minutos
De inicio, ha de afirmarse que el flujo migratorio de los últimos cinco años es ¡incalculable!, aun cuando las cifras oficiales de la Organización Internacional de las Migraciones (OIM) reflejan que entre 2015-2017 el flujo migratorio creció cerca de un 11% al pas as de 700.000 a 1,5 millones, al tiempo que otras instituciones estiman un flujo global 2015-mediados 2018 de un 15% equivalente a más de 2 millones, mientras que la Oficina de la ONU para la Coordinación de Asuntos Humanitarios (OCHA) calculó que para junio 2018 el éxodo se situó en unos 2,3 millones , e igualmente The E... más »

ERNESTO GARCÍA MAC GREGOR, DE VUELTA AL PRIMITIVISMO CHAVISTA, VERDADES DOLOROSAS

EL REPUBLICANO LIBERAL en EL REPUBLICANO LIBERAL II - Hace 11 minutos
¿Quién descubrió América? Nadie, según los chavistas, porque ya estaba descubierta por los indios que la habitaban. Colón fue un cruel conquistador (foto). Lo que desconoce este falso e ignorante historiador, es que por ejemplo en el Zulia, el grupo de sedentarios de la región, que tenía unos 4.000 años establecido, fue desalojado por una gran oleada que perteneció a la nación arahuaca (1.500 a. C. hasta la era cristiana). Después vendrían grupos de Colombia de habla chibcha (era cristiana hasta 600 d. C.) que fueron desplazados a su vez por los aguerridos y altamente belicosos car... más »

NOEL ÁLVAREZ, EL HOBBY DE LOS AUTÓCRATAS

EL REPUBLICANO LIBERAL en EL REPUBLICANO LIBERAL II - Hace 15 minutos
La prisión es un instrumento de abuso de poder con el cual los tiranos encierran a sus enemigos, a sus opositores y a veces también es un medio para obtener los bienes del preso, como lo encontramos en la historia antigua, pero también en la moderna. Nació como pena muchos siglos después de que el poder, “religioso y político la utilizara como un medio preventivo para evitar que se fugara, el supuesto violador de la norma social. En tanto la autoridad, cualquiera que fuera en ese momento, la autorizada por el grupo social, decidiera si el reo era culpable y cual pena le debería ser... más »

JOSE LUIS ZAMBRANO, POR EL CAMINO INCA DE LA INCERTIDUMBRE, SAINETE EN CÁPSULAS

EL REPUBLICANO LIBERAL en EL REPUBLICANO LIBERAL II - Hace 20 minutos
Lo vi partir con el alma en vilo. Se cansó de guardar los sueños en el armario y de esa sensación terrorífica de no saber qué hacer al abrir los ojos. Sentía un miedo tortuoso al fracaso. Pero estaba hasta el hastío de andar sin rumbo y tener los días apretujados en el almanaque. Todos eran iguales, extraviados y complejos, reducidos a medio conseguir qué comer, a solventar las discusiones gastadas con la familia sobre las maneras para poder sobrevivir. Se cansó de pensarlo y de escarbar en su mente por una excusa para no salir del país. Ya uno de sus hermanos lo había hecho, con e... más »



LUIS MARIN, REFERENDO CONSTITUCIONAL CUBA 2019

EL REPUBLICANO LIBERAL en EL REPUBLICANO LIBERAL II - Hace 26 minutos
Está previsto para el 24 de febrero el referendo aprobatorio de la Constitución castrista, que sustituirá a la vigente de 1976 promulgada por Fidel Castro con el mismo procedimiento: el proyecto elaborado en la sombra no se sabe por quién, es aprobado por unanimidad en la Asamblea Nacional, bajado como lineamiento a discutir a puerta cerrada en el partido y las llamadas organizaciones de masas, luego sometido a ratificación popular, para finalmente ser aprobado con el 98% a favor, un porcentaje idéntico al de participación. Según el principio del “centralismo democrático” una vez... más »

JOSÉ RAFAEL AVENDAÑO TIMAURY, PLEBISCITO

EL REPUBLICANO LIBERAL en EL REPUBLICANO LIBERAL II - Hace 30 minutos
Ayer se efectuó la elección de concejales. La farsa electorera -más que una elección- constituyó un auténtico plebiscito. La resultas del mismo son la comidilla el día de hoy. Afirmar que fue plebiscito no es una arbitrariedad por parte mía. Tampoco lo es el pretender hacer una disertación semántica del hecho. Disquisiciones semánticas de términos definitorios de índole político, sociológico o antropológico; tales como “dictadura, totalitarismo y régimen autoritario”. Tan de moda en la actualidad. La escuálida votación realizada (Esperada y anunciada por muchos) permite denomi... más »

JESÚS ALEXIS GONZáLEZ, VENEZUELA OTRA NAVIDAD BAJO EL DESMEMBRAMIENTO FAMILIAR


De inicio, ha de afirmarse que el flujo migratorio de los últimos cinco años es ¡incalculable!, aun cuando las cifras oficiales de la Organización Internacional de las Migraciones (OIM) reflejan que entre 2015-2017 el flujo migratorio creció cerca de un 11% al pas as de 700.000 a 1,5 millones, al tiempo que otras instituciones estiman un flujo global 2015-mediados 2018 de un 15% equivalente a más de 2 millones, mientras que la Oficina de la ONU para la Coordinación de Asuntos Humanitarios (OCHA) calculó que para junio 2018 el éxodo se situó en unos 2,3 millones , e igualmente The Ecconomist presentó una cifra cercana a los 4 millones; frondosidad de estimaciones a las cuales debe añadirse una altísima cantidad de venezolanos de doble nacionalidad que “viajaron” a un país destino bajo la figura de turistas donde pueden permanecer legalmente. A tenor de lo indicado, resulta por demás evidente (ante la disparidad de estimaciones) la dificultad que implica calcular, numéricamente, el tamaño del desmembramiento a la luz de la separación de los miembros de la familia.


La diáspora, hace referencia a la dispersión (disgregarse en una gran cantidad de países) por el mundo de grupos humanos impulsados por variadas causas, o lo que es lo mismo implica el desplazamiento masivo de grupos de personas hacia otros destinos en búsqueda de mejores condiciones para hacer sus vidas, que en algunos casos asume la condición de un exilio forzado cuando se trata de migraciones masivas propiciadas por razones económicas, políticas, o sociales.

Sea propicio resaltar, que la OCHA (antes citada), solicitó para el año 2019 US$ 738 millones para ayudar a los países latinoamericanos que reciben a venezolanos como migrantes (que dejan al país por voluntad propia en pro de buscar una vida mejor), especialmente Colombia, Brasil, Ecuador, Chile y Perú, habida cuenta que en América Latina un 60% de la migración se produce dentro de la región; siendo la primera vez que el caso venezolano se incluye en el denominado Llamamiento Humanitario Global de la ONU. Vale recordar, que Venezuela fue tradicionalmente uno de los países de destino más importantes de la región, hasta el 2010 cuando su perfil migratorio comenzó a cambiar hacia país de origen dando un alarmante salto nominal desde unos 90.000 en dicho año a los 4 millones del presente.

Complementariamente, resulta de suma importancia mencionar el ambiente de vulnerabilidad (riesgo de sufrir peligros inminentes) y de xenofobia (rechazo a los extranjeros) que se ha venido generando y masificando hacia nuestros hermanos especialmente hacia aquellos con menor nivel educativo y hacia aquellos que desempeñan trabajos informales. Es así, que, en la Reunión Técnica convocada en septiembre 2018 durante dos días en la ciudad de Quito, Ecuador (ahora denominada Declaración de Quito) con la participación de trece países latinoamericanos con la finalidad de tratar la migración de ciudadanos venezolanos, se concluyó, entre otros aspectos, que las personas que salieron de Venezuela son altamente vulnerables a la trata de personas, al tráfico ilícito de migrantes, a la explotación laboral, a la falta de acceso a la seguridad social, a la extorsión, a la violencia, al abuso sexual, al reclutamiento para actividades delictivas, a la discriminación y a la xenofobia.

Infinidad de testimonios, corroboran en mucho las conclusiones de la Declaración de Quito (Aleteia.org):

“Mi delito es ser venezolano. Mi pecado fue huir de casa, porque, aunque me gradué con honores y vine a trabajar de forma honrada, soy culpado de ignorante, pordiosero, ladrón o mendigo”.

“Partí a Ecuador, huyendo del hambre y buscando un mejor futuro. Encontré lo que muchos: rechazo e incomprensión. Aunque algunos corren con suerte, muchos otros son tratados como animales de carga, como victimas anónimas de una esclavitud moderna”.

“Fue el primer diciembre que pasé sin mi familia, durmiendo en la casa de un total desconocido, junto a otros doce venezolanos también desmembrados de sus grupos familiares”.

Reflexión final: Ante la gravedad de la crisis socio económica-política-institucional que está experimentando Venezuela, es de obviedad manifiesta que la intensidad y deseo de migración por parte de miles de compatriotas, no muestre signos de desaceleración (¡muy por el contrario!), al punto de ser considerada la más grande en la historia de América Latina, que en su cinismo acostumbrado el régimen niega su existencia al igual que la presencia de una crisis humanitaria, con el agravante que ante su torcido “pensamiento” ideológico Venezuela dejó de ser un país petrolero para simplemente convertirse en ¡un país que tiene petróleo!

En la mayoría de los venezolanos, tanto de los que aún nos mantenemos en territorio patrio, como de aquellos que se vieron forzados a salir del país a costa del desmembramiento familiar, ha de renacer la esperanza y fe de que es posible volver a convivir en uno de los países más bello del mundo, y que para ello basta con acordar acciones pacificas de fuerza para forzar una salida constitucional del nefasto régimen.

Jesús Alexis González
@jesusalexis_gon ‏

ERNESTO GARCÍA MAC GREGOR, DE VUELTA AL PRIMITIVISMO CHAVISTA, VERDADES DOLOROSAS


¿Quién descubrió América? Nadie, según los chavistas, porque ya estaba descubierta por los indios que la habitaban. Colón fue un cruel conquistador (foto). Lo que desconoce este falso e ignorante historiador, es que por ejemplo en el Zulia, el grupo de sedentarios de la región, que tenía unos 4.000 años establecido, fue desalojado por una gran oleada que perteneció a la nación arahuaca (1.500 a. C. hasta la era cristiana).

Después vendrían grupos de Colombia de habla chibcha (era cristiana hasta 600 d. C.) que fueron desplazados a su vez por los aguerridos y altamente belicosos caribes que perduraron hasta la llegada de Colón. Así como los arahuacos conquistaron y fueron conquistados, los europeos dominaron, tanto a los triunfadores como a los derrotados del nuevo continente.

Así ocurrió con otros conquistadores como los mayas, aztecas e incas que ahora resulta que fueron “muy crueles” y los critican por practicar sacrificios humanos, esclavizar a sus rivales y tener clases sociales. O sea, no eran socialistas.

Nuestra india Isabel, esposa legítima de Alonso de Ojeda, con quien nació el mestizaje latinoamericano, fue la primera americana en casarse con un español y en visitar las cortes españolas en calidad de señora. Pues ahora resulta que fue una traidora. Es decir, salir de la barbarie y de la idolatría para convertirse en la “doña Isabel” del conquistador más importante; la cristiana, la civilizada, la constructora de la nueva cultura fue un acto de traición.

Cómo harán con la Europa milenaria. ¿A quién echarles la culpa? ¿A los invasores egipcios, palestinos, sirios, persas, mesopotámicos, fenicios, iraníes, griegos o romanos? Conquistar y ser conquistado ha sido la historia de la humanidad y los victoriosos imponen a la fuerza su cultura, religión y manera de ser a los derrotados. Quien desconozca esta realidad es un ignorante.

La conquista y colonización de Latinoamérica por los españoles, con todas sus imperfecciones, trajo como consecuencia el establecimiento de un inmenso conglomerado de personas que hoy pueblan un mismo continente y hablan un mismo idioma sin que existiera entre ellos odios de raza ni diferencias de credos, hasta que llegó el innombrable a sembrar rencor y discordia entre hermano. Que oiga quien tiene oídos.

Ernesto García Mac Gregor
@GarciaMacGregor

NOEL ÁLVAREZ, EL HOBBY DE LOS AUTÓCRATAS


La prisión es un instrumento de abuso de poder con el cual los tiranos encierran a sus enemigos, a sus opositores y a veces también es un medio para obtener los bienes del preso, como lo encontramos en la historia antigua, pero también en la moderna. Nació como pena muchos siglos después de que el poder, “religioso y político la utilizara como un medio preventivo para evitar que se fugara, el supuesto violador de la norma social. En tanto la autoridad, cualquiera que fuera en ese momento, la autorizada por el grupo social, decidiera si el reo era culpable y cual pena le debería ser aplicada.

En las antiguas naciones paganas “los castigos se caracterizaban por la crueldad”, se señala en el libro de los Jueces, y los lugares de encarcelamiento a veces se diseñaban como para privar a los prisioneros de toda comodidad. La pena más cómoda en los grupos primitivos era la pena de muerte ya que los recursos económicos no eran suficientes para mantener con vida al transgresor de la ley. En otros casos los prisioneros eran sacados a barrer las calles y así se evitaban de pagar costosos honorarios.

Estos criterios de castigo, permitieron que la lapidación se usara en las sociedades primitivas como medio de ejecución, y de esta forma multitudinaria, todos los miembros del grupo social podían participar en el linchamiento, ejerciendo venganza. En los tiempos bolivarianos, se combate la protesta con disparos a la cara como lo recomiendan los manuales de los peores sanguinarios de la historia.

Antiguamente se usaban las cisternas vacías o con poca agua para poner en ellas a los prisioneros. Dado que el calabozo o la mazmorra era la parte más oscura y pésima, por lo general ubicados en una cueva subterránea, como la que está en Plaza Venezuela, es fácil comprender que una persona no podía subsistir mucho tiempo en un confinamiento tan inhumano. En la cárcel filistea, Sansón fue engrillado y forzado a hacer un trabajo humillante. Algunos de los profetas sufrieron prisión a manos de los dictadores y de los colectivos, rebeldes y enfurecidos.

Tal como van las cosas en nuestro país, con las cárceles llenas de opositores, y con el anuncio de elevar la pena capital a 50 años, es posible que los “inconstituyentistas” piensen en esto para desviar la atención. En tiempos de revolución, la pena de muerte no se ha planteado ¡por ahora! Lo que no dijo el litigante era si esto tenía efecto retroactivo, ya que, comenzando desde la época de “Petróleo Crudo” y llegando hasta muchos de los que hoy gobiernan, tienen prontuario por quema de carros, saqueos, atracos a bancos y asesinatos de militares y policías.

Cristo enseñó a sus discípulos a socorrer a los que están en la cárcel. Los presos de Maduro, no reciben los beneficios de las recomendaciones de Jesús: pasan hambre y no se les permite recibir visitas. Tampoco reciben su ración de alimentos muchos de los militares encargados del orden público. Los primeros cristianos con frecuencia sufrían prisión no solo a manos de los paganos, sino también ante la ira de los judíos. Los presos eran encadenados a soldados asignados para cuidarlos.

Cuando los verde oliva enfrentan la incertidumbre de la represión en busca de opositores, a menudo sus mentes se vuelven hacia pensamientos de muerte. Ellos buscan la forma de hallar tranquilidad espiritual para sí mismos y la de suministrar la paz perdida a sus seres queridos. Asiduamente escriben cartas a sus familiares, solicitándoles su comprensión y apoyo e instándolos a que mantengan incólumes sus principios, a fin de que la dignidad y el espíritu de lucha sean sus fieles compañeros.

Noel Álvarez
Noelalvarez10@gmail.com
@alvareznv

JOSE LUIS ZAMBRANO, POR EL CAMINO INCA DE LA INCERTIDUMBRE, SAINETE EN CÁPSULAS


Lo vi partir con el alma en vilo. Se cansó de guardar los sueños en el armario y de esa sensación terrorífica de no saber qué hacer al abrir los ojos. Sentía un miedo tortuoso al fracaso. Pero estaba hasta el hastío de andar sin rumbo y tener los días apretujados en el almanaque. Todos eran iguales, extraviados y complejos, reducidos a medio conseguir qué comer, a solventar las discusiones gastadas con la familia sobre las maneras para poder sobrevivir.

Se cansó de pensarlo y de escarbar en su mente por una excusa para no salir del país. Ya uno de sus hermanos lo había hecho, con el equipaje quebrado en sollozos y con una idea empecinada por el éxito. No le había ido mal, pero su talento parecía exterminado en una silla de conserjería en el país austral, donde los sueños y las pesadillas están alojados en la misma vidriera.

A él le tocaría otra cruzada. Quería probar de qué estaba hecho. Pagaría las viejas cuentas con el destino. Por eso, decidiría por un sendero distinto; absolvería sus culpas de no intentarlo, como tantos y tantos que abren las fronteras de sus propias dudas. Su meta era Perú, por no tener muchos baches en el papeleo y por contar con una comunidad casi interminable de venezolanos que asumieron la misma aventura de la huida.

No tenía tiempo para tramitar el pasaporte. Partió a la buena de Dios, con unas maletas menguadas, un presupuesto de risa y un teclado para hacer lo que más amaba: su música de mil sabores.

Al arribar a la frontera con Colombia se enfrentó a unos malhechores que lo extorsionaron, para evitar que pasara al otro lado. Estos rufianes vestían verde oliva, los mismos que juraron en el pasado defender la patria a costa de sus vidas. Hoy se la arruinan a un pueblo entero. Debió entregarle gran parte de los pocos dólares que poseía, sometido a su fantasía irresistible por triunfar.

Pasó un día entero esperando por el autobús que le recorrería toda la nación neogranadina y lo dirigiría hasta Ecuador. Tuvo las maneras alegres y la virtud cierta para entusiasmar a los pasajeros, todos venezolanos y con un valor inminente, quienes repetían las notas que él cantaba con un entusiasmo indecible.

Cuando llegó a las nuevas tierras, se sintió abandonado a su suerte. No había paralelismos con lo leído sobre esta nación, ni similitudes instantáneas con lo dejado en Venezuela. Aquí debía romperse el lomo para demostrar de lo que era capaz. Era empezar de cero, pero con las dudas rebotando en su cabeza.

Con los bolsillos agónicos, arrendó una habitación en la que apenas podía estar parado, con una cama desvencijada y las paredes tapizadas de baldosas turbias.

Recorrió calles marchitas buscando un empleo rápido. Hasta un matón de barrio le apuntó con un revolver en las narices, quien lo confundió con un partidario de su banda contraria. Cuando hasta el agua para tomar se le había acabado, pudo recibir 30 soles por unas horas de canto con su instrumento, en un restaurante en el que el dueño apreció su talento y su temeridad infranqueable para buscar una nueva senda.

Esta dura prueba la viven más de tres mil venezolanos que a diario cruzan las fronteras de nuestro país hecho trizas. Excavan en cualquier posibilidad, pues en Venezuela no existe ninguna. Así arriesgan, atiborrados de enigmas y con un desconcierto supremo, por algo distinto. Lo importante es levantar la cabeza y poder en el futuro, enviarles a sus familiares para que no mueran de hambre.

Ya el Gobierno de Perú se lo tiene bien pensado con respecto al tema. Han señalado sin reparos su canciller, Néstor Popolizio, que, como nunca ha reconocido las elecciones fraudulentas del pasado 23 de mayo, se ha decidido proponerle al Grupo de Lima, romper las relaciones con Venezuela y prohibir el ingreso de los miembros del nefasto gobierno de Maduro, a cualquiera de los países integrantes del bloque.

Pese a esta decisión sin ambages, las puertas de la nación inca siguen de par en par para los venezolanos de a pie, con algunas limitantes a solventar, siendo quizá la más engorrosa y diversa, el llegar con el corazón constreñido y la carencia de un mapa reflexivo de cómo comenzar. Pero así es el coraje nacional, apto para esquivar situaciones aciagas y hábil para demostrar una musculatura emocional en los momentos más inciertos. Todas esas capacidades las requeriremos para reconstruir pronto a la nación más hermosa del mundo.

José Luis Zambrano Padauy

zambranopadauy@hotmail.com

@Joseluis5571

LUIS MARIN, REFERENDO CONSTITUCIONAL CUBA 2019


Está previsto para el 24 de febrero el referendo aprobatorio de la Constitución castrista, que sustituirá a la vigente de 1976 promulgada por Fidel Castro con el mismo procedimiento: el proyecto elaborado en la sombra no se sabe por quién, es aprobado por unanimidad en la Asamblea Nacional, bajado como lineamiento a discutir a puerta cerrada en el partido y las llamadas organizaciones de masas, luego sometido a ratificación popular, para finalmente ser aprobado con el 98% a favor, un porcentaje idéntico al de participación.



Según el principio del “centralismo democrático” una vez discutido un asunto y aprobado, la minoría debe someterse al dictado de la mayoría y acatar lo que ya es una línea del partido, por lo que no sólo se prohíbe cualquier oposición o divergencia, sino que se toma y se trata como una traición, en este caso, no se permite ni siquiera hacer propaganda por el “NO”, tanto menos organizar la oposición, por lo que no es un referendo propiamente dicho, sino la imposición de una decisión desde arriba hacia abajo, por encima de la voluntad popular.

Pero hay diferencias: en 1976 no se había muerto Fidel Castro, ni desmembrado la URSS, ni derribado el muro de Berlín, ni existían medios de comunicación alternativos por lo que los medios globales podían invisibilizar a la oposición dentro de la isla, ni era imperativa la atención que debe prestarse a un mínimo respeto por derechos humanos fundamentales, en resumen, los secuaces internacionales del comunismo gozaban de absoluta impunidad.

Por ejemplo, Federica Mogherini, Alta Representante de la Unión Europea para Asuntos Exteriores y Políticas de Seguridad, debe rendir cuentas por su concepción de Cuba como “democracia de partido único”, asentada en sus informes sobre derechos humanos. ¿Ella justifica la brutal represión que emplean para mantener  semejante régimen? ¿En qué país de la UE existe lo que ella aprueba para Cuba? ¿Es eso compatible con los principios y valores que la UE dice defender y ella representar?

Quien haya visto la investidura de Manuel Andrés López Obrador como Presidente de México debe sorprenderse no tanto por el estrepitoso rechazo a Maduro sino por la ovación inmediatamente dispensada a Miguel Díaz-Canel, tan ilegítimo y tanto o más represivo que éste, así como a Silvio Rodríguez, sin que se sepa a guisa de qué estaba allí, porque no ostenta ningún cargo oficial.

Algo muy malo debe estar ocurriendo en México y en la izquierda en general que no distinguen la causa del efecto, no reconocen el daño que ha dispersado el castrismo durante décadas por toda Latinoamérica, África y el resto del mundo, camuflado bajo la coartada de la revolución socialista mundial, pero en verdad carne de cañón del imperialismo soviético. Condenan al gulag pero no a sus agentes.

Y mientras se denuncian catástrofes humanitarias en Siria, los Balcanes, el cuerno de África, el Sudeste asiático, Venezuela, no se ve o se quiere ignorar en una suerte de ceguera voluntaria que detrás de todas ellas han estado metidas las alianzas estratégicas de Fidel Castro y sucesores.

No puede dejar de causar perplejidad que después del derrumbe de la URSS Castro haya encontrado asidero en el Foro de Sao Paulo; pero liberado Brasil y estando Venezuela ya exhausta, ahora se les abre México como próxima tabla de salvación y con toda seguridad también terminará arruinado por el proverbial parasitismo comunista.

México nunca rompió relaciones diplomáticas ni comerciales con Cuba ni siquiera en las épocas de más alta conflictividad con EEUU y los países de América Latina, cuando hasta Venezuela lo hizo; pero no había experimentado la agresión castrista en su propio suelo, como está a punto de escarmentarla con el gobierno de López Obrador, un izquierdista radical de muy vieja guardia.

Otro hecho sintomático son las casi unánimes votaciones en la Asamblea General de la ONU condenando el embargo de EEUU al régimen castrista, con las únicas excepciones de los votos en contra de Israel y los mismos EEUU (durante la Administración Obama incluso EEUU se abstuvo).

La UE y otros supuestos aliados, aprovechan esa oportunidad para desairar a EEUU de manera completamente gratuita porque la votación no tiene consecuencia alguna; pero se presenta ante el mundo y sobre todo al interior de la isla como que Cuba está derrotando abrumadoramente a los EEUU y son estos los que se encuentran “aislados” y no el régimen de los Castro.

El efecto es puramente propagandístico sin su dejo de burda falsedad, porque no existe tal “bloqueo” como les gusta publicitarlo, pero a los ojos del ciudadano común  parece como si la comunidad internacional refrendara esa falacia; tampoco parece que reprobaran un hecho puntual, “el embargo”, sino que apoyaran al castrismo en general contra los EEUU.

La verdad es que los Castro y Compañía tienen que pagarles a ciudadanos norteamericanos y cubanos que fueron despojados de sus bienes sin indemnización alguna por esa supuesta revolución, de un modo arbitrario y por cierto también muy propagandístico.

Por poner solo un ejemplo sobresaliente: el famoso Hotel Habana Hilton, supuestamente expropiado a esa cadena hotelera americana, en realidad fue construido con los fondos de las cajas de retiro del Sindicato de Trabajadores de la Gastronomía, que suscribió un contrato de administración con la cadena Hilton para que regentara el hotel y con los beneficios obtener dinero para pagar las pensiones.

En verdad, “la revolución” no les expropió el hotel a los americanos sino a los propios trabajadores cubanos afiliados al Sindicato de Trabajadores de la Gastronomía; pero eso no da buena prensa, por lo que es mejor seguir con la leyenda antiimperialista.

Hoy el hotel es administrado por la cadena española Meliá Hotels Internacional o Sol Meliá que junto con Iberostar son los principales socios del Grupo Gaviota, empresa del Holding GAESA, tutelado por el general Luis Alberto Rodríguez López-Callejas, yerno de Raúl Castro (no se sabe cuál de esos títulos es más importante).

Más de otras doscientas empresas españolas no muestran escrúpulo alguno en contratar mano de obra esclava, lo que hace más burda la mentira del “bloqueo” y explica mejor la sociedad de José Luis Rodríguez Zapatero y su canciller Miguel Ángel Moratinos con esa mafia militar mercantilista, herencia de Pedro Sánchez y Pablo Iglesias.

Más grave que el blanqueo de dinero es el blanqueo de palabras: revolución, socialismo, antiimperialismo, son conchas lustrosas, sin contenido; instituciones como presidente, primer ministro, canciller, son todos fachadas vistosas.

Igual que constitución, elecciones, referendo, diálogo, reducidas a mera ficción, que Castro llama “fuegos artificiales” para divertir al público: La cruda realidad es su nudo poder.

El reto para los cubanos es sacudirse ese yugo, todo lo demás se les dará por añadidura.

Luis Marin
@lumarinre

JOSÉ RAFAEL AVENDAÑO TIMAURY, PLEBISCITO


     Ayer se efectuó la elección de concejales. La farsa electorera -más que una elección- constituyó un auténtico plebiscito. La resultas del mismo son la comidilla el día de hoy. Afirmar que fue plebiscito no es una arbitrariedad por parte mía. Tampoco lo es el pretender hacer una disertación semántica del hecho. Disquisiciones semánticas de términos definitorios de índole político, sociológico o antropológico; tales como “dictadura, totalitarismo y régimen autoritario”. Tan de moda en la actualidad. La escuálida votación realizada (Esperada y anunciada por muchos) permite denominar de ésta manera el acto político celebrado.



     Quienes llamaron a ejercitar el voto (el oficialismo, además de pocas colectividades y personalidades opositoras) deberán estar haciendo ejercicio de la introspección acostumbrada. Su ceguera política ya es crónica en el mundo opositor. Se trata de un asunto patológico.

     No se trata de abjurar del ejercicio del voto como medio político para dirimir diferencias. El voto sigue y seguirá siendo el mejor método para hacer viable el ejercicio de la democracia. Lo que se trata ahora es de reafirmar que las dictaduras son reacias por formación para facilitar de manera idónea el sufragio. La argumentación para la abstención electoral es ampliamente conocida: Con las arpías del ministerio de elecciones del gobierno y la Sala Electoral del TSJ es un ejercicio inocuo y diletante. Genérico y ayuno de contenido que lo único que proporciona es la ilusión de un milagro que jamás habrá de cuajar. Para el gobierno significa solamente el reiterativo “cuento de camino” -ya increíble- de que Venezuela es democrática por poseer el record mundial de consultas electoreras chimbas en los últimos años.

     Lo cierto es: “Consummatum est”. La semana comienza –una vez más- con dimes y diretes. Diciembre ha sido siempre en nuestro país un mes muy singular. Además de las celebraciones de navidad y año nuevo tradicionales, los venezolanos habíamos acogido una peculiar costumbre festiva; casi secular, del inicio vacacional que finalizaba después de la segunda semana de enero. En el ínterin comenzábamos a degustar comidas especiales: Las hallacas, los bollos, ensalada de gallina, jamón planchado, el pan de jamón y el dulce de lechosa. Agregando costumbres foráneas como el pavo horneado, lechón, los turrones y el panettone. Las infaltables bebidas espirituosas: whisky, ron,  cerveza, ponchecrema y espumantes de diversa naturaleza. Todo acorde a los bolsillos de cada quien. Los aguinaldos y villancicos se fueron complementando con bullangueras gaitas maracuchas. Existía una especie de pacto no escrito donde privaba el llamado espíritu navideño. Se exaltaba la paz y se obviaban –posponiéndolos- los problemas políticos puntuales.

     Sin embargo –toda regla tiene su excepción- hubo algunas navidades (a partir de la segunda década de los cincuenta) que el mes diciembre –con las particularidades ya descritas- también se encontraba consustanciado y ligado con jornadas de carácter político. Casi siempre con la fecha tope del día 15 con la intención de sumergirse en el jolgorio. Las elecciones presidenciales en nuestro país, luego del 23 de enero de 1958, se realizaban en este bonchon mes.

     Las navidades de 1952 –luego del fraude electoral cometido el 30 de noviembre- tuvieron oscuros presagios. “La violencia de Estado” iniciada (casi formalmente) con el vil asesinato del líder opositor Leonardo Ruiz Pineda el 21 de octubre hubo de consolidarse de manera cruenta en los años siguientes. La brutal represión (con muchos muertos, torturados, presos y exiliados) fue conducta habitual del régimen milico. Así las cosas (hasta el final de la dictadura hubo oposición clandestina militante) llegamos al 15 de diciembre de 1957. Envalentonado el dictador -que decía mandar en nombre de las FAN- por los resultados de la represión ejercida por la SN (SEBIN de la época) consideró conveniente realizar una consulta electoral no prevista en la ilegítima constituyente  y constitución instaurada en 1953. Todos los dictadores son soberbios por antonomasia. En vez de elección para designar al presidente, convoco al plebiscito de rigor. El Consejo Electoral –turbio e ilegítimo como el actual- declaró ganador al también (como el actual) obeso dictador. Entonces, - aparentemente y a partir del 15 decembrino- los compatriotas se aprestaron a disfrutar como es debida la navidad. ¡En aquel entonces había de todo!

     Lo cierto fue que a “sotto voce”; desde mayo, con motivo a la Pastoral de Monseñor Arias Blanco, y al resurgimiento de la actividad clandestina a través de la Junta Patriótica acompañada con valientes actividades de calle opositoras; la “procesión iba por dentro”. El 1° de enero aviones de guerra sobrevolaron Caracas (con bombas y metralla) sorprendiendo a los trasnochados y enratonados conciudadanos. En apenas 23 días la “poderosa”  dictadura se desmoronó. De manera muy parecida a como lo hizo “el muro de Berlín”. Lo demás es historia conocida.

     En las postrimerías de 2018 algunas mentes afiebradas de compatriotas guardan y profesan una dialéctica peculiar para entender y asumir conductas políticas relacionadas al uso del voto de manera general. La semana pasada hubo un cúmulo portentoso de opiniones al respecto. Singulares y cínicas  algunas. De buena o de mala fe otras. Muchas revestidas con consideraciones particulares. Muy “miopes” y torpes para adjetivarlas de alguna manera. Los politicastros ampliamente conocidos expresaron sus picarescas razones (de igual modo conocidas). Algún émulo frustrado de Cantinflas dixit: “Yo prefiero que me roben el voto a perderlo por no ejecutarlo”. (sic).  De igual modo, una de las cabezas formales de la cofradía eclesiástica llamó a votar. ¡La grey lo mandó a la porra! Aunque existen (¡Gracias a Dios!) algunos “virtuosos”. Presumo que todos estos cultores del voto irreflexivo comenzarán en enero con la prédica de iniciar una campaña electoral tendente a realizar las elecciones primarias destinadas a la escogencia del candidato opositor para enfrentar en diciembre de 2025 al candidato escogido por Maduro. El aparentemente seguro, (por ahora) Trucutú, el del mazo prehistórico.

     Las navidades venezolanas correspondientes a este año serán recordadas por las futuras generaciones como las más oscuras y tristes de toda la era republicana. Incluyendo la guerra de independencia y la guerra larga. Las dictaduras de Castro y Gómez. La penúltima dictadura perezjimenista. La hambruna en general y la carencia generalizada de bienes actual es ostensible. ¡”Con los tuertos y  aseguradores”  excepciones de rigor”! Ojalá que este desasosiego espiritual y material que padecemos. El que nos oprime y nos acogota. Nutra y otorgue el valor necesario para emprender en el venidero año todas las acciones necesarias para resolver de manera definitiva la Crisis Nacional… 

¡Todos al paro o huelga general por 24 horas el venidero 10 de enero!

José Rafael Avendaño Timaury

Cheye36@outlook.com
https://jravendanotimaurycheye.wordpress.com
@CheyeJR