lunes, 13 de enero de 2020

ACTUALIZACIÓN, EL REPUBLICANO LIBERAL II, LUNES 13/01/2020

ISABEL PEREIRA PIZANI: ¿QUIÉNES DECIDEN: CIVILES O MILITARES?

Unknown en EL REPUBLICANO LIBERAL II - Hace 5 minutos
Quizás uno de los momentos más trascendentales en los episodios que rodearon la designación de Guaidó como presidente de la Asamblea Nacional sea el episodio que permitió a un militar joven conocer que las decisiones en la República las toman los civiles. Este episodio es de una gran riqueza porque el militar actúo como quien por primera vez en su vida profesional oye una orden distinta a la que indica la obediencia, la verticalidad que rige en los cuerpos armados, la que ordena someter al civil en defensa de una ideología e imponer el orden. En esta escena vimos cómo el militar de... más »

CARLOS RAÚL HERNÁNDEZ: “…LOS MUERTOS ESTÁN EBRIOS”

Unknown en EL REPUBLICANO LIBERAL II - Hace 7 minutos
Con las constituciones norteamericana de 1787 y francesa de 1791, las sociedades occidentales dieron el salto quántico que funda un poder interno legítimo y separado en tres ramas, para que dos vigilen la tercera y erradicar así la tiranía de un hombre. Con esto, los estados superaron la guerra social interna de la humanidad durante milenios, -aunque seguirá siempre en latencia-, que continuó en otros continentes hasta que adoptaron esas instituciones y continúa en las que no lo hicieron. Sigue siempre en latencia. Basta que parpadeen los mecanismos de control social, por catástrof... más »

OSCAR ELÍAS BISCET: IMPEACHMENT SE FUE ILEGALMENTE DE VACACIONES

Unknown en EL REPUBLICANO LIBERAL II - Hace 9 minutos
El Estado, país o nación, no serán libres ni democráticos si las personas en su individualidad no son parte inherente de este proceso. La libertad es un valor universal, un derecho humano básico, que está por encima de nacionalidad y diferencias políticas e ideológicas. La libertad es un bien personal, que en asociación con todas las individualidades humanas hacen a un pueblo libre, una nación en libertad y desde este conjunto armónico se proyecta al país y al Estado. El Estado, país o nación, no serán libres ni democráticos si las personas en su individualidad no son parte inheren... más »

OFELIA AVELLA: SER FOCOS DE ESPERANZA

Unknown en EL REPUBLICANO LIBERAL II - Hace 13 minutos
El comienzo de algo está impregnado de la ilusión ante la novedad y aunque los tiempos sean inciertos, ser un foco de esperanza en este nuevo año significa creer y transmitir que las circunstancias fuerzan siempre a buscar las vías para solucionar los problemas. Tenemos la oportunidad de empezar otra vez, con ánimos renovados, y una esperanza más profunda: más asentada en sus bases, tal vez. Más que depender de lo que suceda fuera, por más difícil que sea, la verdadera esperanza brota de un corazón que sabe descubrir la bondad oculta en las cosas. Sin esta apertura a la vida, que e... más »

CLAUDIO NAZOA: RAMOS ALLUP… TE AMO!!!

Unknown en EL REPUBLICANO LIBERAL II - Hace 15 minutos
Juro que es la primera vez que le digo esto a un hombre y, lo peor, ¡a uno tan feo!, pero… ¡no aguanto más! Hoy salgo del clóset gritando y por la calle del medio: ¡Te amo, Ramos Allup! ¡Te amo! Ojo, esto no es un ataque de mariquera senil. No. Se trata de que Ramos Allup es el propio, se ha convertido en una especie de demonio de Tazmania que ataca a los diablos rojos. Yo sé que en ambas partes esto va a traer cola, pero ya es hora de que todos los venezolanos digamos las cosas claras y sin miedo. ¿Recuerdan cuando estuvo en la primera reunión de Miraflores?, quisieron callarlo p... más »

AGUSTÍN BLANCO MUÑOZ: ¿DOS ASAMBLEAS DE NEGOCIANTES?

Unknown en EL REPUBLICANO LIBERAL II - Hace 17 minutos
Caramba Don Antero dígame si es verdad que usted anda contento con el nombramiento de la nueva junta directiva de la Asamblea Nacional. Porque yo estoy un poco perdido con los análisis polarizados. Para unos la elección legítima es la que nombra presidente a Luis Parra y para otros la que reeligió a Juan Guaidó. Los primeros sostienen que son una mayoría que reúne 30 votos de diputados de las regiones a quienes las cúpulas no los tomaban en cuenta y que se juntan ahora con los 51 votos oficialistas para un total de 81. El otro grupo señala que el acto realizado en la sede de la AN ... más »


ISABEL PEREIRA PIZANI: ¿QUIÉNES DECIDEN: CIVILES O MILITARES?

Quizás uno de los momentos más trascendentales en los episodios que rodearon la designación de Guaidó como presidente de la Asamblea Nacional sea el episodio que permitió a un militar joven conocer que las decisiones en la República las toman los civiles. Este episodio es de una gran riqueza porque el militar actúo como quien por primera vez en su vida profesional oye una orden distinta a la que indica la obediencia, la verticalidad que rige en los cuerpos armados, la que ordena someter al civil en defensa de una ideología e imponer el orden.

En esta escena vimos cómo el militar desgranaba al caletre los mandatos que había recibido de su comando, lo instaban a asumir el poder de decidir quiénes entre los diputados electos podrían entrar a su sede natural. Se puede deducir que el militar obedecía, no razonaba, jamás debe haber pensado ni oído que quienes deciden son los civiles. De allí la estupefacción y sorpresa del militar al recibir la fuerza del mensaje de Guaidó  “Tu no decides quién puede entrar”.

Tenemos que concluir amargamente que el militar actuó según la enseñanza que ha recibido en la última década, la que repite el irresponsable Vladimir Padrino en cada acto militar: “Viva Chávez y el socialismo”.

No sé a ciencia cierta dónde adquirió Padrino esa formación comunistoide, o si solo es defensa de privilegios que le ha permitido convertirse en un nuevo millonario petrolero, conjuntamente con los miembros del corrupto “Alto Mando Militar”.

Puedo imaginar la cara de estupefacción del militar increpado por Guaidó, nunca pensó que la orden de sus superiores era una prueba clara de violación de los derechos y obligaciones establecidas en la Constitución que pauta al militar proteger, cuidar a los ciudadanos, velar por su integridad, sin importar el color político de los individuos, grupos  o localidades bajo su responsabilidad (Arts. 328 y 330).

Los militares no sirven a una ideología, trabajan para la ciudadanía. Esta reflexión nos lleva a pensar la enorme responsabilidad que tiene el liderazgo nacional en la misión de reeducar a los militares venezolanos, catequizados durante 20 años por cubanos, como  defensores del socialismo, cultores ciegos de la memoria de Hugo Chávez, quien supo muy bien que a los militares había que dominarlos insuflándoles ideas comunistas, no solo doblegándolos por la fuerza.

Esta convicción cambia por completo nuestra visión de la relación civil-militar y permite comprender por qué no han reaccionado frente a la crisis que sufre el país, al sufrimiento de sus paisanos, a la infancia acosada por la desnutrición y el abandono. No reaccionan porque aceptan sin duda alguna la corrección de las órdenes de sus jefes, jamás piensan que puedan estar equivocados, que violan la Constitución.

El reto ahora es cómo transmitir nuevas ideas, cómo lograr que recuperen los niveles de conciencia desperdiciados, que puedan valorar la democracia, la libertad y el respeto al ciudadano.

El enfrentamiento de Guaidó con los militares pareció una reedición de aquel otro ocurrido el 8 de Julio de 1835 cuando Vargas, electo por sufragio y Carujo militar, escenificaron un debate histórico.  Allí, Carujo increpa al presidente electo: “Señor doctor, usted sabe ya del pronunciamiento. Evítenos los males tremendos que pueden sobrevenir. Los gobiernos son de hecho”. Vargas responde: “Permítame usted, el gobierno de Venezuela no es de hecho; la nación se ha constituido legítimamente y establecido su gobierno, hijo de un grande hecho nacional y de la voluntad de todos, legítimamente expresada”. Nace allí la consigna que tanto hemos oído y que hoy podemos calibrar en justa medida: Carujo: “Este será más tarde un hecho nacional. El mundo es de los valientes”. A lo que Vargas responde: “No, el mundo es de los justos: es el hombre de bien y no el valiente el que siempre ha vivido y vivirá feliz sobre la tierra y seguro de su conciencia”.

Podemos pensar que hemos retrocedido a 1835, pero también mirar el lado positivo que significa comprender que la postura militar en su apoyo irrestricto a la dictadura no es una muestra de envilecimiento, falta de conciencia y solidaridad con sus compatriotas y aceptación del dominio del régimen cubano detestado por el mundo libre. Tal como se pregunta uno de los antiguos defensores del régimen, hoy en rebeldía: ¿Cómo pueden aceptar los propósitos del gobierno los comandantes de Guarnición que saben cómo sufre el pueblo sin rebelarse?

Las Fuerzas Armadas son una institución cuya columna vertebral es la disciplina y la obediencia, condición que ha sido utilizada perversamente por Chávez, Fidel y sus acólitos, torciendo las enseñanzas de nuestros jóvenes militares y colocándolos bajo el dominio de una ideología depredadora de la condición humana y de la libertad. Frente a esta realidad surge una gran oportunidad, los militares jóvenes que se han formado bajo los designios socialistas merecen la oportunidad de aprender el rol de los hombres armados en la defensa de ciudadanos  libres y responsables. Toca al liderazgo, siguiendo el ejemplo de Juan Guaidó, enseñar a los militares quién decide en este país.

Isabel Pereira Pizani  
@isapereirap 
@ElNacionalWeb

CARLOS RAÚL HERNÁNDEZ: “…LOS MUERTOS ESTÁN EBRIOS”

Con las constituciones norteamericana de 1787 y francesa de 1791, las sociedades occidentales dieron el salto quántico que funda un poder interno legítimo y separado en tres ramas, para que dos vigilen la tercera y erradicar así la tiranía de un hombre. Con esto, los estados superaron la guerra social interna de la humanidad durante milenios, -aunque seguirá siempre en latencia-, que continuó en otros continentes hasta que adoptaron esas instituciones y continúa en las que no lo hicieron.

Sigue siempre en latencia. Basta que parpadeen los mecanismos de control social, por catástrofes naturales, apagones, levantamientos, para que los hombres sean bestias y tánatos inunde las calles. Las incidencias parlamentarias de comienzos de enero en Venezuela y España parecen un experimento de laboratorio para apreciar diferencias entre autocracia vs democracia. Umberto Cerroni escribió hace muchos años que la concepción revolucionaria del Estado había que desecharla por primitiva, porque retornaba la guerra social.

En Venezuela priva la ausencia de ley, la brutalidad, el uso de la fuerza, el irrespeto a cualquier norma establecida que concluye en una radicalización de la inconstitucionalidad, esencia de toda revolución porque está en su naturaleza. En el comienzo de la legislatura española se preservan meticulosamente las normas, y los resultados dependieron de uno o dos votos sin que ninguna mano pudiera alterarlos, que no fuera la voluntad personal de cada parlamentario.

Sin embargo, a pesar de las instituciones y contra ellas, los políticos españoles hacen descender la política al subsuelo, con un debate de metal abyecto y apocalíptico digno de 1936, triste pasado y sangre seca. Desentierran los muertos que están ebrios de lluvia antigua y sucia, imágenes espectrales que flotaban tenebrosas sobre el Hemiciclo. Se someten a las normas institucionales porque poderosos organismos los obligan, pero coquetean al abismo con un lenguaje destructivo e hiriente, escatológico.

¿Paz perpetua?

Un poco por sus limitaciones intelectuales (no hay Felipe González, Suárez, Aznar, ni Rajoy en liza) y otro porque es instintivo agredir, herir al adversario, no así razonar, para derrotarlo y convivir con él, no por motivos morales sino políticos. En Venezuela sede de una autocracia, una semidictadura invertebrada, todo termina, después de dos meses de escándalos parlamentarios de corrupción, en una república chocarrera en la que existen dos presidentes, tres tribunales supremos y ahora tres órganos legislativos.

Los posmarxistas comenzaron con Chávez a apuntarle a la Constitución, porque es la jaula de hierro que encierra el poder y protege a los ciudadanos. Por eso ya en Chile amuelan los cuchillos para clavar la Constitución democrática, liberal y representativa. La democracia no puede impedir las pulsiones bestiales de los hombres, pero sí regularlas y sancionarlas. En el plano internacional la situación es bastante parecida.

En un pequeño libro, La paz perpetua (1795) Kant prefiguró la necesidad de crear una organización que agrupara a todos los países para convivir e impedir las guerras, que siglo y tanto después estimuló la creación de la ONU. Le aterraba la guerra porque es uno de los componentes más antiguos en el devenir del hombre y es el crimen legalizado y generalizado.

Aunque desde el siglo XVII el maravilloso disidente, Hugo Grocio se empeñó en legislar sobre la guerra, cosa entre otras que le mereció cadena perpetua, de la que huyó gracias al valor casi suicida de su amante. Su tesis, desarrollada posteriormente por Kant, es que si se puede dominar el estado de naturaleza en el interior de los países, también debe hacerse entre ellos, a escala internacional, que ya no fuera la paz de un imperio como Roma sino un acuerdo entre estados, una especie de confederación.

La vida es tormenta

De hecho, el siglo XX ha sido la etapa con menor número de conflictos bélicos desde que el hombre tiene memoria. A partir del logro de instituciones globales, primero la Sociedad de las Naciones y luego ONU, los desenfrenos de los líderes empezaron a chocar con barreras, se dificulta el uso de la fuerza indiscriminada y se creó la posibilidad de acciones bélicas multilaterales consensuadas contra Estados que violen la convivencia.

Así fue la Tormenta del desierto en 1991, en la que 34 países aprobaron atacar a Hussein por la anexión de Kuwait. Caso contrario, la siguiente invasión a Irak en 2003 con apoyo de muy pocos países, condujo a la destrucción del invadido en tanto país. Ahora se presenta una nueva y trágica situación en Irán, luego de un sostenido y bastante exitoso esfuerzo de dos presidentes norteamericanos anteriores para detenerlo y neutralizar su peligrosa influencia en el Medio Oriente.

Obama y los mandatarios de las principales potencias europeas conquistaron un acuerdo para detener en ese país el enriquecimiento de uranio con fines militares. Ahora veremos las consecuencias de haber azuzado al tigre lo que tiende a traducirse en terrorismo y más víctimas. (“los muertos están ebrios de lluvia antigua y sucia / el reloj hace su tictac lejano del deshielo / en el corazón de los féretros pobres de Lofoten”. Lubicz Milosz)

Carlos Raul Hernandez
carlosraulhernandez@gmail.com
@CarlosRaulHer
@ElUniversal

OSCAR ELÍAS BISCET: IMPEACHMENT SE FUE ILEGALMENTE DE VACACIONES

El Estado, país o nación, no serán libres ni democráticos si las personas en su individualidad no son parte inherente de este proceso.

La libertad es un valor universal, un derecho humano básico, que está por encima de nacionalidad y diferencias políticas e ideológicas. La libertad es un bien personal, que en asociación con todas las individualidades humanas hacen a un pueblo libre, una nación en libertad y desde este conjunto armónico se proyecta al país y al Estado.

El Estado, país o nación, no serán libres ni democráticos si las personas en su individualidad no son parte inherente de este proceso; pues la libertad encuentra su realización como ente insustituible en la democracia, donde los derechos humanos básicos y las elecciones libres, justas, transparentes y multipartidistas aseguran la diversidad de pensamientos y un desarrollo ascendente de la persona humana en la sociedad.

Por supuesto, como la libertad es una categoría abstracta, es manipulada por algunas gentes de carácter despótico que quieren manifestarlo en el conjunto y convertir al individuo en colectivo, para vaciarlos de estos esenciales atributos humanos y exponen como doctrina la socialización de la libertad y el estado pasa hacer el poder absoluto en todas las esferas de la sociedad.

Parecía increíble, que aquello descrito en el párrafo anterior, hoy es una evidencia concreta en la nación paradigma de la libertad, la primera república democrática y libre de la modernidad, los Estados Unidos de América.

Pues bien, un grupo de autócratas enmascarados de demócratas han desoído la voluntad popular triunfadora, manifestada en elecciones libres en 2016, cuando 63 millones de personas escogieron a través del voto de los colegios electorales, de 30 de los 50 estados del país, como presidente de los Estados Unidos de América, al emprendedor Donald Trump.

El miércoles 18 del corriente mes y año, la Cámara de Representantes de EEUU se reunió para debatir los artículos de juicio político (impechment) al presidente Donald Trump. Ante esta arbitrariedad jurídica el representante republicano por Ohio, Bill Johnson, pidió un momento de silencio, acusó a los demócratas y expresó: “Quiero usar mi turno para llamar a esta Cámara, para que los miembros se levanten y observen un momento de reflexión silenciosa. Para dar a cada miembro aquí la oportunidad de hacer una pausa por un momento y recordar las voces de 63 millones de votantes americanos que los demócratas de hoy quieren silenciar”.

El congresista aseguro que era un día triste para EEUU y que el juicio político era una farsa partidista para privar el derecho a los votantes estadounidenses.
En realidad, la situación impuesta unilateralmente por el Partido Demócrata en la Cámara es tan grave que no solo atenta contra la voluntad de los votantes, sino que es un ataque depredador al sistema jurídico y una ruptura de los principios de la Constitución estadounidense.

Los artículos para realizar el juicio político al presidente estadounidense fueron aprobados en la Cámara de Representantes y estos son: el abuso de poder y la obstrucción del Congreso. Esta fue una acción unipartidista demócrata, ningún miembro republicano voto por tal situación e incluso tres partidarios demócratas ejercieron sus escrutinios en contra de realizar el juicio político, uno de ellos se abstuvo en la votación. Esto manifiesta objetivamente que la oposición de enjuiciar al presidente Trump fue una actitud bipartidista y muestra que Nancy Pelosi, líder de la Cámara baja, y sus partidarios demócratas tienen un caso débil, pues no existe delito y mucho menos federal, y está muy lejos de las normas constitucionales.

El caso impulsado por Pelosi contra el Presidente se debilita más al no testificar el principal testigo y acusador, ¿acaso temen que se revele que era un espía de los demócratas?, quien oyó primero directamente la conversación e informó sobre la llamada telefónica entre los presidentes de EEUU y Ucrania. Del mismo modo fue la exembajadora estadounidense en Ucrania, Marie Yovanovitch, quien negó tener alguna información relativa a soborno o alguna actividad criminal del presidente Donald Trump.

Ahora bien, lo más arbitrario e inmundo de esta historia es que los cargos de acusación al presidente Trump fueron retenidos en la Cámara Baja y mientras no sean entregados y anunciados en el Senado no existe un caso de juicio político.
El Congreso, por ley, se va de vacaciones de fin de año hasta el 6 de enero y por la actitud incongruente de Pelosi el impechment también se va de vacaciones pero de forma ilegal. ¿Existirá la pérdida del caso por no presentación en un tiempo prudencial?

No basta con el silencio de protesta de los representantes justicieros; sino que necesitarán de la misericordia del Dios bíblico y una posición pública firme de protesta en todo el país de los amantes de la libertad en apoyo al presidente Trump y a la Constitución de la nación. Pues la autocracia de la extrema izquierda ha secuestrado el Partido Demócrata y tomado el poder en la Cámara de Representantes. Si no hacen ese acto de valor heroico y virtuosismo apegado a la justicia, pronto vendrá en camino el socialismo y la instauración del estado totalitario en los Estados Unidos de América.

Oscar Elías Biscet: 
lanuevanacion@bellsouth.net
@oscarbiscet
Presidente de la Fundación Lawton de Derechos Humanos
Presidente del Proyecto Emilia
Medalla Presidencial de la Libertad

https://www.diariolasamericas.com/opinion/el-impeachment-se-fue-ilegalmente-vacaciones-n4189817 

OFELIA AVELLA: SER FOCOS DE ESPERANZA

El comienzo de algo está impregnado de la ilusión ante la novedad y aunque los tiempos sean inciertos, ser un foco de esperanza en este nuevo año significa creer y transmitir que las circunstancias fuerzan siempre a buscar las vías para solucionar los problemas. Tenemos la oportunidad de empezar otra vez, con ánimos renovados, y una esperanza más profunda: más asentada en sus bases, tal vez.

Más que depender de lo que suceda fuera, por más difícil que sea, la verdadera esperanza brota de un corazón que sabe descubrir la bondad oculta en las cosas. Sin esta apertura a la vida, que es también receptividad, no es posible que haya esperanza. Podríamos fomentar el deseo de que algo cambie y se adapte a nuestras medidas, con un terco voluntarismo que nos haga sentir fuertes, pero de una actitud que no es capaz de reconocer lo bueno en otros no nacería ninguna expectativa profunda de la vida. La luz llega cuando merma la oscuridad en nosotros y solo así, desde un corazón abierto a lo que nos trasciende, seremos capaces de ver el camino.

No es nada poético eso de aprender a ver lo bueno en las circunstancias y en las personas que nos rodean. Lo que digo no son solo palabras. Reconocer lo digno de aprecio en otros exige un esfuerzo grande de nuestra parte, sobre todo cuando el ambiente de deterioro lo ensombrece. Lo que intento decir es que en el fondo de todas las cosas subyace una bondad primigenia que no puede ser destruida por tanta maldad patente, pues el mal, en el fondo, es ausencia de bien: es algo en sí mismo bueno deteriorado.

Aunque luzca muy filosófico y profundo, vale la pena considerar un principio que centra con más fuerza que todos los daños juntos: el no ser, es decir, la nada, no puede ser causa del ser. Ciertamente uno es libre de pensar que la nada antecede al ser y sigue también a esta vida, pero en mi lógica no entra la posibilidad de aceptar que la condición del ser sea la nada. El simple hecho de ser es ya una razón más que suficiente para afirmar la vida antes que la muerte. Por eso la esperanza se funda en un brote de vida que es real, muy a pesar de lo penosas que puedan ser las circunstancias.

Ofelia Avella
ofeliavella@gmail.com
@ofeliavella
@ElNacionalWeb

CLAUDIO NAZOA: RAMOS ALLUP… TE AMO!!!

Juro que es la primera vez que le digo esto a un hombre y, lo peor, ¡a uno tan feo!, pero… ¡no aguanto más! Hoy salgo del clóset gritando y por la calle del medio: ¡Te amo, Ramos Allup! ¡Te amo!

Ojo, esto no es un ataque de mariquera senil. No. Se trata de que Ramos Allup es el propio, se ha convertido en una especie de demonio de Tazmania que ataca a los diablos rojos.

Yo sé que en ambas partes esto va a traer cola, pero ya es hora de que todos los venezolanos digamos las cosas claras y sin miedo.

¿Recuerdan cuando estuvo en la primera reunión de Miraflores?, quisieron callarlo pero no se dejó, por el contrario, con su particular y horrible voz, gritó:

―Mira chico… tú aquí no mandas. ¡Así que respeta! ¡Tú no me vas a callar!

Fue tan contundente que tuvieron que dejarlo decir lo que tenía que decir, incluso se tomó más tiempo de lo pautado y no permitió que lo cortaran. Al día siguiente, todo el mundo comentaba lo sucedido. Henry se había convertido en una especie de Robin Hood que le grita a los poderosos, para vengar a los oprimidos que no pueden ir a Miraflores a decir verdades incómodas al presidente.

Vamos a hablar claro. Ramos Allup no le cae simpático a todo el mundo, pero como el amor es ciego, yo lo amo. Él tiene cara y actitud de tipo arrecho que no se deja pisotear y ese es su secreto: su arrechera es auténtica. Ramos Allup es, quizás, uno de los mejores oradores que ha tenido Venezuela, a veces, me recuerda a Jóvito Villalba.

No quiero que piensen que estoy aupando una posible candidatura de Henry Ramos, que de paso tampoco él quiere. La verdad, a mí no me gustaría verlo en Miraflores, a menos que sea como vengador, zumbando pescozones y mordiendo a los malos.

Lo irónico de mi enamoramiento, hasta el momento platónico, es que hace mil años, cuando yo era comunista, Ramos Allup era el diablo que yo combatía. Ahora, cuando están los comunistas en el poder, él sigue siendo el diablo, pero es el diablo que necesitamos para que entre en el infierno a castigar con la paila hirviente de su verbo a estos Luciferes que nos desgobiernan.

Me arrepiento de haber combatido tanto tiempo a los adecos y copeyanos porque, aunque nos duela… ¡con ellos se vivía mejor! Imagínense, en esa época, hasta quienes éramos comunistas, teníamos papel tualé en nuestra casa.

Los diablos malos, histéricos, dicen: ¡No volverán… no volverán…! Yo les digo: estamos volviendo porque el pueblo nos está llamando.

Mientras, enamorado, grito: ¡Ramos Allup, te amo!

Claudio Nazoa
@ClaudioNazoa
@eltubazodigital

AGUSTÍN BLANCO MUÑOZ: ¿DOS ASAMBLEAS DE NEGOCIANTES?

Caramba Don Antero dígame si es verdad que usted anda contento con el nombramiento de la nueva junta directiva de la Asamblea Nacional. Porque yo estoy un poco perdido con los análisis polarizados. Para unos la elección legítima es la que nombra presidente a Luis Parra y para otros la que reeligió a Juan Guaidó.

Los primeros sostienen que son una mayoría que reúne 30 votos de diputados de las regiones a quienes las cúpulas no los tomaban en cuenta y que se juntan ahora con los 51 votos oficialistas para un total de 81. El otro grupo señala que el acto realizado en la sede de la AN no tiene validez porque muchos diputados no pudieron ingresar al lugar debido al cerco militar. 

Sin embargo,  Luz Mely Reyes en “Efecto Cocuyo”, 06/01/20, dice que  estaban presentes 127 diputados. Eso significa que el  acto lo avalan dos partes que vienen de la misma causa. Y agrega LMR que Guaidó no entró porque “decidió esperar a que se concretara el ingreso de todos”. ¿Simple pretexto? Ningún otro diputado denuncia al respecto.

Y fíjese Don Antero que Guaidó no entra pero convoca a los diputados que lo siguen al acto de su reelección en  “El Nacional”. El resultado proclamado es de 100 diputados presenciales que lo favorecen. Se llega así a 181 votantes y la AN tiene 163 diputados. Es decir, que en muchos casos sufragan principales y suplentes. No hubo formalidad ni verificación. Por eso el asunto es un enredo mayúsculo. De allí que me extrañe lo que se dice de su alegría…

Mire profesor, paso y gano con esa tal alegría. Nadie con un poquito de sensatez puede celebrar  este entristecedor espectáculo lleno de mentiras y trampas de lado y lado. Todos esos números que usted señala fueron acomodados por quienes arman una pelea que es producto de la polarización y ambiciones que están vivitas aquí.

Un grupo supuestamente opositor cuenta con favores yanquis y el otro dice que se junta al gobierno para luchar contra la polarización, por la paz y sin esperar recompensas. Y toda esta guarandinga que han armado sirve sólo para seguir ayudando a la estabilidad de esta revolución. Porque aquí sólo hay oposiciones para las negociaciones dirigidas a la convalidación a punta de negociaciones.

Sancho, ¿Ahora, habrá confrontación-polarización entre las Asambleas de las Oposiciones al servicio del status quo o simple liquidación de Guaidó?

Agustin Blanco Muñoz
abm333@gmail.com
@ablancomunoz
@ebusterias