lunes, 17 de junio de 2019

ACTUALIZACIÓN, EL REPUBLICANO LIBERAL II, LUNES 17-06-2019

 

MARÍA TERESA ROMERO:¿ESTÁ JUAN GUAIDÓ TAN DEBILITADO COMO DICEN?

Unknown en EL REPUBLICANO LIBERAL II - Hace 9 minutos
Después del 30 de abril, no son pocos los que aseguran que Guaidó ha fallado. No obstante, la ardua lucha por la libertad de Venezuela está lejos de haberse estancado Muchos dentro y fuera de Venezuela piensan que luego del fallido levantamiento cívico militar del pasado 30 de abril, el gobierno del presidente encargado Juan Guaidó quedó tan debilitado y el régimen usurpador de Nicolás Maduro tan fortalecido, que la lucha democrática se estancó, mientras que la dictadura mafiosa se entronizó. No obstante, a mi modo de ver, esta es una lectura limitada y estática, que no toma en c... más »

MERCEDES MALAVÉ: LA GENERACIÓN DE SAIRAM RIVAS

Unknown en EL REPUBLICANO LIBERAL II - Hace 21 minutos
Sairam ha compartido las luchas y padecimientos de aquella juventud que el régimen no ha podido doblegar. *El moralismo extremista vuelve a ensañarse contra la dirigente Sairam Rivas de la UCV. Las terribles diferencias ideológicas de los extremos, chavista y anti-chavista, se desvanecen y muestran sus terribles similitudes frente a personas que son capaces de desenmascarar el torpe y mediocre fariseísmo que se oculta tras quienes se consideran ungidos de la Patria revolucionaria, o los que están del lado correcto de la historia. * Poco sabríamos de la estudiante Sairam Rivas si no... más »

ADRIANA MORAN: ¡VOLVAMOS A LA REALIDAD!

Unknown en EL REPUBLICANO LIBERAL II - Hace 35 minutos
Somos muchos los que hoy nos preguntamos por qué resulta tan difícil que quienes una vez estuvieron juntos y fueron capaces de pasar por encima de sus lógicas diferencias para acudir como uno solo a la cita electoral que les dio la victoria en 2015, hoy logren entenderse. Nos preguntamos, asustados como estamos por la sucesión de eventos horribles que nos amenazan, ¿qué les impide a los que a fuerza de juntar votos ocupan sus lugares ponerse de acuerdo para tomar las decisiones que nos eviten a todos la caída al precipicio? Y no es porque lo pidan a coro muchos países que apoyan nu... más »

MOISÉS NAÍM: ¿QUÉ TIENE MÁS IMPACTO, LAS ELECCIONES O LAS PROTESTAS?

Unknown en EL REPUBLICANO LIBERAL II - Hace 43 minutos
La mayoría de movilizaciones logra concesiones menores o fracasa. Pero algunas provocan cambios importantes ¿Qué tienen en común Corea del Norte y Cuba? La respuesta obvia es que ambas son dictaduras. La menos obvia es que, este año, ambos países han celebrado consultas electorales. En Corea del Norte, el Gobierno informó de que el 12 de marzo el 99,99% de los ciudadanos votaron y que el 100% de los votos fue para los 687 diputados que fueron postulados por el régimen. No había otros. Semanas antes, los cubanos también se habían expresado a través de un referendo en el cual se les ... más »

JOSÉ FÉLIX LAFAURIE RIVERA: ENTRE LA REALIDAD Y LA MENTIRA

Unknown en EL REPUBLICANO LIBERAL II - Hace 52 minutos
Maquiavelo recomendaba no buscar por la fuerza lo que pueda ganarse con mentiras. Es la estrategia de distorsionar la realidad como arma política, que hoy mueven “las redes”, los medios y algunos “deformadores de opinión”, en la oposición y “el tibio centro”, esparciendo pesimismo para hacer sentir que el país va mal y para “disminuir” al presidente, porque –dicen– el país está “desgobernado”. Que se obsesionó con las objeciones; que la economía está estancada; que le falta norte y “tono”; que obedece a Uribe y al CD, que es lacayo de Estados Unidos; que quiere acabar con la JEP y,... más »

ARIEL PEÑA: EL PRINCIPAL PREDADOR DEL MEDIO AMBIENTE EN EL PLANETA

Unknown en EL REPUBLICANO LIBERAL II - Hace 1 hora
Uno de los desastres ambientales más graves que ha tenido la humanidad, fue el accidente de la planta nuclear de Chernóbil en Ucrania, nación que 26 de abril de 1986, fecha infausta del suceso, pertenecía a la extinta URSS, estando Ucrania bajo la férula del partido comunista soviético, responsable de la calamidad, lo que claramente nos va demostrando quien ha sido el principal predador del medio ambiente en el mundo, en donde la estafa comunista del marxismo leninismo aparece como “líder” no solo por lo Chernóbil, sino por otras realidades incontrastables. La China cuyo régimen es... más »

MARÍA TERESA ROMERO:¿ESTÁ JUAN GUAIDÓ TAN DEBILITADO COMO DICEN?

Después del 30 de abril, no son pocos los que aseguran que Guaidó ha fallado. No obstante, la ardua lucha por la libertad de Venezuela está lejos de haberse estancado

Muchos dentro y fuera de Venezuela piensan que luego del fallido levantamiento cívico militar del pasado 30 de abril, el gobierno del presidente encargado Juan Guaidó quedó tan debilitado y el régimen usurpador de Nicolás Maduro tan fortalecido, que  la lucha democrática se estancó, mientras que la dictadura mafiosa se entronizó. No obstante, a mi modo de ver, esta es una lectura limitada y estática, que no toma en cuenta  la compleja y muy dinámica situación venezolana actual que tiende más bien a favorecer, pese al revés táctico de abril, al proceso de cambio emprendido en enero de este 2019.

Es cierto que el dictador Maduro continúa en el poder, que el ansiado quiebre militar dentro de las Fuerzas Armadas venezolanas no ha sido sustancial, y que las fuerzas de seguridad oficialistas –que cuentan con gran apoyo cubano-  están  utilizando  hoy más que nunca la represión en contra de los mismos militares que se les han volteado, así como hacia los líderes cívicos y políticos democráticos. Según la prestigiosa ONG Foro Penal, actualmente  hay 773 presos militares, políticos y de derechos humanos en  las cárceles venezolanas, muchos de ellos con visibles señas de tortura de todo tipo.

En particular, Maduro ha ido en contra de los integrantes demócratas de la Asamblea Nacional. De hecho, al momento de escribir estas líneas aún se desconoce el paradero del primer vicepresidente de la AN, Edgar Zambrano, secuestrado el 8 de mayo por el Servicio Bolivariano de Inteligencia  Nacional (Sebin), ente que llevó a cabo la acción valiéndose de una sentencia del ilegítimo Tribunal Supremo de Justicia, y luego refrendada por la ilegítima Asamblea Nacional Constituyente.  A través de estos organismos al servicio absoluto del régimen,  se continúa allanando la inmunidad parlamentaria de diputados. En la actualidad, al menos 31 diputados han sido obligados a abandonar su curul y se encuentran encarcelados o en la clandestinidad, en el exilio o desaparecidos.

Es obvio que el régimen busca acabar con la base legítima del gobierno encargado pero sin meter preso a su presidente Juan Guaidó, al menos por ahora.  Por eso,  incluso, ha lanzado la propuesta de adelantar las elecciones parlamentarias que oficialmente corresponden para el 6 de diciembre de 2020.

No obstante lo anterior, ni Nicolás Maduro y su dividida cúpula militar están tan fuertes como parece, ni el gobierno del presidente (E) Juan Guaidó está tan débil como hacen creer los del régimen y también muchos interesados de la oposición.  Por el contrario: al menos tres factores del contexto nacional tienden  a favorecer la posición del presidente Guaidó y a debilitar la del dictador Maduro. Estos factores, estrechamente vinculados entre sí, son los siguientes.

La economía está en el suelo y no deja de deteriorarse

Para los economistas, «la contracción de la economía venezolana es inédita, es raro ver un país con una contracción así sin haber pasado por una guerra o desastre natural».  Tomemos cifras del propio Banco Central de Venezuela (BCV)  que es una  institución al servicio absoluto de Nicolás Maduro y que por más de tres años no había publicado ninguna cifra económica y que en días recientes lo hizo, según dicen expertos,  presionado por Rusia y China que buscan que el régimen emprenda reformas económicas en virtud que la profundización de la crisis venezolana afectará  no solo sus intereses, sino también los de sus clientes regionales. Solo con el apoyo del FMI podrían cobrar sus deudas.

El reciente informe del BCV admite que en Venezuela ha ocurrido una catástrofe económica de magnitudes colosales que, además, se ubica antes del inicio de las sanciones comerciales impuestas por el gobierno de los Estados Unidos a la industria petrolera venezolana. Así, ese informe indica que entre el tercer trimestre de 2013 y el tercer trimestre de 2018 la producción total del país cayó en 52 %, el sector petrolero se contrajo en 47,4 %, la industria 76,2 %, la construcción 95% y el comercio 79 %. Y por otra parte la tasa de inflación pasó de 181 % en 2015 a 130 000 % en 2018.

Aun cuando estas cifras siguen siendo maquilladas y difieren de manera significativa de las que presentan entes como el FMI o la AN venezolana, demuestran que sigue en marcha el estrangulamiento financiero al régimen que, diga lo que diga, sí le importa y le es necesario para mantenerse en el tiempo.

El catastrófico deterioro social aumenta  y por ende el descontento popular. 

El impacto de la crisis  económica es devastadora en la sociedad venezolana y en especial en los más vulnerables. Tomemos como ejemplo solo el caso de los niños. Los expertos insisten en que  el país está en riesgo de perder una generación y hasta hablan de genocidio infantil. Señalan que la crisis ha afectado la formación de los niños, generando malnutrición, pobreza, abandono y en varios casos su muerte.  Solo entre 2014 y 2015 murieron 290 niños y a inicios del presente junio murieron 6 niños en el hospital de niños J M de Los Ríos, el más grande hospital público de Caracas, mientras esperaban trasplantes de médula ósea.

En las últimas semanas, el deterioro económico y social del país se ha ahondado de manera alarmante porque el régimen castrochavista ha casi inmovilizado al país con fallas en el suministro de gasolina. La empresa estatal PDVSA mantiene cerradas más de 500 estaciones por falta de combustibles. La escasez de gasolina y también de gas ha agudizado la emergencia humanitaria, que de por sí es ya bastante compleja,  y está impactando el transporte y la comida. Los que visitan el interior del país reportan pueblos fantasmas, donde cada vez son más escasos los lugares para comprar comida y donde casi no transitan vehículos.  En todo el país se incrementó el caos en el transporte público por la falta de unidades en circulación. Lo más preocupante es que según los propios trabajadores de Petróleos de Venezuela, las existencias de gasolina se agotarán en un mes.

Todo esto ha aumentado considerablemente las  protestas en toda la nación. De acuerdo al Observatorio Venezolano de Conflictividad Social, «Venezuela registró un incremento de las protestas de 157 % en los primeros 90 días de 2019 frente al mismo período de 2018, lo que equivale a 69 protestas diarias». Es tal el descontento popular que el régimen se ha visto obligado a militarizar  gasolineras en varios estados, incluida Caracas donde aún la situación no está tan mal como en el interior del país porque el oficialismo ha tratado de que  la emergencia no se vea ni se sienta tanto.

Y en su afán de esconder esta y otras situaciones de deterioro y emergencia social, Maduro continúa cerrando medios de comunicación, censurando periodistas, y limitando cada vez más  la conexión a internet donde ya existe un bloqueo sistemático.  Al tiempo, se ha detectado una fuerte corriente de  desinformación y manipulación de noticias por las redes sociales. El oficialismo ha aumentado considerablemente en las últimas semanas la  ofensiva propagandista y de noticias falsas en contra de la oposición y del gobierno del presidente Guaidó.

A pesar de todo lo anterior,  Guaidó continúa firme movilizándose por toda Venezuela bajo la llamada Operación Libertad y la gente, desesperada, acude en masas a los mítines y concentraciones. Es impresionante. Las actividades continúan en particular en el interior del país,  pese a que las circunstancias antes descritas han mermado la capacidad de movilización  del propio Guaidó y su equipo, así como la de la población en general. Pero es que el pueblo se encuentra muy descontento y ven a Guaidó como  el único líder que es capaz de  revertir la situación de una forma pacífica. Ello quedó evidenciado en las más recientes encuestas de opinión pública.

De acuerdo al sondeo de junio de la encuestadora Datanalisis, la evaluación negativa sobre Maduro creció hasta el 84,1 % en mayo de este año.  En cuanto a popularidad, mientras la de Maduro apenas alcanzaba el 9,4 % en abril, la de Guaidó pasó de un 37,3 % en febrero a un 40,8 % en abril. Es más, ante la pregunta «si se convocaran nuevas elecciones presidenciales el próximo domingo, ¿por quién votaría?”, la compañía reveló que en febrero el 77,2 % de los encuestados elegiría a Juan Guaidó contra un 22,8% por Maduro. Pero ya para el mes de abril, la situación se habría incrementado a favor de Guaidó y un 81,2%  de los encuestados votaría por él.

 La situación militar tiende a complejizarse

Los propios sucesos del pasado 30 de abril cuando sucedió el fallido levantamiento cívico-militar para la salida de Nicolás Maduro del poder, ponen de manifiesto que las divisiones dentro de la cúpula cívico-militar que sostiene al régimen son fuertes aunque aún no se haya dado una ruptura aún entre ellas. Y cada día salen a la luz pública más evidencias de que en esa conspiración contra Maduro participaron altos oficiales y civiles del régimen.

En esa operación fallida actuaron gente supuestamente tan leal a Maduro como Manuel Ricardo Christopher Figuera, el general del Sebin que actualmente se encuentra escondido en Colombia y que es buscado por el régimen por haber puesto en libertad al líder del partido Voluntad Popular, Leopoldo López. Desde Colombia, por cierto, este general no sólo ha puesto en evidencia la situación de descontento y fragmentación que vive el sector militar y ha asegurado  que  continúa existiendo lo que llama una «megaconspiración» contra el madurismo, sino que también le ha dicho públicamente  al ministro de la Defensa,  Vladimir Padrino López, que es ya la hora de actuar para la reconstrucción del país, y la gobernanza y  reordenamiento del Estado. Apelando al liderazgo militar de López, le  ha solicitad que dirija el proceso de la transición democrática dada su importante influencia en los soldados en todos los grados.

Por otra parte, la persecución,  prisión e inhumana  represión y tortura que ha emprendido Maduro contra los militares tras el levantamiento del 30A, ha causado mucho malestar en ese sector. Varios han huido y otros han  desertado. El más reciente caso fue el del general de división (Av) Carlos Antonio Seijas García,  ex Director del Centro de los Servicios Logísticos de la Defensa Aeroespacial Integral de la Fuerza Aérea Venezolana.

La  situación militar es, pues, otro factor que está perjudicando a Maduro  y no por casualidad  este último mes les ha otorgado a los militares mayores beneficios y públicamente les ha solicitado lealtad. Y tal vez por esa incierta y compleja realidad militar es que el gobierno actual de Cuba ha invitado a la isla  esta primera semana de junio a Diosdado Cabello. ¿No será, como ya advierten algunos analistas que los cubanos están pensando en sustituir a Maduro por Cabello para así garantizar  la permanencia de la revolución venezolana?

La presión externa sigue y se fortalece

Pese a la sorpresa inmediata, después del 30 de abril el cerco de presión internacional diplomático en torno a Maduro se ha fortalecido, y esto constituye un factor fundamental cuando no se cuenta con la fuerza de las armas. Si bien esos sucesos de abril no dieron al traste con Maduro, sí sirvieron para demostrarle al mundo que la naturaleza totalitaria y criminal del régimen (y sus vínculos con Cuba, Rusia y China, entre otros) es más fuerte de lo que se pensaba. Ello está obligando a una mayor actuación política y diplomática por parte del gobierno de los Estados Unidos y de los demás aliados de Guaidó.

Lo anterior quedó demostrado en la más reciente declaración del Grupo de Lima, mucho más contundente que todas las anteriores (y recordemos que las declaraciones no son meras palabras, sino que conllevan compromisos),  así como en  las diversas conversaciones entre actores claves e intentos de mediación como el de Oslo. En todos ellos ha salido favorecida la posición política del presidente encargado  en cuanto a la ruta trazada (no puede haber elecciones presidenciales sin la salida de Maduro del poder). Tanto así que hasta el Grupo Internacional de Contacto –con una posición diferente y alineada a la del madurismo- se ha venido aproximando a la del Grupo de Lima.

La ardua lucha por la libertad de Venezuela, pues, está lejos de haberse estancado y a su nueva etapa (es decir, después del 30 de abril) Juan Guaidó llega mejor posicionado de lo que creen o desean algunos.


María Teresa Romero
@mt_romero  

MERCEDES MALAVÉ: LA GENERACIÓN DE SAIRAM RIVAS

Sairam ha compartido las luchas y padecimientos de aquella juventud que el régimen no ha podido doblegar.

El moralismo extremista vuelve a ensañarse contra la dirigente Sairam Rivas de la UCV. Las terribles diferencias ideológicas de los extremos, chavista y anti-chavista, se desvanecen y muestran sus terribles similitudes frente a personas que son capaces de desenmascarar el torpe y mediocre fariseísmo que se oculta tras quienes se consideran ungidos de la Patria revolucionaria, o los que están del lado correcto de la historia. 

Poco sabríamos de la estudiante Sairam Rivas si no fuese un ejemplo de férrea oposición al chavismo. Baste recordar que su partido, Bandera Roja, comenzó a tener serias diferencias con el MVR-200 entre el mismo 4 de febrero y 27 de noviembre del 92, con lo cual apenas constituyeron un conato de alianza subversiva, que duró lo que dura un parpadeo y que ni siquiera apoyó la candidatura de Hugo Chávez. El movimiento de izquierda BR tuvo en la escuela de trabajo social de la UCV a una reconocida dirigente estudiantil, Sairam Rivas, que logró despojar al chavismo de su bastión en esa escuela, con el ungido de Chávez, Kevin Ávila, a quien tuvo que derrotar en dos oportunidades para poder ejercer la representación de los estudiantes de esa escuela. 

Paredón rojo 

En mayo de 2014 Sairam fue detenida por su participación en las protestas estudiantiles. La fueron a buscar a la plaza Alfredo Sadel donde permanecía acampando con tantos otros jóvenes de la afamada generación 2014. Sus abogados denunciaron tratos crueles e inhumanos permaneciendo casi dos meses sin luz. Después de 132 días de reclusión en los calabozos del SEBIN, salió con medidas cautelares, incorporándose de inmediato al movimiento estudiantil, en apoyo a la Confederación de Estudiantes de Venezuela liderada por Juan Requesens. Su testimonio es elocuente: “A pesar de que mi libertad no es realmente libertad al estar judicialmente limitada, es un deber moral luchar por los compañeros que siguen tras las rejas y para que el país tome un rumbo que garantice futuro para todos. Al igual que ellos, Venezuela necesita ser libre y por ella luchamos”. En la web aún cuelgan fotografías de Sairam con personalidades de la política que se solidarizaron con su causa, entre ellos María Corina Machado. 

Sairam ha compartido las luchas y padecimientos de aquella juventud que el régimen no ha podido doblegar. Cuando apenas asomaba la mayoría de edad, tuvo que defender una posición ideológica sumamente complicada como dirigente militante de izquierda. No pertenecer a la “ultraderecha facista” sino a la izquierda revolucionaria y al movimiento Bandera Roja, enfurecía aún más al chavismo que no tardó en arrebatarle espacios de poder: “No se puede descalificar sus ideas o sus inquietudes sociales; no se le puede estigmatizar con la muy manida y absurda acusación de que recibe dinero del imperio o que está al servicio de la CIA. Pero, ser genuinamente de izquierda y no apoyar a este gobierno es un crimen muy grave. ¡Eso, no se puede consentir!”. (Héctor Faúndez, El Nacional, 22-05-2014). 

Paredón amarillo-naranja 

Una campaña de descrédito cernida sobre la plancha liderada por Lustay Franco (AD), acusándolos de chavistas enmascarados, infiltrados del PSUV y pare de contar, simplemente porque presentaron una alternativa a la plancha encabezada por militantes de PJ y VP, permite atisbar la cacería de brujas que parece estar diseñándose milimétricamente con listas, software, big data y lo que contribuya a destruir moralmente a todo aquel que no reúna las condiciones de corrección histórica requeridas por el nuevo gobierno. Sairam Rivas, miembro de la plancha de la Franco, aseguró que diputados y colaboradores de Guaidó orquestaron la guerrilla repugnante y difamatoria incluso dentro de la misma UCV

Una vez más, el comportamiento ucevista parece adelantar escenarios políticos nacionales. Como ratón de laboratorio, la UCV experimenta las reacciones suscitadas por esa especie de moralismo farisaico que tiende a acusar al adversario de los mismos defectos que justifican en sus partidarios. Porque nunca se sabrá quién quemó la ayuda humanitaria en la frontera, ni quién quemó las cajas electorales en la sede de la Universidad de Carabobo en Cagua. Lo que sí es presumible es que estos y aquellos se sientan que no necesitan del otro para construir un futuro compartido donde la alternabilidad, el pluralismo y el consenso político continuamente represente el conjunto de intereses y visiones de una sociedad.

No hace falta inventar nada nuevo, ni esperar que un milagro sobrenatural nos resuelva el problema de convivencia pacífica. Hace dos mil años se nos dio una nueva ley para sustituir a la exterminadora ley del talión. Amar a los enemigos es el fin ético de la política, y es un imperativo moral pues el amor es lo único que se puede mandar. Porque amar no es sentir atracción; no es un placer sensible, ni siquiera un acto de empatía o simpatía. Amar es, sobre todo, donación voluntaria y capacidad de sacrificio. Permitir que el otro exista y se despliegue, tal y como es -Dios los cría y ellos se juntan- demuestra un gran amor a la Patria y a los compatriotas… y del amor brotan juicios como éste: “es bueno que existas”. 

Mercedes Malavé
mmmalave@gmail.com
@mercedesmalave 

ADRIANA MORAN: ¡VOLVAMOS A LA REALIDAD!

Somos muchos los que hoy nos preguntamos por qué resulta tan difícil que quienes una vez estuvieron juntos y fueron capaces de pasar por encima de sus lógicas diferencias para acudir como uno solo a la cita electoral que les dio la victoria en 2015, hoy logren entenderse. Nos preguntamos, asustados como estamos por la sucesión de eventos horribles que nos amenazan, ¿qué les impide a los que a fuerza de juntar votos ocupan sus lugares ponerse de acuerdo para tomar las decisiones que nos eviten a todos la caída al precipicio?

Y no es porque lo pidan a coro muchos países que apoyan nuestra lucha democrática y a los que ahora se suman los voceros del gigante del norte. Es porque los conocemos hace tiempo y sabemos que una vez pudieron dejar a un lado sus discrepancias, levantar obstáculos atravesados al entendimiento, y sonar como una sola voz aunque cada una conservara su propio y legítimo registro para conseguir en la vía electoral un bien mayor que era para todos.

Ahora, cuando nos queda poco a que aferrarnos y la incertidumbre que nos golpea como un látigo nos hace cuestionarnos nuestra decisión de quedarnos aferrados a esta tierra, contemplamos  estupefactos que los mismos a quienes acompañamos en las victorias arrebatadas al régimen en las urnas, elaboran discursos extraños y distintos, piden a otros por lo que nosotros podemos y queremos hacer y se entregan a una danza de terquedades que le quita fuerzas a las que ya casi no tenemos. 

Esta claro que no todos podrán ponerse de acuerdo y que habrá que dejar en el camino a quienes desde siempre se resisten a escuchar a las mayorías para regodearse en su irracionalidad y jugar su propio y mezquino juego. Pero queremos creer que los otros son más y que son suficientes.
Hay mucha nobleza en este pueblo que los ha acompañado en sus aciertos y errores. Esperamos de ustedes los gestos de acercamiento a las salidas posibles que mitiguen tanta angustia y tanto desasosiego y que nos permitan creer que no nos equivocamos cuando decidimos quedarnos  y no abandonar la esperanza.

Adriana Moran
@NuevaTec47

MOISÉS NAÍM: ¿QUÉ TIENE MÁS IMPACTO, LAS ELECCIONES O LAS PROTESTAS?

La mayoría de movilizaciones logra concesiones menores o fracasa. Pero algunas provocan cambios importantes

¿Qué tienen en común Corea del Norte y Cuba? La respuesta obvia es que ambas son dictaduras. La menos obvia es que, este año, ambos países han celebrado consultas electorales. En Corea del Norte, el Gobierno informó de que el 12 de marzo el 99,99% de los ciudadanos votaron y que el 100% de los votos fue para los 687 diputados que fueron postulados por el régimen. No había otros. Semanas antes, los cubanos también se habían expresado a través de un referendo en el cual se les preguntó si aprobaban una nueva Constitución. El 91% de los votos fue a favor.

Esta propensión de las dictaduras a llevar a cabo elecciones fraudulentas es muy curiosa. Se basa en la suposición de que una elección, aunque sea solo teatro, puede compensar en algo la ilegitimidad de un Gobierno autocrático. De hecho, ahora hay más eventos electorales que nunca antes, en democracias y en dictaduras. Este año, 33 países tendrán comicios presidenciales y 76 naciones, elecciones parlamentarias. Pero hay otra forma de expresión política que está mucho más de moda que las elecciones: las protestas callejeras. Además de las marchas, los bloqueos a la circulación de vehículos se han convertido en un frecuente instrumento de expresión política.

Tan solo la semana pasada hubo masivas protestas populares en varios países. En Moscú, por ejemplo, la policía detuvo a más de 400 manifestantes que protestaban contra las autoridades que arrestaron a Ivan Golunov, un periodista que investiga la corrupción en el Kremlin. La policía lo acusó de tenencia y tráfico de drogas, cargos que periodistas y políticos denunciaron como espurios. Al mismo tiempo, en Hong Kong, más de un millón de personas tomaron las calles para protestar contra una ley de extradición que facilita la represión de Pekín en este territorio. Gracias a las protestas, Golunov ha sido liberado y en Hong Kong la ley de amnistía fue retirada.

En Sudán también hubo protestas. El Gobierno las reprimió brutalmente y murieron más de cien manifestantes. Desde diciembre, los sudaneses exigen el cese del Gobierno autocrático, elecciones limpias y libertades democráticas. Lo mismo que, al otro lado del mundo, piden los venezolanos liderados por Juan Guaidó.

Esto no es nada nuevo. La política y las actividades de calle siempre han ido de la mano. Pero, en su versión de este temprano siglo XXI, tienen varias peculiaridades.La primera es su frecuencia. Thomas Carothers y Richard Youngs, dos de los principales expertos en el tema de las protestas políticas en el mundo, han investigado esto a fondo y concluyen que las protestas de calle han aumentado en frecuencia y tamaño. El uso de teléfonos móviles y las redes sociales facilitan la organización. También ayuda que en muchos países ahora existen clases medias más numerosas, conectadas y activadas. Los motivos que impulsan las protestas son variados: algunas tienen objetivos genéricos como el repudio a la corrupción, por ejemplo. Otras, como las de Hong Kong, son concretas: impedir la aprobación de la ley de extradición. Otras comienzan con reclamos específicos pero, rápidamente, agregan demandas más ambiciosas.

La gran pregunta es si las protestas tienen éxito. No está claro. La mayoría logran concesiones menores o fracasan por completo. Pero algunas han provocado cambios políticos importantes. ¿Qué caracteriza a las que tienen éxito? La combinación de nuevas tecnologías con antiguos métodos de organización política es indispensable. Las redes sociales, por sí solas, no bastan. Para ser exitosas, las protestas deben involucrar a gran parte de la sociedad y no solo a través de Internet. En algunos casos, la presión internacional y de las fuerzas armadas ha sido determinante. Pero, como siempre, lo más importante es el liderazgo. El éxito requiere que haya jefes y jefas. La ilusión de un activismo político basado en decisiones colectivas y sin líderes claros suele terminar siendo eso, una ilusión.

Moisés Naim
@moisesnaim

JOSÉ FÉLIX LAFAURIE RIVERA: ENTRE LA REALIDAD Y LA MENTIRA

Maquiavelo recomendaba no buscar por la fuerza lo que pueda ganarse con mentiras. Es la estrategia de distorsionar la realidad como arma política, que hoy mueven “las redes”, los medios y algunos “deformadores de opinión”, en la oposición y “el tibio centro”, esparciendo pesimismo para hacer sentir que el país va mal y para “disminuir” al presidente, porque –dicen– el país está “desgobernado”.

Que se obsesionó con las objeciones; que la economía está estancada; que le falta norte y “tono”; que obedece a Uribe y al CD, que es lacayo de Estados Unidos; que quiere acabar con la JEP y, por cuenta de unos expertos de la ONU, que incita a la violencia contra los ex Farc, desprecia su derecho a la vida e incumple el Acuerdo.

La cosa no para ahí. Un caricaturista lo pinta como niño con banda presidencial prestada, otro como cerdito ingenuo, y una revista lo muestra solitario. Es el mensaje subliminal de “pobretear” al presidente, con mucha doble moral y mezquinos intereses políticos.

En el reciente especial de Caracol, construido sobre esa percepción negativa, yo vi a un presidente diferente, a un Duque empoderado, rebatiendo con cifras, con hechos y sin titubear, los argumentos de los arúspices de la calamidad nacional, que solo está en las intenciones de opositores y oportunistas.

La doble moral es patética. Los que ayer se aglutinaron para descalificar al ministro de Defensa, son los mismos que enterraron la moción de censura. Botero salió fortalecido.

Los que hoy reconocen validez en las inquietudes presidenciales y proponen “ley interpretativa” para buscar lo mismo que las objeciones: claridad; ayer las combatían anunciando la destrucción del Acuerdo si se le tocaba una coma a la JEP.

Los que defendieron las competencias de la JEP en el caso Santrich, se sumaron a la teoría del complot para extraditarlo y condenaron la indignación del presidente ante la posesión, son los mismos que, para no quedar mal, se unieron afanosos al rechazo.

Los que dicen que Duque no tiene agenda legislativa, aprobaron la ley de financiamiento, el Plan Nacional de Desarrollo y la Ley TIC, entre otras; y claro, hundieron la reforma política porque no les conviene; y otra vez la reforma a la justicia, como lo han hecho desde hace más de diez años.

Son los mismos que, bajo el argumento de la gobernabilidad, mandan mensajes extorsivos para que vuelva la mermelada y se reparta el botín burocrático y presupuestal, según ellos, la única manera de gobernar.

Mentiras; el país puede recobrar la dignidad política; la economía no está mal, como lo confirma el Banco Mundial; a Duque lo acompañan sus principios y millones de colombianos; y tiene el norte de construir futuro desde la legalidad, el emprendimiento y la equidad.

Quienes le apuestan a la mentira contra un gobierno decente, juegan con candela de cara al 2022.

Félix Lafaurie Rivera
@jflafaurie

ARIEL PEÑA: EL PRINCIPAL PREDADOR DEL MEDIO AMBIENTE EN EL PLANETA

Uno de los desastres ambientales más graves que ha tenido la humanidad, fue el accidente de la planta nuclear de Chernóbil en Ucrania, nación que 26 de abril de 1986, fecha infausta del suceso, pertenecía a la extinta URSS, estando Ucrania bajo la férula del partido comunista soviético, responsable de la calamidad, lo que claramente nos va demostrando quien ha sido el principal predador del medio ambiente en el mundo, en donde la estafa comunista del marxismo leninismo aparece como “líder” no solo por lo Chernóbil, sino por otras realidades incontrastables.

La China cuyo régimen es una dictadura comunista, es el país más contaminador del mundo, porque produce las mayores emisiones de gases de efecto invernadero causantes del calentamiento global; el país asiático genera el 30% de las emisiones totales de dióxido de carbono (CO2) que es el doble de lo que produce EE.UU, recordando que el CO2 es el principal gas contaminador que produce el cambio climático. China genera 11 mil millones de toneladas de CO2 y USA 5 mil millones.

Con lo enunciado anteriormente se demuestra que el marxismo leninismo en sus diferentes presentaciones es enemigo de la humanidad, un asunto en que los partidos y movimientos ecologistas, no se han querido dar cuenta, ya que mucho mamerto funge como ambientalista, ecologista o verde, lo que es un contrasentido, porque para asumir una posición en defensa del planeta, primero se tiene que renegar del marxismo o comunismo totalitario. Subrayando que el movimiento verde de Alemania que fue el primero en cobrar relevancia bajo la dirección de Petra Kelly, a principios de la década de los 80 años del siglo pasado, antes que conquistar el poder político buscaba defender la vida en el planeta, en cambio para los comunistas su obsesión es el poder a cualquier precio, lo que demuestra en sana lógica que marxismo y ecologismo están en las antípodas.

En junio de 2017 el presidente de EE.UU Donald Trump, anunció el retiro de su país del acuerdo de Paris firmado en el 2015, que busca desarrollar un cronograma de reducción de emisión de gases, comprometiendo a 195 Estados del planeta. La administración Trump argumentó para tomar esa decisión, la protección del empleo en su país, ya que ello acarrearía el cierre de empresas, con la pérdida de casi 3 millones de trabajos y además considera asimétrico el nivel de compromiso de China y Europa, lo que pone en desventaja a USA quien según la Casa Blanca tiene que hacer más sacrificios para disminuir el calentamiento global; el retiro de EE.UU se concretaría en el 2020, y además se argumenta que la nación norteamericana ha incrementado el uso de energías limpias renovables principalmente la eólica y la solar, descartando buena parte de las energías fósiles.

Defensores de la causa de Trump también plantean, que mientras China es el quinto país del mundo con el más alto índice de mortalidad como consecuencia de la polución a la atmosfera, EEUU es el octavo con más bajos índices de mortalidad por la polución atmosférica, advirtiendo nuevamente que el país asiático es el mayor agente en la emisión de gases de efecto invernadero; por otra parte funcionarios de La Casa Blanca han dicho que no solo el CO2 produce el calentamiento global, a ello se agrega la deforestación, la formación de las nubes, ciclos oceánicos como los fenómenos del niño y la niña, cambios en el uso agrícola de la tierra, la actividad volcánica y el viento solar, entre otros.

La defensa de la vida en el planeta se pone en riesgo, y para no caer en una hecatombe ambiental toda la humanidad orientada por los gobiernos democráticos debe de ser responsable; sin embargo para el caso colombiano salta a la vista la hipocresía de algunas personas y organizaciones, que se rasgan las vestiduras con la posición de EEUU, pero nunca han condenado los casi 5 millones de barriles de petróleo que ha derramado la guerrilla narco-marxista del Eln en 33 años de voladuras de oleoductos, acompañada en su faena ecocida por las Farc, tomando esas criminales acciones desde el punto de vista marxista leninista como “forma de lucha”.

A lo anterior hay que agregar que para la toma del poder y con la farsa de la rebelión, las Farc y el Eln han deforestado miles de hectáreas de bosque nativo para sembrar coca, lo cual produce un gigantesco impacto ambiental, pero para el comunismo totalitario lo que importa es el poder político sin interesar que se tengan que gobernar en un desierto, en un cementerio o en los mismísimos infiernos, porque los seguidores del bodrio marxista son enfermizos por conquistar la burocracia estatal eternizándose en ella, creyéndose predestinados para someter y humillar al resto de mortales.

Las voladuras de los oleoductos por parte de la narco-guerrilla han causado más derrame de petróleo, que lo del Golfo de México en abril de 2010 y el Exxon Valdez en Alaska en 1989, lo que nos dice a las claras que el Eln y Las Farc han sido grandes predadores del medio ambiente, al provocar catástrofes ecológicas de esa magnitud, porque atacando la naturaleza se realiza un crimen de lesa humanidad que desde luego afecta enormemente a la población, convirtiendo a esas bandas armadas en enemigas del planeta, ya que arruinan los ecosistemas y contaminan el agua, la flora y la fauna; sin pasar por alto que las enseñanzas marxistas seguidas por los grupos terroristas son “ una guía para la acción” y su aplicación práctica también la podemos observar con el crimen ecológico que han producido las voladuras de los oleoductos.

En Colombia frente a la crisis ambiental se tienen criterios selectivos por parte de determinados grupos, porque se mira la paja en el ojo ajeno, pero no se mira la viga en el propio, ya que se condena con vehemencia al gobierno de Trump, pero no se conoce el repudio a las acciones terroristas ecocidas del Eln y las Farc(ahora con supuestas disidencias), tal vez porque esas bandas abrazan los dogmas del marxismo leninismo que por su carácter supersticioso con aquello del materialismo histórico y la inevitabilidad engañan a sectores ideológica y conceptualmente atrasados, que no se han atrevido a abrir los ojos, y ver lo que ha significado para la humanidad el engendro criminal y mafioso del comunismo totalitario.

Al senador Gustavo Petro, quien se desgañita hablando del desastre ambiental, no le conocemos un pronunciamiento contundente en contra de los ecocidios cometidos por las Farc y el Eln con las voladuras de oleoductos y la deforestación para sembrar coca, ello significaría que se le da prioridad a las conveniencias políticas antes que a las razones humanas, y que todo lo que tiene que ver con el marxismo cultural se mueve en función de atacar los valores occidentales, para derrumbar los principios en donde se fundamenta la democracia liberal.

Igual a Petro el partido verde que debería hacer honor a su nombre, no musita con respeto a las acciones anti-ecológicas de las guerrillas marxistas, como si hacer un pronunciamiento en ese aspecto constituyera un anatema, pero en cambio los verdes en Colombia siguen afiliados al foro de Sao Pablo principal padrino político de la corrupción de Odebrecht en Latinoamérica con los exmandatarios brasileños Lula da Silva y Dilma Rousseff.

Hay que ser coherentes con la crisis ambiental que amenaza la vida en la tierra, condenando el terrorismo ecocida practicado por las Farc y el Eln en Colombia y, la actitud irracional de las dictaduras comunistas ante el calentamiento global, quedando patentado que el marxismo leninismo es el principal predador del medio ambiente en el planeta.

Ariel Peña
@arielpenaG