miércoles, 6 de febrero de 2019

ACTUALIZACIÓN, DE "EL REPUBLICANO LIBERAL II”, DEL MIÉRCOLES 06-02-2019


VICENTE QUINTERO, ABJASIA: EL DILEMA DE RUSIA EN UNA POSIBLE TRANSICIÓN POLÍTICA EN VENEZUELA

EL REPUBLICANO LIBERAL en EL REPUBLICANO LIBERAL II - Hace 12 minutos
En estos tiempos de posibles cambios en Venezuela, el mundo eslavo se hace las siguientes preguntas: ¿Qué va a pasar con Abjasia? ¿Cuál va a ser la posición de Juan Guaidó frente al gobierno de Abjasia? Georgia y Abjasia fueron anexadas al Imperio ruso en el siglo XIX. Hasta la Revolución de 1917, siguieron siendo formalmente parte de él. En las primeras décadas del siglo XX, ambas repúblicas estuvieron separadas en varias ocasiones. En 1918, Abjasia no fue parte de la República Federativa Democrática Transcaucásica, mientras que Georgia sí, posteriormente se independizó como Re... más »

ORLANDO VIERA-BLANCO, VENEZUELA VUELVE A CANADÁ

EL REPUBLICANO LIBERAL en EL REPUBLICANO LIBERAL II - Hace 19 minutos
Venezuela comienza a vivir un nuevo despertar. Ya no es la luz que se ve al final del túnel. Es el alba que se divisa en el horizonte. El 2F-2019 deberá recordarse como la gran concentración de Venezuela por la libertad y recuperación democrática, donde vale agregar participaron tanto civiles como militares. Sí. Ha leído bien. Militares que se pusieron del lado del pueblo, que acompañaron al pueblo y por tanto, decidieron no oprimir ni agredir al pueblo… *Embajador en Canadá * Como es sabido, el pasado Martes 29E-2019, el Presidente Interino, Juan Guaidó Márquez, designó 10 Embaja... más »

BERNARD HORANDE, EL …. ¿FINAL…?

EL REPUBLICANO LIBERAL en EL REPUBLICANO LIBERAL II - Hace 28 minutos
Dicen que a Ariel Sharon una vez un periodista le preguntó que si, ante el conflicto con los palestinos, él veía luz al final del túnel. Su respuesta fue: “La luz la veo, lo que no veo es el túnel”. ¿Cuántas veces los venezolanos, durante esta pesadilla que ya contabiliza 20 años, no hemos visto luz al final del túnel? Viendo o no viendo el túnel. Hasta donde la memoria me alcanza, recuerdo los impactantes sucesos del 11 de Abril de 2002 en donde creímos que el mandado estaba hecho. Luego el Paro de Diciembre de ese mismo año que se prolongó hasta Enero 2003. Posteriormente, el Ref... más »

ERNESTO GARCÍA MAC GREGOR, EL BARCO COMANDANTE ETERNO

EL REPUBLICANO LIBERAL en EL REPUBLICANO LIBERAL II - Hace 33 minutos
En 2005, el difunto contrató con el Gobierno socialista de Rodríguez Zapatero la construcción de ocho barcos patrulleros, cuatro oceánicos y cuatro de vigilancia del litoral, por la suculenta suma de 1.246 millones de euros. La comisión que enriqueció a unos cuantos chavistas, fue del 3,5% (42 millones de euros) y está siendo investigada desde hace seis años por un juzgado de Madrid. Los primeros siete barcos fueron construidos en los astilleros de Cádiz, España, por la empresa española Navantia, El segundo de éstos, el Warao fue entregado a la Armada de Venezuela en agosto de 20... más »

ANDRÉS HOYOS, GUAIDÓ VERSUS MADURO, DESDE COLOMBIA

EL REPUBLICANO LIBERAL en EL REPUBLICANO LIBERAL II - Hace 40 minutos
Hasta hace un par de meses casi nadie conocía a Juan Guaidó por fuera de Venezuela, mientras que de Maduro estábamos hasta las narices tapadas. Aunque no hay nada decidido, el destino de ese país yace ahora en manos de los militares, quienes lucen más partidos que un bulto de canela. Unos pocos generales se alinean con el régimen, al tiempo que buena parte de la oficialidad y los soldados rasos prefieren claramente a Guaidó. Puede que los mandamases intervengan, pero vaya que el problema se creció. ¿Sí aceptarán mancharse las manos de sangre hermana? Lo dudo mucho. Hasta fines de 2... más »

RONNY PADRÓN, LA LIBERACIÓN NACIONAL ES LA EMERGENCIA

EL REPUBLICANO LIBERAL en EL REPUBLICANO LIBERAL II - Hace 45 minutos
“Situación de peligro o desastre que requiere una acción inmediata” es la tercera acepción del término emergencia, así lo señala el Diccionario de la Lengua española, y precisamente es esa la situación que atraviesa Venezuela, evidente para cualquier persona razonablemente consciente de su realidad , menos para el grueso de la dirigencia demócrata nacional, que muy a pesar del gran triunfo político obtenido con la juramentación de Juan Gerardo Guaidó Márquez como Presidente de la República de Venezuela, continua incapaz de articular lo necesario para el restablecimiento pleno del o... más »

VICENTE QUINTERO, ABJASIA: EL DILEMA DE RUSIA EN UNA POSIBLE TRANSICIÓN POLÍTICA EN VENEZUELA


En estos tiempos de posibles cambios en Venezuela, el mundo eslavo se hace las siguientes preguntas: ¿Qué va a pasar con Abjasia? ¿Cuál va a ser la posición de Juan Guaidó frente al gobierno de Abjasia? 



Georgia y Abjasia fueron anexadas al Imperio ruso en el siglo XIX. Hasta la Revolución de 1917, siguieron siendo formalmente parte de él. En las primeras décadas del siglo XX, ambas repúblicas estuvieron separadas en varias ocasiones. En 1918, Abjasia no fue parte de la República Federativa Democrática Transcaucásica, mientras que Georgia sí, posteriormente se independizó como República Democrática de Georgia (DRG). En 1921, después de la intervención militar del Ejército Rojo, se formó la República Socialista de Abjasia como una república soviética independiente. No fue sino hasta el año 1931 que  Abjasia se unió a la República Socialista Soviética de Georgia mediante un tratado, aún a pesar de la oposición de una parte del pueblo abjaso, que desde entonces ha vivido un proceso de georgianización.

El caso de Abjasia es complicado. Más que político, administrativo y militar-estratégico, el problema en Abjasia es étnico. Aunque Abjasia es un territorio multiétnico, lo cierto es que  Abjasia era gobernada por abjasos (30% de la población antes de 1931), quienes reafirmaban su identidad sociocultural y promovían el idioma abjaso. A lo largo de la era soviética, los abjasios pidieron que se restaurara la soberanía de su república. Las manifestaciones y revueltas populares más significativas ocurrieron en 1931, 1957, 1967, 1978 y 1989. En 1978, 130 representantes de la inteligencia de Abjasia firmaron el documento conocido como la “Carta de Abjasia”, dirigida a los líderes soviéticos, protestando por la georgianización de Abjasia.

Desde finales de los años ochenta, las tensiones entre los abjasios y los georgianos se agudizaron todavía más, especialmente a partir del proceso de desintegración que vivió la Unión Soviética. En agosto de 1992, comenzó la guerra en Abjasia, uno de los conflictos más sangrientos en los últimos años. Abjasia logró convertirse en un Estado de facto. En 1998, tuvo lugar en Abjasia otra guerra. Georgia perdió nuevamente. La oposición culpó al presidente Eduard Shevardnadze por perder la guerra, al no haber apoyado a los guerrilleros. Según Shevardnadze, el ejército no estaba preparado.

Uno de los principales objetivos de Abjasia, a mediano y largo plazo, es conseguir el reconocimiento de la comunidad internacional. Los países que reconocen a este Estado son: la Federación Rusa, Venezuela, Nicaragua, Nauru y Siria. La mayoría de los países miembros de las Naciones Unidas no reconocen a Abjasia como Estado independiente, sino como parte de Georgia.

Al haber sido uno de los pocos países del mundo que reconocen su independencia, Venezuela ha sido de gran ayuda para Abjasia. Desde el año 2009, ambos Estados han tenido relaciones diplomáticas, proyecto en el que se venía trabajando desde el año anterior. En el año 2010, las relaciones bilaterales fueron establecidas a nivel de embajadas. Para Abjasia, Venezuela fue la sede de su primera representación diplomática en el continente americano. El Acuerdo General de Cooperación entre la República Bolivariana de Venezuela y la República de Abjasia fue publicado en la Gaceta Oficial de la República Bolivariana de Venezuela número 39.529 (ordinaria) de fecha 13 de octubre de 2010, puede ser descargado aquí.

Por varias razones, Georgia reconoce a Juan Guaidó como presidente legítimo de Venezuela. Primero, Georgia es un país pro-occidental y pro-estadounidense. Georgia, hoy en día, es un importante polo de inversiones en Eurasia. Es un país que coopera con los Estados Unidos y promete desarrollarse rápidamente. Segundo, el conflicto político en Venezuela ha escalado a niveles muy altos y no puede ser ignorado. Tercero, Venezuela reconoce a Abjasia y ha sido su aliada en la región. Georgia percibe a Venezuela como un país hostil, y con frecuencia, las direcciones IP venezolanas son bloqueadas desde Georgia. Los georgianos tienen muchas razones para reconocer a Juan Guaidó como presidente de Venezuela y darle todo su apoyo.

La pregunta es: ¿cómo manejará Juan Guaidó, en un gobierno de transición, las relaciones de Venezuela con Abjasia? ¿Cuál es la forma más prudente de abordar las relaciones Venezuela-Abjasia-Georgia, en medio de la difícil coyuntura en Venezuela y su rol en el juego de ajedrez geopolítico? En situaciones tan delicadas como estas, es difícil ser neutral y se tiene que fijar una posición. Aunque Abjasia es un país pequeño y con escaso reconocimiento internacional, es muy relevante para Rusia en términos estratégicos y geopolíticos.

Ya veremos...

Vicente Quintero        
@vicenquintero

ORLANDO VIERA-BLANCO, VENEZUELA VUELVE A CANADÁ


Venezuela comienza a vivir un nuevo despertar. Ya no es la luz que se ve al final del túnel. Es el alba que se divisa en el horizonte. El 2F-2019 deberá recordarse como la gran concentración de Venezuela por la libertad y recuperación democrática, donde vale agregar participaron tanto civiles como militares. Sí. Ha leído bien. Militares que se pusieron del lado del pueblo, que acompañaron al pueblo y por tanto, decidieron no oprimir ni agredir al pueblo…

Embajador en Canadá

Como es sabido, el pasado Martes 29E-2019, el Presidente Interino, Juan Guaidó Márquez, designó 10 Embajadores en igual número de países, en ejercicio de las competencias ejecutivas y constitucionales; relanzando las relaciones diplomáticas de Venezuela con los países nominados y en búsqueda de la reactivación de la agenda humanitaria.

He sido honrado por el Gobierno Interino de Juan Guaidó, como representante diplomático, esto es, Embajador y Jefe de la Misión Diplomática de la República de Venezuela en Canadá, lo cual nos distingue y enorgullece, pero también nos compromete inmensamente. Estos nombramientos también en EEUU, Argentina, Brasil, Chile, Colombia, Costa Rica, Ecuador, Honduras, Panamá y Perú, más el representante ante el Grupo de Lima, buscan reconstruir buenas relaciones con cada uno de los países dignatarios, facilitando el envío de material humanitario a Venezuela como alimentos, medicinas, material quirúrgico, equipos y demás suministros para devolverle la vida a los venezolanos y mantener con vida a nuestros niños, que recién llegan a este mundo.

En Canadá tenemos mucho por hacer. Canadá ha sido un líder en la defensa de los DDHH y el proceso de restauración democrática y republicana de Venezuela. Debemos recordar la tarea cumplida por embajadores como Ben Rowswell, quien durante años en Caracas, de manera absolutamente solidaria y diplomáticamente impecable, logró documentar lo que sucedía en Venezuela y persuadir al gobierno de mejorar sus relaciones con Canadá atendiendo las demandas de la comunidad internacional.

No tenemos un censo exacto de cuántos venezolanos viven en Canadá. Pero la cifra ronda por los 50 mil compatriotas. Recordemos que fue el país que recibió la mayor parte de profesionales despedidos de Pdvsa en 2002. Vale decir, gran parte de estos talentos, no sólo han triunfado en las empresas petroleras contratadas entre Calgary y British Columbia, sino que han puesto el nombre de Venezuela muy en alto en términos de valores familiares, costumbristas y fructífera integración. Por cierto, hoy la arepa es toda una institución en Canadá, y los tequeños se han convertido en degustación de protocolo, no sólo en las tenidas venezolanas sino en recepciones de rigor diplomático.

Nuestra misión

Por lo pronto nuestra tarea en Canadá será llenar los vacíos entre Venezuela y Canadá y reconducir la ayuda humanitaria para Venezuela, orientando al Estado canadiense sobre cuáles pueden ser las prioridades, formas y canales más rápidos y eficientes para hacer llegar este auxilio a nuestros compatriotas.

Es igualmente impostergable activar con el gobierno canadiense otros planes de apoyo no estrictamente en el plano humanitario, sino también de formación ciudadana y profesional. Abrir nuevos horizontes con Canadá no sólo en un plano estrictamente económico o material, sino también académico, científico, turístico y sociocultural. En lo personal he estado viniendo a Canadá por más de 35 años. Conozco muy bien lo que Canadá, su nobleza, su cultura y su abundancia, pueden significar para el pueblo venezolano, como también lo que la nobleza, cultura y la abundancia del pueblo venezolano puede trascender para Canadá.

La sociedad canadiense es una unidad grupal que practica celosamente la tolerancia, lo cual la hace ser una sociedad horizontal; gente humilde, de convicciones normativas, justa, hacedores de paz y de un talante genuinamente igualitario. Es un país no sólo rico en minerales, madera o caudales productores de energía, sino además en civismo riguroso, respeto de la ley y la multiculturalidad. Y en el marco de su cultura y perfil socio económico, supone una de las democracias más solventes del mundo donde con tan sólo 29 millones de habitantes en uno de los territorios más vastos del planeta, lejos de ser un país cerrado al factor migratorio, es una nación abierta sin dejar de lado la estricta rigurosidad en la elección de inmigrantes.

Nuestros refugiados

Esta será otra de nuestras grandes misiones. Abrir oportunidades para los venezolanos en Canadá. Coadyuvar en el entendimiento canadiense que nuestros inmigrantes no sólo merecen el derecho refugio sino su conversión en residencia permanente por razones humanitarias, además de las naturales profesionales y familiares. Y sin duda, al tiempo de concretarse la transición democrática en nuestro país, nos abocaremos a restituir el Derecho Humano de la identidad a nuestros compatriotas, que no es otra cosa que otorgarle su pasaporte a cada venezolano inmigrante en Canadá…como sucede en cualquier país civilizado con una representación diplomática respetuosa de sus ciudadanos en el exterior…. ¡Oh Canadá!, como inicia su Himno: ¡Vamos muy bien!

Orlando Viera-Blanco
@ovierablanco

BERNARD HORANDE, EL …. ¿FINAL…?


Dicen que a Ariel Sharon una vez un periodista le preguntó que si, ante el conflicto con los palestinos, él veía luz al final del túnel. Su respuesta fue: “La luz la veo, lo que no veo es el túnel”.

¿Cuántas veces los venezolanos, durante esta pesadilla que ya contabiliza 20 años, no hemos visto luz al final del túnel? Viendo o no viendo el túnel.

Hasta donde la memoria me alcanza, recuerdo los impactantes sucesos del 11 de Abril de 2002 en donde creímos que el mandado estaba hecho. Luego el Paro de Diciembre de ese mismo año que se prolongó hasta Enero 2003.

Posteriormente, el Referéndum Revocatorio del 2004 y las elecciones de 2007, ocasión en que por primera vez el chavismo le otorgó la victoria a la oposición (léase bien, “le otorgó”…).

Las elecciones Chávez-Capriles de 2012. Mejor no comentar. Seguidamente, la muerte de Chávez en 2013, con lo que mucha gente pensó que ya a esto le quedaba poco. Lo mismo supusimos con la llegada de Maduro al poder: este no dura ni 6 meses.

Finalmente, las protestas de la llamada ‘Salida’ en 2014 y sobre todo, las enormes manifestaciones de 2017, que durante casi 4 meses sacudieron a toda Venezuela, cobrando múltiples vidas de jóvenes venezolanos, así como miles de heridos, detenidos, torturados y exilados.

¿Me salté una? ¿Me faltó una?

De tal manera que para nosotros los venezolanos – con especial mención, si se me permite, hacia quienes han permanecido en Venezuela durante todos estos años – el final tan deseado de esta catástrofe lo hemos sentido varias veces muy cerca.

Y a la vez, frustrantemente, muy lejos.

De allí que uno, a pesar de percibir que se está presentando una posibilidad inmensa de éxito esta vez, sea reservado con respecto a hacerse demasiadas ilusiones.

No cabe la menor duda que los signos son muy positivos. Se están produciendo hechos inéditos con una fuerza desmesurada, que hacen presagiar buenos resultados.

Como lo he dicho en privado lo repito: las condiciones (¡todas!) para salir de esta satrapía criminal castro-chavista (con sus derivaciones maduristas y diosdadistas) que se entronizó en el poder en Venezuela, son innumerables e inmejorables.

Y difícilmente podrían repetirse en mucho tiempo. Tanto a lo interno del país como a lo externo.

Esta es nuestra mejor oportunidad en todos estos años. Nos toca aprovecharla. Nos toca administrarla. Nos toca hacer uso eficiente de ella.

Nos toca ser muy inteligentes. Nos toca actuar con pasión pensando con la cabeza fría.

En política nunca existe la última batalla. No existe la última oportunidad. Siempre los acontecimientos políticos generan sus propias soluciones. El problema es cuándo.

Ni pensar cómo fueron estas últimas Navidades en Venezuela. Cómo estaban los ánimos. Cómo se anclaba la tristeza, la desesperanza. Esa terrible sensación del más nunca.

Y cómo en menos de 15 días, frente a una fecha como el 10 de enero a la que por cierto algunos factores políticos no le estaban dando la importancia debida, el país democrático y decente se levantó como un tsunami.

Un maremoto capaz de arrasar de una buena vez con los autores del peor período social, económico y político de nuestra historia contemporánea.

Hoy contamos con muchos apoyos. En particular, los de muchos países del mundo.

Pero el papel fundamental nos toca interpretarlo a nosotros los venezolanos. Si hacemos las cosas bien, nuestras probabilidades de éxito son enormes.

Manejemos las expectativas con cuidado. Manejemos las informaciones con criterio. Manejemos nuestras esperanzas con inteligencia.

Manejemos nuestras actuaciones con coraje, sentido común, determinación y claridad.

Como dice Juan Guaidó…. ¡vamos bien!

Bernard Horande
bhorande@gmail.com
@BHorande

ERNESTO GARCÍA MAC GREGOR, EL BARCO COMANDANTE ETERNO


En 2005, el difunto contrató con el Gobierno socialista de Rodríguez Zapatero la construcción de ocho barcos patrulleros, cuatro oceánicos y cuatro de vigilancia del litoral, por la suculenta suma de 1.246 millones de euros. La comisión que enriqueció a unos cuantos chavistas, fue del 3,5% (42 millones de euros) y está siendo investigada desde hace seis años por un juzgado de Madrid.



Los primeros siete barcos fueron construidos en los astilleros de Cádiz, España, por la empresa española Navantia, El segundo de éstos, el Warao fue entregado a la Armada de Venezuela en agosto de 2011. Durante las maniobras conjuntas venezolano-brasileñas Venbras-2012, debido a impericia encalló en un arrecife y sufrió daños severos en el casco.

Fue remolcado por un buque holandés especializado en rescates hasta los astilleros de una empresa pública brasileña. Parte de su tripulación fue encarcelada en Venezuela acusados de negligencia. Los trabajos de reparación se detuvieron por falta de fondos. Su estado actual es un misterio.

A diferencia de los siete buques anteriores, la construcción del último de la serie, el Tamanaco, no se realizó en España. A alguien se le ocurrió como robar más dinero con este negocio que ya estaba sellado, e inventaron ensamblar el último de los barcos en Puerto Cabello, con la empresa Diques y Astilleros Nacionales, filial de Pdvsa y bajo la supervisión de Navantia. El nombre fue cambiado al risible mote (tipo Corea del Norte) de “Comandante Eterno Hugo Chávez”.

Aunque normalmente la construcción de estos buques toma menos de tres años, la del Comandante Eterno, supera ya la década. Se inició en 2008 y no fue botado hasta 2014. En abril pasado se iniciaron finalmente las pruebas de mar, pero aún hay "flecos pendientes" antes de que pueda ser entregado a la Armada venezolana. Haber sido ensamblado en socialismo es la causa de los retrasos.

Mientras tanto, a los altos militares implicados, así como a los del “Cartel de los Soles”, Maduro los ha ascendido a los más elevados cargos calculando que si

la dictadura cae, ellos serán los que más tengan que perder y por consiguiente harán lo máximo para preservar la tiranía. De allí la terquedad de los castrenses en no realizar elecciones y entregar el poder. Que oiga quien tiene oídos…

Ernesto García Mac Gregor
@GarciaMacGregor

ANDRÉS HOYOS, GUAIDÓ VERSUS MADURO, DESDE COLOMBIA


Hasta hace un par de meses casi nadie conocía a Juan Guaidó por fuera de Venezuela, mientras que de Maduro estábamos hasta las narices tapadas. Aunque no hay nada decidido, el destino de ese país yace ahora en manos de los militares, quienes lucen más partidos que un bulto de canela. Unos pocos generales se alinean con el régimen, al tiempo que buena parte de la oficialidad y los soldados rasos prefieren claramente a Guaidó. Puede que los mandamases intervengan, pero vaya que el problema se creció. ¿Sí aceptarán mancharse las manos de sangre hermana? Lo dudo mucho.

Hasta fines de 2018 los observadores internacionales andábamos muy decepcionados con la evolución del vecino país. Los repetidos fraudes de Maduro, incluida la espuria convocatoria a una Constituyente de bolsillo, parecían prosperar, al tiempo que un pedazo de la oposición se había enredado en la tontería de participar en elecciones trucadas dizque porque no se le podía dejar ese terreno al régimen. Ergo, iban de derrota en derrota. Había Maduro para rato (cuatro o más años); ahora no es seguro que el gordiflón termine 2019 en el poder.

Algo mudó que lo puso todo patas arriba. Tengo una teoría personal: se redujo tanto lo que podían robar los enchufados que muchos se pusieron nerviosos. Después las calles se volvieron a llenar de opositores, incluidas algunas barriadas de vieja raigambre chavista que se han sumado a la protesta. Por el camino, la comunidad internacional –Colombia, Venezuela, Argentina, Chile, la mayoría de países latinoamericanos, así como Estados Unidos con su embargo– han reconocido la legitimidad de Guaidó. Los europeos, luego de pensarlo bastante, dieron ocho días al régimen para convocar a unas elecciones limpias, so pena de reconocer a Guaidó como presidente interino. AMLO y otros populistas latinoamericanos o europeos están aburridísimos con Venezuela. Tienen razón porque Maduro les podría caer encima.

Es indiscutible la habilidad política del joven Guaidó. De más está decir que no se puede quedar en el poder si lo obtiene. En días pasados divulgó un video dirigido a los militares venezolanos que muchos recibimos primero por WhatsApp. Aquí puede verse: http://bit.ly/2sKdTXV. Por lo demás, ni Padrino López, el mafioso ministro de Defensa, ni sus esbirros se han atrevido a tocarlo. Por algo será.

¿Qué pasará más adelante en Venezuela? Difícil saberlo, pero pensemos por un instante con el deseo: es imposible sobreestimar la importancia que tendría para América Latina la caída de Maduro. Sería el fin de la ideología del chavismo. Todo un esquema quedaría desautorizado por el país potencialmente más próspero de la región, que hoy pasa hambre. Los populistas de izquierda de repente verían cerca el fin de sus mandatos, mientras que los aspirantes de esa corriente a llegar al gobierno tendrían que alterar de forma radical su estrategia si no quieren ser descartados de plano.

El puesto al que aspira Juan Guaidó, primero como interino y después como titular, constituye la rifa del tigre. Pocas labores más ingratas que intentar sacar a Venezuela de la olla. Dicho esto, en el resto del continente respiraríamos más tranquilos. No solo aminoraría mucho una presión política destructiva, sino que la inmigración venezolana disminuiría de forma considerable. Todas noticias potencialmente magníficas, así que crucemos los dedos. Ojalá haya una evolución virtuosa allá.

Andrés Hoyos
andreshoyos@elmalpensante.com
@andrewholes

RONNY PADRÓN, LA LIBERACIÓN NACIONAL ES LA EMERGENCIA


“Situación de peligro o desastre que requiere una acción inmediata” es la tercera acepción del término emergencia, así lo señala el Diccionario de la Lengua española, y precisamente es esa la situación que atraviesa Venezuela, evidente para cualquier persona razonablemente consciente de su realidad , menos para el grueso de la dirigencia demócrata nacional, que muy a pesar del gran triunfo político obtenido con la juramentación de Juan Gerardo Guaidó Márquez como Presidente de la República de Venezuela, continua incapaz de articular lo necesario para el restablecimiento pleno del orden constitucional en razón de la vigencia de una Fuerza Armada Nacional totalmente controlada por una dictadura socialista de la que es su principal garante.

Ante ello, resulta incuestionable la necesidad de plantar cara al régimen con una fuerza militar de superior entidad, capaz sí de disuadir a los uniformados socialistas sobre la continuidad de ese apoyo armado. Porque a la fecha presente todos los indicios condenan a la FAN como el más fiel aliado del socialismo en su labor de exterminio nacional, del todo alejada de la institución esencialmente profesional, sin militancia política, organizada por el Estado para garantizar la independencia y soberanía de la Nación y asegurar la integridad del espacio geográfico, en los términos de la Carta Magna.

Así las cosas, solo a través del apoyo internacional se logrará la inmediata activación de una fuerza militar de tales características, siempre bajo la dirección del Presidente de la República de Venezuela, conforme a la Carta Magna en específico el capítulo referido a los Estados de Excepción. El no hacerlo implica cohonestar injustificadamente la continuidad de un genocidio, que haría del todo estéril la actual avanzada demócrata ¡Ni un paso atrás! Ora y labora.

Ronny Padrón
caballeropercivall@gmail.com
@caballeroperci