lunes, 3 de abril de 2017

LUIS MANUEL AGUANA, EL DESENLACE DE UNA CARTA

El curso de los acontecimientos alrededor de la activación del instrumento de la OEA que debería abrirle caminos a la libertad y la democracia en el continente parece previsible. Hasta ahora los países de la OEA en su conjunto parecen haberse convencido, pruebas en manos del Secretario General, que la situación venezolana se ha agravado lo suficiente -basta ver las fotos y videos de la gente comiendo de la basura- hasta el punto de tomar acciones concretas para el repudio del peor gobierno que han tenido los venezolanos en su historia republicana.

No hay comentarios:

Publicar un comentario