domingo, 21 de febrero de 2016

CESAR GUILLEN CITTERIO, LA ABSOLUCION Y LA TOLERANCIA DEL COMUNISMO CUBANO.

La geopolítica estratégica de Obama a ratos parece ambigua, toda vez que la mojigatería populista del presidente norteamericano en los últimos años, produjo un desbalance que fue aprovechado por la extrema izquierda y por el radicalismo islámico del medio oriente. La apertura política con la Habana, es responsabilidad de los demócratas con fines exclusivamente comerciales y no políticos.

Sorpresivamente, la tendencia pareciera ser la tolerancia y la impunidad, ahora con la venia del vaticano, que a través de esta nueva santa vedette latina, absuelve de un plumazo como en la edad media, los pecados de la tiranía. Lo peor y más indignante es que sin nada a cambio, ni constricción religiosa  ni rectificación política. Tragedia la del pueblo de Martí, ahora será un nuevo paraíso fiscal.

USA, levantó aún más las restricciones a las exportaciones con Cuba y ahora los bancos pueden financiarlas a base de créditos. Grandes inversiones del capital internacional y mucho del dinero lavado. Países con crisis financieras ven una oportunidad de lucrarse sin importar lo que desde hace 50 años allí sucede. Por eso era necesario el lavado del rostro en lo terrenal y en lo espiritual.

Estos hipócritas aceptaran las condiciones de segregación política y la explotación laboral que les imponga el régimen. No importa que esto se deba a mano de obra esclava, que no puede sindicalizarse ni contratarse directamente sin la mediación de un régimen que se lleva el 95% de su salario y solo paga el equivalente de 25 dólares mensuales. ¿Liberté, igualité, fraternité?

Los beneficios del 50% del turismo están siendo aprovechados por el yerno de Raúl Castro, el jefe de la industria. Solo el estado tiene permitido el comercio exterior. Y mientras, seguirán la represión y las detenciones, las privaciones y el control de los medios. Nada va a cambiar, será retornar a la Cuba de Batista. El pueblo cubano otra vez negociado y traicionado, seguirá de miserable espectador.

El Foro de Sao Paulo en México, anunció la creación de “una escuela de cuadros socialistas de la izquierda latinoamericana liderada por la Habana, para la defensa de las fuerzas progresistas que sufren el ataque de USA y de la derecha internacional”. Sorpresivamente, Cuba ahora no figura dentro de esa agresión imperialista. Obama, Hollande y el Papa deben saber algo que el mundo democrático desconoce. Mientras, Santos pasa la dentera por confiar en los comunistas del show de la Habana.

Cesar Guillen Citterio
cesarguillencittrerio@gmail.com
"Adhuc Stantes"
“Todavía en Pie”
Caracas- Venezuela

No hay comentarios:

Publicar un comentario