miércoles, 17 de febrero de 2016

ANTONIO SEMPRUN, CUANDO EL CAOS COLAPSE

Las acciones implementadas por Nicolás Maduro con la servil complacencia de los otros dos poderes del estado el Tribunal Supremo de Justica y el Poder Moral, ponen el pie en el acelerador hacia el terrible escenario en el que los venezolanos dejaran de hacer largas colas para enfrentarse entre hermanos.

El Tribunal Supremo de Justicia al ignorar la decisión de la Asamblea Nacional y aprobar el Decreto de Emergencia Económica que esta habia negado le otorgó poderes absolutos a la incapacidad de quien ha contribuido en los últimos dos años a que se produzca la inminente implosión que como tsunami arrasará las instituciones del estado incluyendo aquella que no ha sabido leer la tragedia de un pueblo que no tiene tiempo para esperar, no por capricho sino por  sobrevivencia.

En Venezuela las condiciones de vida de sus ciudadanos se deterioran cada día mientras el Poder Ejecutivo y el Poder Judicial siguen jugando a ser tapiza de las decisiones del Poder Legislativo y éste a buscar sin éxito vías alternas para hacer valer el poder que les otorgó el pueblo, en ese forcejeo la crisis se agudiza y el estómago vacío de los venezolanos los empuja al desastre.

El balón caerá en los pies de la Fuerza Armada Nacional, que deberá tomar decisiones trascendentales para enfrentar una crisis con diferentes y complicadas aristas, a nivel nacional tendrá que ejecutar acciones que la hagan ver y sentir como la institución capaz de contener el desbordamiento de delincuentes criollos y foráneos que se han ido armando y que pretenderán sacar ventaja del caos y ante la opinión de una comunidad internacional que ha volteado para otro lado ante los desmanes de los gobernantes, deberá actuar con atino legal para que  las actuaciones no sean vistas como las de unos gorilas uniformados que rompieron el hilo constitucional en un país en el que desde años se implantó una dictadura frente su mirada complaciente.

El caos en el que sumergieron a Venezuela colapsará, el país estará a merced de la delincuencia desbordada, desabastecido de alimentos, medicinas y otros rubros por lo que será necesario actuar con determinación para brindar tranquilidad, seguridad a la población y generar la confianza internacional que le brinde ayuda a un pueblo que está pidiendo ayuda desde hace mucho tiempo y que está poniendo orden en su territorio.

Coronel Antonio Semprun
coronelantoniosemprun@gmail.com
@AntonioSemprun

Caracas – Venezuela

No hay comentarios:

Publicar un comentario