lunes, 18 de abril de 2016

VICENTE BRITO, SE RADICALIZA EL SOCIALISMO DEL SIGLO XXI E IMPONE SU MODELO EN NUESTRA ECONOMIA, RED POR LA DEFENSA AL TRABAJO, LA PROPIEDAD Y LA CONSTITUCIÓN,

Cuando analizamos las distintas alertas de los voceros de los sectores productivos nacionales sobre las dificultades que tienen para sostener la actividad económica y sus empresas operativas. Observamos que no hay respuesta por parte de los organismos públicos responsables de atender estas dificultades y buscar soluciones, lo cual nos indica que no quieren hacer nada y por lo contrario cualquier decisión va en dirección opuesta a la esperada.

Esto constituye una clara indicación que el camino escogido por el gobierno, es dejar a un lado los sectores económicos privados y afianzar su estrategia  de producción en manos de consejos comunales, organizaciones socialistas y las empresas públicas. O sea se repiten los programas y esquemas productivos públicos que han dado pocos resultados en cantidades producidas, pero si grandes pérdidas de recursos  en los últimos 9 anos. Principal razón de nuestra elevada escasez por los fracasos de los planes y programas de producción pública. Así como la tragedia productiva causada por las tomas de tierras y empresas privadas las cuales han desmejorado gravemente sus capacidades productivas y la mayoría lucen abandonadas, de la misma manera tenemos una elevada inflación, al gobierno utilizar al BCV  como mecanismo para cubrir las crecientes perdidas del conglomerado económico público y a la vez financiar a las empresas públicas, el emitir pagares a PDVSA lo cual es dinero inorgánico y cuyo monto alcanza el TRILLON DE BOLIVARES.

Hoy nos encontramos con una una versión más radical del SOCIALISMO SIGLO XXI, donde se pone en evidencia la estrategia oficial de minimizar al máximo la actividad económica privada y así lo demuestran, el desinterés del gobierno en no mejorar nada sino lo contrario empujando decisiones, controles, regulaciones y todo tipo de medidas que limitan aún más al sector privado. Las propuestas que han salido como soluciones a corto plazo a nuestra crisis así como la recuperación del sector privado son evidentes CORTINAS de HUMO, para crear mayores expectativas a la población que luce más limitada, angustiada en su capacidad de consumo y martirizada por la elevada inflación, que convierte sus menguados ingresos en SAL y AGUA.

Nos permitimos señalar lo que a nuestro entender, son algunas de estas medidas draconianas que se están llevando como estrategia oficial y conducen a la quiebra de un CRECIENTE número de empresas privadas, mientras aumentan las desmejoras socioeconómicas de los Venezolanos.

Estos aspectos que mencionaremos a continuación son los CAUSANTES REALES de la GUERRA ECONOMICA, texto favorito el cual utiliza la maquinaria oficial de propaganda para señalar a las empresas privadas como responsables de la grave situación de desabastecimiento y constantes aumentos de precios.

1. CONTROLES DE PRECIOS. Los precios fijados por el gobierno en su casi totalidad, obligan a las empresas a vender por debajo de sus costos, cuando se realizan ajustes después de meses o años de espera nos encontramos que los nuevos precios han sido superados por los crecientes costos de producción, viéndose obligados a seguir vendiendo a perdida. Esto ha llevado al cierre de muchas empresas agrícolas, pecuarias, agroindustriales, industrias, comercios, etc. Se puede observar cuando recorremos las tradicionales regiones agropecuarias y zonas industriales a lo largo y ancho del país, donde se observan tierras abandonadas, procesadoras agro industriales paralizadas, buena parte del parque industrial en su mínima producción así como cantidades de comercios cerrados o con poca existencia de mercaderías.

2. MONOPOLIO  DE LOS DOLARES. El gobierno ha concentrado en sus manos la casi totalidad de las importaciones, limitando al sector privado de poder adquirir directamente los dólares para comprar sus materias primas o componentes necesarios, de sus proveedores internacionales tradicionales. Los resultados los observamos en los bajos niveles de producción con su grave incidencia en la escasez. Las importaciones públicas las hace CASA y EMPRESAS PUBLICAS con dólares que les provee CENCOEX a la taza de Bs.10 por $. Lamentablemente las materias primas o componentes importados muy poco le son otorgados a las empresas privadas, quedando en manos del sector público su distribución a los consumidores nacionales, con los resultados observados en abastecimiento y precios. Donde encontramos que buena parte de estos productos van a la reventa o al contrabando de extracción.

3. ESQUEMA SANCIONATORIO. Las sanciones impuestas por los organismos públicos responsables de la supervisión de que se cumplan con los precios regulados y bajo un ESQUEMA SANCIONATORIO que es el más punitivo del continente, en una DENOMINADA guerra contra la especulación y el acaparamiento, ha llevado a la aplicación de elevadas multas y ordenes de arrestos, a directivos y gerentes de empresas que han resultados sancionados en la realización de estos operativos. Sus efectos en la salud económica de los productores y comercios han sido evidente con la aplicación de la venta obligada de sus existencias a precios fijados a criterio de los funcionarios responsable de las sanciones. Muchos comercios se encuentran con reducidos inventarios como resultado de la aplicación de estas sanciones, encontrándose en dificultades económicas al encontrarse que el PRECIO de reposición de los productos vendidos su valor es varias veces al que fueron obligados a vender.

4. PARALISACION DE EMPRESAS PÚBLICAS. Su capacidad de producir es vitales para los venezolanos, ya que el conglomerado económico público constituye el 80%del total del patrimonio empresarial nacional, estando en una proporción de 4 a 1 al comparararlos con las empresas privadas. Los productos como el Cemento, Acero, Aluminio, Plástico, Agroquímicos, Fertilizantes, etc. donde el gobierno ejerce un control monopólico de estas actividades, son  evidentes su poca producción, creándole a las empresas privadas que dependen de los productos que ellas fabrican o importan, una problemática angustiante al no poder obtener las cantidades necesarias para sostener su actividad productiva, lo cual ha incidido en el cierre parcial o total de miles de empresas privadas a lo largo y ancho del país con sus consecuencias en el empleo y producción.

No se puede justificar esta situación ya que la mayoría de estas empresas cuando estaban en manos privadas, alcanzaron niveles de producción no solo para cubrir la demanda nacional, sino también exportaban, hoy sus niveles productivos están entre 20% y 35% de lo que eran, con sus graves consecuencias en la economía del país.

5. ANUNCIOS PARA AUMENTAR PRODUCCION QUE CREAN EXPECTATIVAS PERO SIN RESULTADOS. A principios de este ano el gobierno realizo una serie de anuncios donde se crearon grandes expectativas de mejoras para la economía, a la vez se incrementaría el abastecimiento y con el aumento de producción mejorarían los precios. Luego de transcurridos casi cuatro meses los resultados observados son todo lo contrario, de ellos el más preocupante es la PRODUCCION DE ALIMENTOS donde se anunció la siembra de 2.5 millones de hectáreas para buena parte de ellas ser realizadas en el ciclo de invierno que comienza en una semana en los llanos occidentales y termina en la primera semana de junio en los llanos orientales. Tristemente los voceros de los gremios empresariales piden a gritos los insumos necesarios para las siembras: Semillas, Agroquímicos, Fertilizantes. Sin que se hayan obtenido cantidades significativas para siquiera realizar el 20% de las áreas previstas. Esto unido a la no importación de cauchos y repuestos para las maquinarias agrícolas, estimando que el 40% de los tractores están paralizados por este concepto. Nos indica que al no sembrarse las cantidades previstas de hectáreas de maíz, arroz, sorgo, soya, caña de azúcar, café, etc. se nos va agravar la escasez de alimentos, parte de ellos se usan para la producción de alimentos para pollos y ganado de leche. Lo preocupante es que si no producimos tendremos que importar y dólares no habrá mientras los precios del petróleo sigan bajos. Lo cual nos indican que la escasez seguirá agravándose así como el crecimiento de la inflación la cual estiman analistas alcanzara el 500%.

Por estas razones y algunas otras es evidente que los programas que llevan a cabo el gobierno, están contemplados en el modelo económico denominado SOCIALISMO SIGLO XXI y el plan de la patria del 2013 al 2019, donde el sector privado nacional será minimizado aún más, con la desaparición de buena parte de las EMPRESAS, así lo demuestran todas las medidas tomadas por el gobierno, haciendo énfasis en el fortalecimiento de la economía productiva comunal, como ejemplo la cría y siembra de cultivos urbanos y la proliferación de empresas socialistas como sustitutas de las privadas.

Hemos denominado esta estrategia económica el ABRAZO DE LA ANACONDA. Al gobierno impulsar con estos mecanismos aplicados el EMPOBRECIMIENTO masivo de la población, la desaparición de las empresas privadas y la RUINA financiera del país.



Vicente Brito
vicent.brito@gmail.com
redporladefensaaltrabajo@gmail.com
@vicentejbrito
Presidente

Red por la defensa al Trabajo, la Propiedad y la Constitución

No hay comentarios:

Publicar un comentario