sábado, 20 de febrero de 2016

GERÓNIMO FIGUEROA FIGUERA, SANCOCHO DE COSTILLAS CUESTA 4 MIL BOLOS

Lo que siempre ha sido una alternativa alimenticia para los sectores de clase media y de los habitantes de los sectores populares, en estos tiempos de revolución bolivariana ha pasado a ser un plato de lujo. El popular sancocho que alcanzaba para toda la familia y echándole un poco de agua para rendir el caldo alcanzaba hasta para que comieran los invitados que llegaban a última hora con algún de la casa. El popular sancocho se ha hecho difícil no solo por la escasez de las cosas que azota al país, sino por lo caro que se han puesto los ingredientes.

Saquemos cuenta para ver cuánto cuesta exactamente preparar un sancocho para una familia de cinco personas, padre, madre y tres hijos, que es el número de integrantes de la mayoría de las familias venezolanas. Un kilo de costillas cuesta 1000 bolívares y para eso se necesita un kilo y medio que son 1500 bolívares. La verdura cuesta 600 bolívares el kilo y se necesitan dos kilos que son 1200 bolívares.  El paquete de aliños integrado por cebollas, ajo, pimentón y ajíes dulces, entre otros, está por el orden de 800 bolívares, mas un sobrecito de sopa maggy para darle gusto en 200 bolívares. Total 3700,oo.

Pero, después de preparado el sancocho y listo para servirlo, hay que comprar una torta pequeña de casabe que cuesta 150 bolívares y un kilo de lechosa o de cambures para el jugo por 300 bolívares, mas los 3700,oo es un total de 4150,oo bolos. Pero además de dar gracias a Dios por los alimentos que se van a ingerir, hay que cruzar los dedos para que en ese momento no toquen a la puerta y entre un amigo o familiar que obligue necesariamente a colocar una o dos sillas en la mesa y echarle agua al canarín para rendirla.

Ahora bien, contemos con cuanto cuenta esa familia donde solo uno trabaja, el padre o la madre  y gana salario mínimo. Si aplicara la tarjeta de cesta ticket que de acuerdo a la nueva unidad tributaria ahora serán 7800 bolívares, solo alcanzaría para que esa familia de cinco integrantes coma una solo vez al mes sancocho. Pero si aplicara los 9600 bolívares del salario mínimo y los 7800 de los cesa ticket, solo alcanzaría para comer sopa cuatro veces al mes, sin invertir en nada mas ni hacer otros pagos obligatorios como los servicios públicos.

Cuando vemos ese cuadro de miseria en que han convertido a nuestro país, donde por culpa de las malas políticas económicas que generaron inflación mas alta del mundo que tiene a las familias venezolanas alimentándose mal y los niños no están consumiendo las proteínas necesarias que recomienda la Organización Mundial de la Salud, para que haya un crecimiento adecuado y se produzcan buenos rendimientos en las escuelas, liceos y universidades, podemos afirmar que la revolución bolivariana y socialista del siglo XXI es una estafa en materia de alimentación y un fraude en materia política.

Esta es la triste realidad que los burócratas que integran el mal llamado grupo de la FAO que depende de las Naciones Unidas no mira ni mide, a la hora de otorgar el cartón al régimen de Nicolás Maduro declarando que las políticas alimentarias aplicadas bajaron el hambre y la pobreza en Venezuela. Seguramente que estos burócratas de la FAO  para dar esa estafa como veredicto, sin ninguna duda, realizan las encuestas en las quintas de lujo donde viven los enchufaos y no en los sectores populares donde una familia cuyo padre o madre gana salario mínimo solo puede comer sopa de costillas cuatro veces al mes, y nada mas.

Pero la vaina no se queda allí, con la implementación del decreto de Emergencia Económica rechazado por la Asamblea Nacional y revivido por la Sala Constitucional del Tribunal Supremo de Justicia, ahora por las medidas anunciadas por Nicolás el salario mínimo se ubica en 11 mil bolívares y la cesta ticket en 13 mil, lo cual significa que el salario pasó  a ser complemento de los bonos de alimentación. Que tal. Ahí queda eso.

Gerónimo Figueroa Figuera
geron2ff@hotmail.com
@lodicetodo 
CNP:569

Monagas – Venezuela

No hay comentarios:

Publicar un comentario